“El Yugo Zeta” en Coahuila: control de penales, secuestros, matanzas, quema de cuerpos…

Sobre La mayoría pasiva, maldición para el cambio: Armando Bartra

De Rubén Juárez

Señor director:

Le agradeceré publicar en Palabra de Lector los siguientes comentarios sobre las afirmaciones contenidas en la entrevista titulada La mayoría pasiva, maldición para
el cambio: Armando Bartra (Proceso 2015).

Señala que “el voto nulo y la abstención en las recientes elecciones no representaron desaprobación o castigo para el gobierno de Enrique Peña Nieto y su partido, el Revolucionario Institucional; por el contrario, jugaron un papel de consolidación como mayoría en la Cámara de Diputados”; también, que “…una mayoría descontenta, pero pasiva, es una maldición para todos los que queremos el cambio”.

No comparto su opinión. El voto nulo y la abstención, definitivamente, representan castigo al gobierno, al sistema político electoral y a los partidos, desdibujados política e ideológicamente, convertidos en franquicias electorales, sin escrúpulos.

El problema no es la “mayoría descontenta, pero pasiva”; más bien, es la manifestación del verdadero problema: la carencia  de  un verdadero partido de izquierda, entendido como el representante de los intereses de los trabajadores. Más del 70% de los mexicanos somos trabajadores asalariados. México es un país mayoritariamente proletario. Tristemente, no existe un partido de los  trabajadores.

Los autonombrados partidos de izquierda carecen de un programa político proletario. Todos ellos, sin excepción (PRD, Morena y PT), mantienen un programa político empresarial, basado en la idea de empresarios honestos, como si el problema nodal del capitalismo perteneciera al ámbito moral y ético.

Durante las movilizaciones para evitar la aprobación de las reformas estructurales, los partidos autonombrados de izquierda permanecieron convenientemente al margen, basados en un cálculo político-electoral.

Se requiere una crítica mucho más profunda para corregir el rumbo.

Atentamente

Rubén Juárez

[email protected]

Comentarios