Mardonio Carballo renuncia a Constituyente; acusa racismo y cuotas partidistas

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Con acusaciones de discriminación, racismo y la operación de cuotas partidistas en la Comisión de Pueblos y Barrios Originarios y Comunidades Indígenas Residentes que presidía, el escritor Mardonio Carballo, de la bancada de Morena, renunció este miércoles a la Asamblea Constituyente.

A prácticamente un mes y medio de que quede conformada la primera Constitución de la Ciudad de México, el también poeta envió una carta al presidente de la Mesa Directiva, Alejandro Encinas, en la que informó de su decisión y acusó que el proceso legislativo está “secuestrado por cuotas partidarias y por personas de interés ilegítimo”.

Luego de tres meses de trabajo en una curul que ganó por voto popular el pasado 5 de junio, denunció que el dictamen de la Comisión que presidía “se construyó con indignante racismo al que se vio enfrentando y desde el cual se construyó el articulado final”.

“Presidir la Comisión de Pueblos y Barrios Originarios y Comunidades Indígenas Residentes ha sido una de las tareas más difíciles de mi vida no solo por todo el trabajo que se ha realizado desde que se conformó la Constituyente, sino por la imposibilidad de construir algo digno para los pueblos sin imposiciones intelectuales; con calidad jurídica y humana”, describió.

“Todo el trabajo fue desvirtuado por intereses partidistas y personales para verse reflejados en una Constitución que ni siquiera es de nosotros, y ese reflejo se constata en el articulado final del dictamen que presentamos hace unos días, el cual aprobé en aras de allanar el camino y transitar”, agregó en la misiva.

El autor de “Las Plumas de la Serpiente” (2103), detalló que durante el proceso de dictaminación, su “voz fue invalidada y pocos conocían el tema jurídico, nadie presentó asesores especialistas, pero todos los diputados metieron mano en el articulado”.

Dijo: “Lo más indigno ha sido constatar en persona el racismo al que me vi enfrentado y desde el cual se construyó el articulado final de la Comisión. Fui invalidado, mi voz y mi experiencia de vida perdió fuerza y validez ante la violencia imperante en la Comisión, ante el hecho de creerme sujeto de derecho y objeto de estudio al mismo tiempo, es bajo la lógica de discriminación no racial que renunció al cargo”.

Por ello, dijo, entregó una propuesta de los artículos 63, 64 y 65 “ordenada, sistematizada y desarrollada”. No obstante, ya no estará para defenderla.

No obstante, de acuerdo con los trabajos de la citada comisión, ésta debe hacer una consulta a las comunidades indígenas antes del 15 de enero de 2017 para tomar en cuenta su opinión respecto al dictamen elaborado para el ejercicio de sus derechos. Los resultados de dicho ejercicio serán vinculantes.

Tras la renuncia de Carballo, la bancada de Morena lamentó el hecho y reconoció “su lucha por los derechos de los pueblos indígenas y ayuda a que llegue a buen puerto” el dictamen que entregó la Comisión que presidía.

La curul a la que renunció Mardonio Carballo deberá ser ocupado por su suplente Aristeo López Pérez, militante de Morena, profesor de Economía en IPN e integrante de la Organización Nación Otomí.

El pasado 23 de octubre, el senador del PRI, Joel Ayala, también renunció a la Asamblea Constituyente debido a que esa responsabilidad no era “compatible” con su actividad en el la Cámara Alta.

Comentarios