Arrecian bloqueos y plantones en Chiapas, a tres días de la visita del Papa

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- A tres días de la visita papal a Chiapas, organizaciones sociales y campesinas, empresarios e indígenas mantienen bloqueos de carreteras y la toma de plazas de Tuxtla Gutiérrez y la Catedral, donde el próximo lunes estará el Papa Francisco.

En Oxchuc, indígenas tseltales reiniciaron este jueves los bloqueos de carretera para protestar contra la indiferencia de los 40 diputados locales, quienes incumplieron el compromiso de nombrar a sus nuevas autoridades municipales como estaba previsto.

Cientos de pobladores iniciaron un bloqueo de carretera esta noche, luego de que el Congreso del Estado rechazó la renuncia de la alcaldesa María Gloria Sánchez Gómez.

La semana pasada, las autoridades les prometieron que el miércoles 10 la comisión permanente del Congreso del Estado daría entrada a la renuncia de la alcaldesa electa del PVEM. Además, les dijeron en sesión extraordinaria este jueves los 40 legisladores locales nombrarían a sus nuevas autoridades. Sin embargo, nada de eso ocurrió.


Óscar Gómez López, uno de los líderes del movimiento de Oxchuc, dijo que el pueblo entero decidió bloquear la carretera como respuesta al nuevo engaño de las autoridades estatales.

Agregó que el pueblo no sólo demanda la renuncia de Sánchez Gómez, sino que se vaya todo el cabildo. Y advirtió que mantendrán el bloqueo de carretera por tiempo indefinido hasta que se cumpla su exigencia: “el desconocimiento de todo el ayuntamiento de la multicitada cacique”.

En un comunicado, reiteraron:

“Esperamos la pronta y seria atención de nuestra exigencia a la brevedad posible ya que hemos esperado mucho tiempo. Si bien ha sesionando en lugares alternos para aprobar leyes que sólo benefician a un grupo de delincuentes incrustados en la política y en la vida pública, no vemos la cerrazón de los diputados al no hacerlo para devolver la paz y la tranquilidad en esta localidad indígena. Si el pueblo ha de derramar su sangre será por defender su libre determinación”.

Exigen alto a agresiones

En tanto, el grupo civil Las Abejas de Acteal dio a conocer hoy que los diferentes grupos que están en San Cristóbal de las Casas “no salieron a plantarse en la coyuntura del arribo del Papa, más bien el Papa arriba en medio de la grave crisis humanitaria que Chiapas viene en estos días. Porque no son comunidades y organizaciones que vienen a hacer peticiones de apoyos, sino que vienen a exigir un alto a las agresiones de paramilitares, a los desplazamientos forzados y las ejecuciones extrajudiciales en diversas partes del estado”.

Ayer por la noche, cientos de personas durmieron en la Plaza de la Resistencia, frente a la catedral, en medio de un frío que rondaba los cero grados; algunos bajo un hule o a la intemperie alrededor de fogatas.

El Centro de Medios Libres informó que sin coordinación previa, familias enteras víctimas de desplazamientos forzados, ataques paramilitares, con presos políticos y atrapadas en las redes de la impunidad como política de gobierno, se instalaron en la plaza.

“Son las comunidades que viven la emergencia humanitaria provocada por la represión contra las organizaciones de izquierda independiente en Chiapas, represión que usa como último eslabón de la cadena de mando a grupos paramilitares que actúan bajo un abierto régimen de impunidad”, agregó.

Al norte de la plaza pernoctaron las familias desplazadas de Shulvó, Zinacantán, adherentes a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona, quienes mantienen un plantón indefinido desde el pasado 4 de febrero. Antes, marcharon desde la unidad administrativa hasta la Plaza de la Resistencia.

A su marcha se sumó un contingente de las familias desplazadas de Banavil, también adherentes a La Sexta, quienes demandaron solución al caso de Alfonso López Luna, desaparecido. Los acompañaron contingentes de estudiantes de la Facultad de Ciencias Sociales, de normalistas y otros grupos unificados por el grito de “Zapata vive, la lucha sigue”.

En el centro de la plaza se ubica el plantón de las familias desplazadas de Santa Catarina, instaladas desde ayer. Al sur de la misma se encuentran contingentes de la organización OCEZ-Región Carranza con demandas agrarias. Al costado de la catedral durmió un contingente de Benemérito de las Américas que exigía la libertad de un grupo de presos políticos.

Hacia el costado sur de la catedral se ubicó el plantón de las comunidades de Chanal, quienes tras un conflicto poselectoral exigen la constitución de un consejo municipal, tal como se prometió hace unos días a las comunidades de Oxchuc.

Entre los propios manifestantes se rumora que antes de la visita del Papa llegarán nuevos contingentes a la Plaza de la Resistencia.

Por lo pronto, las movilizaciones que recorrieron la ciudad pintaron consignas en los muros recién pintados para que el Papa encontrara una ciudad limpia y pulcra. Entre las exigencias escritas se contó la presentación inmediata y con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

En un reporte en su página web, el Centro de Medios Libres aseguró:

“Mientras el gobierno del estado, el federal y el municipal de San Cristóbal han intentado vender una imagen de San Cristóbal de las Casas al estilo Disneylandia, la realidad de la emergencia humanitaria le explota en la cara, pero para ello los tres niveles de gobierno han diseñado un estado de excepción que empezará a funcionar el 13 de febrero, mientras el 14 se declara el estado de queda y en los hechos un estado de sitio, con las carreteras cerradas y las calles atestadas de cuerpos de seguridad federales”.

En Tuxtla, decenas de empresarios chiapanecos tiene tomada la plaza central por donde pasará el Papa Francisco el lunes. El hecho fue para exigir que el gobierno estatal les pague sus deudas por venta de productos o servicios dados al gobierno de Juan Sabines Guerrero y parte del gobierno de Manuel Velasco Coello.

Como respuesta, el gobierno ha dicho que sólo pagará a quienes puedan documentar la deuda, por lo que las negociaciones no han llegado a ningún acuerdo.

Comentarios