Reunión entre el Papa y Kirill “ha suscitado la esperanza de los pueblos del mundo”: Fidel Castro

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El líder de la revolución cubana, Fidel Castro, calificó de esperanzadora la reunión que sostuvieron el Papa Francisco y el patriarca ortodoxo ruso Kirill, el pasado viernes 12, antes de que el máximo pontífice de la Iglesia católica prosiguiera su viaje de cinco días a México.

“La singular importancia del encuentro entre el Papa Francisco y su santidad Kirill, en La Habana, es que ha suscitado la esperanza de los pueblos del mundo”, escribió Castro en un corto artículo publicado en el portal oficial ‘Cubadebate’.

“Tristemente, casi todas las religiones han tenido que lamentar el hecho destructor de las guerras y sus terribles consecuencias”, añadió.

Francisco y Kirill se reunieron el viernes 12 en la capital cubana, con lo que dejaron atrás un milenio de discordias eclesiales y ambos se pronunciaron por la paz, contra la guerra y en favor de la familia.


“La paz ha sido el sueño dorado de la humanidad y anhelo de los pueblos en cada momento de la historia. Miles de armas nucleares penden sobre las cabezas de la humanidad. Impedir la más brutal de las guerras que puede desatarse, ha sido sin duda el objetivo fundamental del esfuerzo de los líderes religiosos”, precisó Fidel Castro.

Subrayó: “Luchar por la paz es el deber más sagrado de todos los seres humanos, cualesquiera que sean sus religiones o país de nacimiento, el color de su piel, su edad adulta o su juventud”.

En su estancia en Cuba, de jueves a domingo, Kirill visitó al expresidente, con quien conversó sobre “temas de interés vinculados a la causa de los pobres, la lucha contra la discriminación, la preservación de la paz y la supervivencia humana”, según información difundida por la prensa.

Ayer, antes de marcharse de Cuba, Kirill hizo referencia a su reunión con Francisco, al término de una liturgia que ofició en la catedral ortodoxa de La Habana, en presencia de obispos católicos.

“Esta visita mía a Cuba coincidió con otro acontecimiento muy importante en la historia del cristianismo universal: he tenido la oportunidad de reunirme en un clima abierto, fraternal y pleno de amor con el obispo de Roma, el Papa Francisco”, dijo.

Y estimó que “a pesar de todas las existentes diferencias teológicas entre los ortodoxos en el Este y los católicos en Occidente, entendemos con claridad nuestra responsabilidad común por lo que ocurre a la gente y la responsabilidad porque en nuestro planeta reine la paz”.

En aquella ocasión, luego de firmar una declaración conjunta, Kirill dijo a Jorge Bergoglio: “Gracias por este encuentro”. Y éste replicó: “Somos hermanos, tenemos un mismo Dios”.

Comentarios