Proponen la creación del Frente Nacional de Autodefensas

MÉXICO, D. F., (apro).- Reunidos en el Polyforum Cultural Siqueiros, un grupo de líderes sociales, sacerdotes y exlegisladores se pronunciaron por el surgimiento de un Frente Nacional de Autodefensas que sirva para “despertar a la nación y demandar justicia y seguridad pública”.

José Manuel Mireles, fundador de las autodefensas en Michoacán, precisó que no es un llamado a la insurrección ni a levantarse en armas, sino a la solidaridad nacional y a la demanda de justicia y seguridad.

Mireles dijo que, en el caso particular de Michoacán, las autodefensas están dispuestas a seguir luchando, a seguir con las armas, pero de la razón y la verdad.

Según él, 16 estados del país cuentan ya con grupos de autodefensa y 36 municipios en Michoacán con presencia del movimiento. “No somos guerrilleros, no tenemos capacitación, pero llego un momento que ya no se podía”, dijo al justificar el nacimiento de las autodefensas.

En el acto al que asistieron cerca de mil personas, José Manuel Mireles se puso una playera blanca con la leyenda “Yo soy autodefensa”, reconoció la importancia de la lucha ciudadana y dio a conocer la convocatoria para formar el Frente Nacional de Autodefensas.

Para ello pidió el apoyo de todo el país. “No queremos hacer la guerra, sino seguir demandando justicia y seguridad pública. Eso es lo queremos”.

Además descartó de antemano que el vaya a ser el coordinador general del Frente Nacional.
El líder de las autodefensas michoacanas leyó la convocatoria en la que se pugna por la seguridad nacional, la justicia y la participación en la elección de las autoridades.

“Este encuentro nos hace ver que los valientes están en todo el territorio. Todos somos autodefensas”, subrayó.

Asimismo reconoció que el gobierno federal ha habido avances en la detención de los principales líderes de Los Caballeros Templarios, pero sostuvo que el problema aán está lejos de resolverse en Michoacán.

Durante su intervención, el médico de profesión puntualizó las razones que los llevaron a proponer la creación del Frente Nacional de Autodefensas:

“No es para levantarnos en armas, nuestro objetivo no es llamar a la insurrección, sino a la insurrección de conciencia, a la solidaridad”.

Mireles sostuvo entre aplausos que “es ahora cuando más unidos debemos estar. Pedimos seguridad pública y justa justicia como derecho”.

En una parte de su discurso, se refirió a su destitución de la coordinación general de autodefensas. Aclaró que no hay tal porque cuenta con el apoyo de 34 poblaciones de las 37 que forman parte del movimiento.

La guerra de las autodefensas, precisó, no es contra el gobierno, sino contra el crimen organizado y la ausencia de la seguridad pública.
A pesar de que la mayor parte de su discurso fue propositivo, Mireles no dejó de cuestionar algunas de las acciones gubernamentales. En particular, criticó al secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, por hablar de que la paz ya está de vuelta en Michoacán, cuando solo se han dedicado a desarmar a las autodefensas. “Quién es el criminal”, cuestionó.
El comisionado federal Alfredo Castillo no se salvó. Lo acusó de negociar con criminales y secuestradores.
Por su parte, Hipólito Moral pidió al presidente Enrique Peña Nieto la liberación de los más de 100 autodefensas que se encuentran presos.
Dijo que seguirá en la lucha y que la cárcel solo lo hizo más fuerte. “Voy a seguir adelante, pase lo que pase”.

A su vez, el obispo Raul Vera acusó al Estado mexicano de provocar la violencia al arrebatarle a la población sus derechos a la vida, la paz y el progreso.

En su participación aclaró que no apoya el uso de las armas, pero se pronunció por la organización pacífica. “Una revolución armada es una locura” manifestó.

El padre Alejandro Solalinde habló de la corrupción que priva en las autoridades migratorias y dijo que son las principales responsables de la violación de los derechos humanos de los migrantes.

Por su parte, el exlegislador Jaime Cárdenas citó los artículos 39 y 136 de la Constitución que permite a la ciudadanía defenderse con el uso de las armas ante la inseguridad.

Al encuentro convocado por la exlegisladora perredista Thalía Vázquez Alatorre asistieron el obispo Raul Vera, el padre Alejandro Solalinde, los líderes de las autodefensas michoacanas el doctor José Manuel Mireles e Hipólito Mora, el exgobernador bajacaliforniano Ernesto Rufo Appel, el exconsejero electoral Jaime Cardenas, el general Francisco Gallardo, el político neoleonés Manuel Livas, el exalcalde de García Nuevo León, Jaime Rodriguez.

Acerca del autor

José Gil Olmos, reportero desde 1998. Colaboró en el periódico El Nacional y en el diario La Jornada. Desde el 2001 es reportero de la revista Proceso. Es autor de Los Brujos del Poder, La Santa Muerte la virgen de los olvidados, Los reporteros mexicanos en la guerra de Chiapas y Batallas de Michoacán.

Comentarios