Dan a Lydia Cacho el Premio ALBA/Puffin por defensa de los derechos humanos

CIUDAD DE MÉXICO (apro-cimac).- La periodista Lydia Cacho Ribeiro, defensora de los derechos humanos de las mujeres, será galardonada con el Premio ALBA/Puffin al Activismo en Pro de los Derechos Humanos, que reconoce a personas cuyo trabajo y trayectoria promueven la defensa de esas garantías y exponen actos de injusticia y corrupción.

Los Archivos de la Brigada Abraham Lincoln anunciaron que el próximo 9 de mayo otorgarán el premio ALBA/Puffin a la periodista mexicana y al comunicador estadunidense Jeremy Scahill.

Cacho Ribeiro fue la primera periodista y defensora mexicana que denunció ante el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas, en Ginebra, Suiza, los constantes ataques a la libertad de expresión en México avalados por el Estado.

Ella misma –con más de 25 años de trayectoria periodística– enfrentó una detención arbitraria y tortura en diciembre de 2005 por documentar los nexos entre el poder político y redes de pederastas y trata de personas en México.

No quedarse callada le costó años de acoso y amenazas en su contra, que incluso la llevaron al exilio en 2012. Tales abusos nunca medraron el interés de la columnista y colaboradora por seguir investigando y publicando.

La labor humanitaria de Cacho ha sido reconocida en otras ocasiones: En 2006 recibió el Premio Yo Dona, del diario español El Mundo, y en 2008 obtuvo el galardón de Human Rights Watch por la defensa de los derechos humanos.

Un año después la autora de Los demonios del Edén y Esclavas del poder ganó el “Hermila Galindo” que entrega la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México, y en 2010 recibió el Harold Pinter PEN Club, entre otras preseas.

Por su parte, el periodista Jeremy Scahill ha documentado casos sobre el militarismo y las “guerras fantasma” de Estados Unidos en Oriente Medio y África.

El Premio ALBA/Puffin al Activismo en Pro de los Derechos Humanos es auspiciado por la Fundación Puffin y fue creado por el filántropo Perry Rosenstein, quien preside la fundación. Su propósito: Honrar a las Brigadas Internacionales y vincularlas con las luchas contemporáneas.

Comentarios