Colectivo exige integrar jurisprudencia por el derecho al matrimonio igualitario en Chihuahua

CHIHUAHUA, Chih. (apro).- Luego de obtener cinco sentencias firmes de juzgados federales para unir en matrimonio a parejas del mismo sexo, el colectivo México Igualitario solicitó al Poder Judicial de la Federación que integre la jurisprudencia respectiva por el derecho al matrimonio igualitario en la entidad, y exigió al Congreso local que haga lo que corresponda en materia legislativa.

De acuerdo con la agrupación, el Poder Legislativo tiene la opción de reformar el Código Civil del estado, o bien esperar a que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) lo obligue a hacerlo.

Hiram González Cruz, del Centro Humanístico de Estudios Relacionados con la Orientación Sexual (CHEROS), dijo que en cinco meses la Corte podría resolver, y ese lapso –agregó– tendría el Poder Legislativo para actuar.

“Los derechos humanos no se consultan, ni los de la comunidad LGBTTTI, ni los de las mujeres, ni los grandes, ni de otros grupos minoritarios. Hemos ganado y el Congreso ha sido omiso”, subrayó.

Ayer, integrantes de México Igualitario presentaron la solicitud en el Primer Tribunal Colegiado en Materia Civil y Administrativa en Chihuahua, así como al magistrado presidente del Pleno del Décimo Séptimo Circuito, Luis Ignacio Rosas González.

González presentó esta mañana un oficio a la presidenta del Poder Legislativo en el estado, Blanca Gámez Gutiérrez, donde se informa de las acciones que emprendieron en el Poder Judicial de la Federación para que, en términos de la Constitución y la Ley de Amparo, se proceda a la integración de la jurisprudencia sobre la inconstitucionalidad de los artículos 134 y 135 del Código Civil del estado.

“Como es de su conocimiento, la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al resolver el amparo en revisión 706/2015, declaró por unanimidad de votos la inconstitucionalidad de los artículos 134 y 135 del Código Civil del Estado”, explica González en el oficio.

En 2015, la misma SCJN emitió la jurisprudencia sobre la inconstitucionalidad de la definición de matrimonio igualitario como la unión de un hombre y una mujer.

Hiram González reprochó que a pesar de esa resolución, el Congreso local se ha negado de manera reiterada a reformar el Código Civil estatal.

“Derivado de la actitud homofóbica de este Congreso del estado, nos hemos organizado desde la sociedad civil para interponer los juicios de amparo que nos permitieran conformar una jurisprudencia contra el Código Civil del Estado, y con ello poder demandar a esta Legislatura ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación”, informó el colectivo.

Y expuso esa situación ante el Pleno del Décimo Séptimo Circuito, luego de que el Poder Judicial federal resolvió en Chihuahua seis amparos para que el Registro Civil una en matrimonio a parejas del mismo sexo, además de que los jueces federales han declarado la inconstitucionalidad de los artículos mencionados.

Los amparos en revisión que ganaron por los abogados de México Igualitario son: el 904/2015, 924/2015, 939/2015, 340/2015, 340/2015 y 885/2015, promovidos en los juzgados Primero, Segundo y Tercero de Distrito y resueltos por Tribunales Colegiados a favor de las parejas que los promovieron.

Asimismo, Tribunales Colegiados revisaron los amparos 90/2016, 102/2016, 115/2016, 80/2016, 124/2016 y 112/2016.

Las organizaciones que han promovido las acciones jurídicas en Chihuahua son CHEROS, Derechos Humanos Integrales en Acción (DHIA) y Movimiento Integración de la Diversidad (Movid).

“De esta manera se han obtenido las cinco sentencias de amparo en revisión necesarias para integrar la jurisprudencia respectiva y posteriormente iniciar ante la Suprema Corte el procedimiento de Declaratoria General de Inconstitucionalidad contra este Congreso”, señalan en su texto los inconformes, basados en los artículos 2 y 3 de la Constitución Mexicana y en la Ley de Amparo.

De igual manera, advierten que el Congreso local tiene dos opciones: atender el mandato constitucional de no discriminación y reformar el Código Civil estatal, o esperar a que la SCJN intervenga y los obligue a hacer valer los derechos de las personas homosexuales.

En cuatro años se han casado 120 parejas del mismo sexo

Alex Alí Méndez Díaz, abogado del colectivo, hizo un recuento de la lucha que emprendieron para defender su derecho a contraer matrimonio.

“Porque nuestros derechos no cupieron en su democracia, tuvimos que conquistarlos en los tribunales”, apuntó.

Méndez Díaz recordó que la lucha por el matrimonio igualitario en la entidad inició hace casi cuatro años, el 30 de abril de 2013, y a la fecha más de 120 parejas han contraído matrimonio por la vía civil.

“Hemos ganado las batallas en los tribunales, pero sabemos que ahí no termina la batalla. El objetivo no sólo era lograr que las parejas de hombres y mujeres pudieran casarse, sino que al final el reto más grande es que el Congreso y el gobernador del estado se sometan al orden constitucional y modifiquen las leyes para avanzar en la lucha contra la discriminación”, dijo el abogado.

De igual manera, agregó que han obtenido las sentencias necesarias para denunciar a la Legislatura ante la SCJN, porque no podrá resistirse más al derecho y a la justicia.

“Esta vez la historia contará que la Constitución y la democracia no estuvieron de su lado, sino con la ciudadanía a la que se supone el Congreso debe servir. A nombre de México Igualitario me complace estar aquí para decirles que el día de hoy la victoria es nuestra”, recalcó.

Y anunció que ante la SCJN enfrentarán a un “Congreso homofóbico y a un gobernador que parece no inmutarse de la discriminación que se fomenta en el estado a través de las leyes”.

El triunfo, añadió Méndez, no es sólo de Chihuahua, sino del país: “Desde el norte ponemos el ejemplo de lo que la sociedad civil organizada puede lograr para hacer frente a los órganos ‘democráticos’ que prefieren seguir promoviendo el odio hacia la población LGBTTTI”.

Advirtió que ésta es sólo una de otras resistencias en el país, y sostuvo que Chihuahua será referente nacional porque darán la batalla en otras entidades.

“Y que quede claro: no sólo estamos por el derecho al matrimonio, éste es sólo el inicio de una nueva resistencia. Resistiremos, como lo dijo Estela Hernández (hija de Jacinta, una de las tres mujeres indígenas hñähñú acusadas de secuestrar a seis judiciales en 2006), ‘hasta que la dignidad se haga costumbre’”, concluyó.

Comentarios