Trump tacha de “ilegal” la filtración de su declaración de impuestos en 2005

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, criticó en su cuenta de Twitter las declaraciones de impuestos publicadas por la cadena MSNB y calificó el hecho de “ilegal”.

“Realmente alguien cree que un reportero, del que nadie había escuchado, ‘irá a su buzón’ y encontrará mis declaraciones de impuestos?”, escribió.

Trump declaró lo anterior después de que Rachel Maddow reveló que se había obtenido la declaración de impuestos del presidente estadunidense, correspondiente a 2005.

De acuerdo con un despacho informativo de la agencia Notimex, en su tuit el presidente se burla del periodista que ayer dio a conocer la información, David Cay Johnston, ganador del Pulitzer, quien aseguró haber recibido los documentos sin haberlos solicitado.

Según los informes, Donald Trump obtuvo ingresos por 150 millones de dólares en 2005 y pagó impuestos por 38 millones, reveló la cadena MSNBC tras obtener en exclusiva la declaración fiscal del mandatario.

Si bien reconoció que lo documentos obtenidos por MSNBC son auténticos, la Casa Blanca destacó en una comunicación oficial que “a pesar de la sustancial suma de ingresos y de impuestos pagados, es totalmente ilegal robar y publicar declaraciones fiscales”.

Las cifras sugieren que el empresario inmobiliario pagó alrededor de una tasa efectiva de 25%, incluido el hecho de que reportó una pérdida de 105 millones de dólares, de acuerdo con los documentos.

Desde la época de Richard Nixon, todos los presidentes estadunidenses han dado a conocer sus declaraciones fiscales. Trump había sido la excepción.

Aunque durante la campaña presidencial prometió dar a conocer sus declaraciones fiscales después de que concluyera una auditoría del servicio interno de rentas, hasta este momento Trump no había divulgado información fiscal alguna.

El año pasado, el diario The New York Times reportó que el ocupante de la Casa Blanca había declarado una pérdida de 915 millones de dólares en su declaración fiscal de 1995, lo cual habría permitido no pagar impuestos por ingresos durante un lapso de 18 años.

Comentarios