“El Yugo Zeta” en Coahuila: control de penales, secuestros, matanzas, quema de cuerpos…

Toca a México organizar la Cátedra Friedrich Katz

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Luego de que el historiador John Womack, autor del más completo estudio sobre Emiliano Zapata, inauguró el año pasado la Cátedra Internacional Friedrich Katz en la Universidad de Chicago (UCH), corresponderá a El Colegio de México (Colmex) y al Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS) llevar a cabo la segunda edición del encuentro académico, el 20 de octubre.

Abierta en el marco del quinto aniversario de la muerte de Katz, ocurrida el 16 de octubre de 2010 en Filadelfia, Estados Unidos, la cátedra se instauró con el propósito de reflexionar acerca de los temas que definieron la obra del historiador nacido en Viena, Austria, en 1927, y autor de la biografía Pancho Villa y La guerra secreta en México, entre otros libros.

Entre esos temas se encuentran la Revolución Mexicana, los movimientos campesinos, las relaciones internacionales y el imperialismo, la guerra y las ideologías, los exilios y las migraciones, según señala en su página web el Centro de Estudios Mexicanos Friedrich Katz de la Universidad de Chicago (UCH).

Esta institución organiza la cátedra junto con el Colmex, el CIESAS, y las universidades Libre de Berlín, de Columbia y de Viena; estas últimas realizarán las próximas ediciones en 2017, 2018 y 2019, respectivamente.

La sesión de este año será el jueves 20 de octubre, en el Auditorio Alfonso Reyes del Colmex, ubicado en Camino al Ajusco 20, en Pedregal de Santa Teresa, con dos mesas de discusión y una conferencia magistral.

En el sitio web del Centro Katz puede verse el programa que iniciará a las 10 horas con una ceremonia encabezada por Gustavo Vega Cánovas, secretario general del Colmex, y Agustín Escobar, director general del CIESAS.

Con el título: “Geopolítica e identidad en la frontera norte de México durante el periodo revolucionario”, la conferencia magistral será dictada por el escritor y antropólogo chileno Claudio Lomnitz-Adler, investigador de la Universidad de Columbia.

En la primera mesa, moderada por Gabriel Martínez Sema, participan Romana Falcón Vega, del Colmex, con “Historia desde abajo. Indígenas, campesinos y movimientos sociales: una visión de largo plazo”; Alicia Salmerón Castro, del Instituto Mora, “El archivo de la reacción: el partido científico a la caída del régimen porfirista”; Dulce María Sauri Riancho, del CIESAS-Peninsular, con “Economía, política y procesos históricos en Nuevo León y Yucatán durante los siglos XIX y XX: un análisis comparativo”; y Luis Felipe Barrón Córdova, del Centro de Investigación y Docencia Económicas, con “El pensamiento y la política agraria de Venustiano Carranza”.

La segunda mesa será a partir de las 16:30 horas. Estará moderada por Carlos Macías Richard y exponen Daniela Spenser, del CIESAS, con “Vicente Lombardo Toledano”; Gabriele Rosenbauer, de dicho centro pero campus Occidente, “El ministro plenipotenciario Paul von Hintze en México (1911-1914)”; María Teresa Fernández Aceves, de la misma institución, “Los conflictos entre el anarcosindicalismo, el constitucionalismo y el villismo en el Jalisco de la Revolución”, y Daniela Gleizer Salzman, del Instituto de Investigaciones Históricas de la UNAM, “Exilio político en México. El Caso de los refugiados que no eran famosos”.

Cierra el encuentro el historiador Ariel Rodríguez Kuri, director del Centro de Estudios Históricos del Colmex.

Por su parte, el director del Centro de Estudios Mexicanos Friedrich Katz, Emilio Kourí, dijo a esta reportera al anunciar hace un año la realización de la cátedra que una de las grandes contribuciones del historiador –que llegó con su familia perseguida por su origen judío como exiliado a nuestro país en los años cuarenta– fue su insistencia a entender la historia de México en el ámbito internacional:

“(Como) producto en buena parte de su propia experiencia, como exiliado europeo en el México de Lázaro Cárdenas. Y eso no se puede entender sin el contexto de la Segunda Guerra Mundial, el fascismo y el comunismo en Europa, y el papel que México jugó.”

Destacó entonces que el estudio de la historia mexicana había tenido un enfoque muy nacional antes de Katz:

“Es una lección que vale la pena repetirse, porque la tendencia de todos es casi siempre volcarnos hacia lo interno, hacia lo más obvio, lo más inmediato, y la obra de Katz y la de Villa nos recuerdan que hay muchas cosas que no se entienden si se limita el enfoque o el área de análisis al espacio nacional.

“En el caso de la revolución, incluyó a Estados Unidos y a otros actores, pues aunque las cosas parecen surgir desde más abajo, como el movimiento de Villa, tuvieron que lidiar con estas fuerzas internacionales: Estados Unidos, el tráfico de armas en la frontera, los agentes estadounidenses, alemanes.”

Para tener mayor información de la cátedra, se pueden dirigir correos a las doctoras Valentina Garza Martínez (CIESAS), en el correo [email protected], y Erika Pani (Colmex), en el [email protected]

Comentarios