PANAMA PAPERS GANA PULITZER

México en el salón del libro de Montreal

Del 16 al 21 de noviembre se llevó a cabo la edición número 39 de este encuentro quebequense. Escritores mexicanos hablaron de sus obras de poesía, cuento, novela, ensayo y literatura infantil y juvenil, y brindaron al público quebequense un nutrido panorama de nuestras letras, como se asienta en este reporte especial.

MONTREAL, Canadá (Proceso).– Casi 2 mil autores, mil editoriales y 115 mil visitantes se reunieron del 16 al 21 de noviembre en la Place Bonaventure, la sede este año del Salón del libro de Montreal (SLM) Personajes canadienses, como el escritor Yann Martel, el dibujante Guy Delisle y el dramaturgo Michel Tremblay, participaron a lo largo de esos días. Sin embargo, la figura más importante fue México, país invitado de la edición número 39 de esta cita literaria, una de las más reputadas del calendario cultural de Canadá.

El SLM ofreció centenares de actividades para todos los públicos. Las charlas entre autores y académicos generaron alto interés, al igual que las citas para la firma de ejemplares. Se presentó una magna exposición dedicada a Anne Hébert, una de las grandes plumas de la historia de la literatura quebequense.

Asimismo, hubo una significativa atención a niños y jóvenes, con talleres, zonas de juegos y lecturas de diversos escritores. 18 mil alumnos de escuelas públicas y privadas participaron en el evento.

Entre todos los pabellones destacó el de México, sede de conferencias y puesto de venta de un considerable número de obras literarias de ese país.

Gilda Routy, presidenta del consejo de administración del Salón, señaló ante los medios que la invitación fue la consecuencia de los lazos de amistad desde hace décadas entre México y la provincia de Quebec.

Por su parte, Alejandro Estivill, cónsul de México en Montreal, contó a Proceso que la participación nacional obedeció a un interés mostrado desde hace años por los organizadores y por las autoridades quebequenses:

“Queríamos todos una presencia balanceada, que abarcara diversos géneros literarios y labores editoriales, además de tomar en cuenta a algunos autores ya publicados en francés.”

La presencia

Los escritores Claudia Hernández de Valle Arizpe, Francisco Hinojosa, Alberto Ruy-Sánchez, Enrique Serna, Jorge Volpi y David Toscana participaron en distintas actividades.

Los autores firmaron ejemplares, dialogaron con expertos y público sobre sus obras e intercambiaron puntos de vista con otros escritores en mesas enfocadas en géneros específicos.

Señaló en entrevista Ruy-Sánchez:

“Quebec fue uno de los primeros sitios donde tradujeron mis libros, gracias a las editoriales Les Allusifs y Leméac de Montreal. Encuentros como éste sirven para que los autores mexicanos puedan generar mayor interés dentro de la francofonía.”

Uno de los objetivos de la invitación a México ha sido el de generar mayor interés por parte de editoriales canadienses para incorporarlos a sus catálogos.

Comenta por su parte Serna:

“Es mi primera visita a Montreal y me ha sorprendido que los canadienses muestren tanto entusiasmo hacia la literatura de nuestro país.”

También se dieron charlas entre traductores, a modo de constatar la riqueza y la complejidad de transportar las palabras de los escritores mexicanos al francés, organizadas por la Asociación de Traductores Literarios de este país.

Junto al pabellón de México se presentó una exposición del artista plástico René Derouin, originario de Montreal y quien ha señalado la profunda huella de la cultura mexicana en su obra. También el recinto contó con cerca de mil títulos de escritores mexicanos, en francés y en español, tanto para los quebequenses como para la comunidad latinoamericana.

Sobre los muros del pabellón estuvieron colgadas algunas muestras del XXV Catálogo de ilustradores de publicaciones infantiles y juveniles, resultado de la edición 2015 de la Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil de México. Asimismo, la pianista Ana Gerhard conversó sobre sus trabajos literarios para generar interés en la niñez sobre la música clásica y, de igual manera, Hinojosa habló del estado actual de esa literatura, en la que temas como el secuestro, la migración y la depresión también tienen cabida.

Figuras de hoy y por descubrir

Marie Bouchard es originaria de Montreal y trabaja en el sistema educativo quebequense. Comentó que le gusta mucho leer a escritores latinoamericanos, en especial a mexicanos, y que vino a comprar obras clásicas y en busca de alguna novedad.

En un encuentro llevado a cabo en el foro principal del SLM, los escritores se refirieron a la actualidad de la literatura nacional. Enrique Serna manifestó que los lectores fuera de México ubican muy bien a los autores famosos, como Octavio Paz y Carlos Fuentes. Sin embargo, resumió en unos minutos el valor de otras plumas no necesariamente conocidas, y habló con entusiasmo de otros creadores, como Salvador Novo, José Revueltas, Elena Garro, Jorge Ibargüengoitia, Rodolfo Usigli y José Agustín.

A su vez, Jorge Volpi hizo una invitación para acercarse a escritores recientes, con el fin de disfrutar de una gran diversidad estilística y temática. Citó a Daniel Sada, Juan Villoro, Cristina Rivera Garza, Guadalupe Nettel y Julián Herbert. Aprovechó para rendir homenaje a la calidad literaria de Ignacio Padilla, fallecido hace apenas dos meses y quien fue miembro de la denominada Generación del crack, a la que también pertenece Volpi.

Por su parte, Claudia Hernández de Valle Arizpe habló sobre la importante producción de la nueva generación de poetas mexicanos, así como de la valiosa oportunidad que representa para los lectores extranjeros entrar en contacto con obras de autores como Xavier Villaurrutia, Carlos Pellicer y, sobre todo, Sor Juana Inés de la Cruz.

El foro estuvo animado por el escritor quebequense Mauricio Segura. Nacido en Chile pero instalado desde los cinco años en Montreal, subrayó el impacto de las letras mexicanas tanto en la producción literaria en lengua española como en Quebec, donde México ha fungido como una especie de puerta de entrada para el conocimiento de las culturas de América Latina.

Lazos culturales

La presencia de México como invitado del SLM ha resultado de las relaciones en materia cultural entre el país y la provincia de Quebec desde hace más de tres décadas. Miles de quebequenses vacacionan en México cada año, y la lengua española es muy apreciada, sobre todo entre los jóvenes de la provincia (existen programas de intercambio entre distintas instituciones), además de que cerca de 22 mil mexicanos residen en ella.

En su visita al evento, Christine St-Pierre, ministra de Relaciones Internacionales de Quebec, recordó que la provincia francófona ha participado en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara como invitada de honor en 2003, en la que envió una delegación de 400 personas.

St-Pierre manifestó que el gobierno quebequense financia actualmente cuatro proyectos educativos y siete culturales con México. Esto ha sido posible gracias al Grupo de trabajo Quebec-México y a un comité mixto de cooperación entre ambos. Ejemplos de esta reciprocidad pueden encontrarse en el teatro, el cine experimental y los museos.

El editor Gaston Bellemare, especializado en poesía (es el responsable del Festival de Poesía de Trois-Rivières, al que invitan en cada edición a poetas mexicanos), mantiene una relación con México desde hace cuatro décadas. Señaló en entrevista que su objetivo ha sido mostrar a los lectores quebequenses los versos de los poetas mexicanos y los de éstos a sus similares canadienses. Para ello ha trabajado con Marco Antonio Campos, académico de la UNAM y responsable de distintos proyectos de edición:

“Empezamos intercambiando uno a uno los derechos de traducción de poetas. Llevamos hasta el momento alrededor de 65 poetas traducidos.”

También cuenta que autores quebequenses, sobre todo en la esfera juvenil, tienen actividades constantes en México. Tal es el caso de S.O.S Village d’enfants, un proyecto en el que ha colaborado el Cirque du Soleil y que cuenta con la participación de Machincuepa Circo Social.

Comentarios