PANAMA PAPERS GANA PULITZER

Dan prisión preventiva a albanés que embistió a agente de tránsito para evitar que le pusiera la “araña”

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México informó que se le dictó prisión preventiva oficiosa a un ciudadano albanés por el delito de homicidio calificado en grado de tentativa en contra de una oficial de policía de la Secretaría de Seguridad Pública.

En audiencia inicial, el agente del ministerio público imputó al ciudadano albanés, además, el delito de resistencia de particulares, señala el Tribunal en un comunicado.

Anoche, el juez de Control Edgar Campos Burgos “calificó de legal la detención, y el imputado, asesorado por su defensor privado, solicitó la duplicidad del término constitucional para que le sea definida su situación jurídica, por lo que se fijó para el próximo martes una audiencia en la que se determine su vinculación o no a proceso”.

En la información se aclaró que el imputado contó en la audiencia con la asistencia de un traductor de su confianza, y declaró respondiendo preguntas de su defensor privado.

El juez Campos Burgos giró oficio al Instituto Nacional de Migración, al Consulado de Albania con sede en Washington y a la Secretaría de Gobernación, informando de la medida cautelar impuesta y la situación jurídica del imputado.

El pasado 7 de febrero, el ciudadano albanés, quien conducía una camioneta, embistió dos veces a una mujer policía de Tránsito para evitar que ésta le pusiera el candado inmovilizador, conocido como “araña”, en la colonia Juárez, delegación Cuauhtémoc; calles adelante fue detenido.

Luego, la Secretaría de Seguridad Pública capitalina (SSP) difundió un video en el que se observa cuando la servidora pública se apresta a colocar el candado en la llanta de la camioneta negra modelo Chevrolet Trax, con placas del Estado de México, debido a que el tiempo que el conductor pagó en el parquímetro se había acabado.

La dependencia informó que el conductor llegó a la unidad estacionada en la calle Estocolmo, se opuso a que le colocaran el inmovilizador y, sin mediar palabra, subió al vehículo, lo encendió y trató de huir del lugar.

En ese primer movimiento, el auto empujó el triciclo donde se transportan los candados y éste a su vez golpeó a la policía, de nombre Marisol, quien cayó al piso. De inmediato, la mujer se levantó e intentó poner de nuevo el candado.

Las llantas del vehículo rechinaron hasta sacar humo y el auto avanzó de nuevo, proyectando a la uniformada contra unas motocicletas estacionadas y luego contra el suelo por segunda vez.

Comentarios