Presentará Osorio Chong libro sobre la vida de Rosendo Radilla

MÉXICO, D.F. (apro).- Con el fin de “reconstruir la memoria histórica” de Rosendo Radilla Pacheco, el titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Miguel Ángel Osorio Chong, presentará el 1 de marzo un libro en el que se aborda la vida del dirigente campesino, desaparecido a manos del Ejército durante la llamada “guerra sucia”.

De acuerdo con la invitación, signada por el funcionario federal, la presentación del documento Señores, yo soy campesino, “es una muestra del compromiso adoptado por el Estado mexicano de reafirmar su deber de garantizar a todas las mujeres y hombres su derecho a la verdad”.

De igual manera, añade, busca “restituir a las víctimas en sus derechos y fortalecer estrategias para evitar que actos de esta naturaleza se repitan”.

El evento, programado para el próximo viernes en el Museo de la Memoria y la Tolerancia, será el primero relacionado con el caso Radilla en el que participa un representante de alto nivel del gobierno federal.

Sobre la presentación del libro, Octavio Amezcua Noriega, director de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de Derechos Humanos (CMDPDH) –organización que litigó el caso ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos  (CoIDH)–, señaló que el evento fue negociado durante las primeras semanas en que Enrique Peña Nieto se convirtió en presidente de la República.

“Se ha negociado con la nueva administración, a efecto de subsanar el acto de reconocimiento público que realizó el gobierno de Calderón, hacer la presentación de la semblanza de Rosendo Radilla, en la que se reconozca su historia y los actos que fueron cometidos contra él y lo que ha pasado en la familia a raíz de su desaparición”, dijo Amezcua Noriega en entrevista.

Entre otros asuntos que se acordaron con el gobierno de Peña Nieto, agregó, destaca la programación de nuevas excavaciones en el excuartel militar de Atoyac, donde fue visto por última vez Rosendo Radilla, con base en testimonios de “testigos presenciales y militares destacamentados en el lugar en esa época, lo que genera expectativas de localizar no sólo a Rosendo, sino a más personas desaparecidas durante la guerra sucia”.

Según el abogado, también se habló de una investigación efectiva “para que se cumpla la sentencia de la CoIDH, pues faltan las reformas al Código de Justicia Militar y la tipificación del delito de desaparición forzada en los códigos federal y estatales, acordes con los lineamientos internacionales de derechos humanos”.

El 17 de noviembre de 2011, el gobierno de Felipe Calderón realizó un acto de reconocimiento público de responsabilidad internacional del Estado mexicano por la desaparición del dirigente campesino en Atoyac de Álvarez.

A dicho evento no asistió la familia de Rosendo Radilla y tampoco los parientes de 450 desaparecidos políticos de la llamada “guerra sucia”.

La ausencia de los Radilla fue resultado del incumplimiento del gobierno de Calderón sobre un primer acuerdo para realizar el acto de reconocimiento ordenado por la CoIDH.

Los representantes de la familia Radilla y de la Asociación de Familiares de Detenidos Desaparecidos de México (AFADEM) habían acordado que fuera el entonces secretario de Gobernación, Francisco Blake Mora, quien encabezara el evento, programado en Atoyac de Álvarez para el 14 de noviembre de ese año.

Cuatro días antes la Segob notificó a Tita Radilla, hija del desaparecido y vicepresidenta de AFADEM, que Blake Mora no asistiría a Atoyac, por lo que la familia de la víctima anunció de inmediato la suspensión del evento.

Un día después de ese anuncio, el helicóptero en el que viajaba Blake Mora se desplomó. El funcionario murió junto con otras siete personas que lo acompañaban.

Días después, sin consultar a la familia ni a sus representantes, la Segob decidió enviar a la excanciller Patricia Espinosa a Guerrero para que encabezara el acto ordenado por la CoIDH.

Ante la decisión unilateral de la dependencia, los Radilla, el movimiento de familiares de desaparecidos de la “guerra sucia” en Guerrero y la CMDPDH determinaron no asistir.

 

Comentarios