Y solicita 2 mil 700 mdd para capturar a indocumentados y agilizar deportaciones

WASHINGTON (apro).- El presidente Donald Trump pidió al Congreso federal de Estados Unidos un presupuesto de 2 mil 700 millones de dólares para ubicar, detener y agilizar la deportación de inmigrantes indocumentados, como parte de su estrategia de fortalecimiento de la seguridad fronteriza.

De ese total requerido, Trump quiere mil 200 millones para la deportación de indocumentados durante el año fiscal en curso, que inició el pasado 1 de octubre y concluirá el próximo 30 de septiembre. Los otros mil 500 millones se destinarían al mismo propósito, pero para las operaciones migratorias del año fiscal de 2018, que arrancará el 1 de octubre.

Esos recursos incluirían la construcción de más centros de detención temporal donde encerrarían a los indocumentados y criminales, antes de ser repatriados a sus países de origen.

La bolsa multimillonaria que pretende el mandatario estadunidense para ese fin está integrada en el presupuesto del Departamento de Seguridad Interior.

“Estos fondos garantizan que el Departamento de Seguridad Interior tenga la capacidad suficiente para priorizar la detención de inmigrantes indocumentados, incluyendo a criminales y otras personas peligrosas, mientras se procesa su deportación del país”, se lee en el documento que Trump envió al Capitolio.

La estrategia de gastos, de acuerdo con la explicación que dio la Oficina Presupuestal de la Casa Blanca, es para hacer cumplir la orden ejecutiva que firmo el presidente el 15 de enero pasado para fortalecer las políticas migratorias y antimigratorias.

Para el año fiscal 2018, Trump ha pedido al Congreso otros 2 mil 600 millones de dólares para dar continuidad a la construcción de un muro en la frontera con México.

Pero en la solicitud de gastos entregada este jueves al Congreso solicitó mil 500 millones de dólares “suplementarios” para este año fiscal 2017, con el propósito de “iniciar” el proyecto de edificación del muro.

“En adición, esta solicitud de apropiaciones proveerá al Departamento de Seguridad Interior con 3 mil millones de dólares más para la implementación de mis órdenes ejecutivas sobre seguridad fronteriza y aplicación de las leyes de inmigración”, subraya Trump en la carta que envío al Congreso, junto con el documento de petición de gastos.

Esos 3 mil millones de dólares son la suma promedio de los gastos que pide para iniciar la construcción del muro y para agilizar la ubicación, detención y deportación de los inmigrantes indocumentados.

“La petición cubrirá los costos de los esfuerzos del plan de diseño y construcción de un muro físico a lo largo de la frontera sur, y de otras inversiones criticas en infraestructura táctica y tecnológica para la frontera”, subraya en la misiva.

El presupuesto del Departamento de Seguridad Interior incluye fondos para la contratación de otros 5 mil agentes para la Patrulla Fronteriza dentro del Buró de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), y de 10 mil elementos mas para el Buró de Aduanas e Inmigración (ICE).

Con los mil 200 millones de dólares requeridos, el plan de Trump correspondiente al año fiscal 2017 se concentraría en financiar la colocación de 47 mil 700 camas en centros de detención temporal de inmigrantes indocumentados.

La Casa Blanca admitió que la ubicación, detención y deportación de los inmigrantes sí se llevara a cabo de forma masiva, tal como lo prometió el mandatario estadunidense durante su campaña presidencial.

“La mayor capacidad para los centros de detención es necesaria para implementar las política de remoción de Estados Unidos, de los inmigrantes indocumentados, y para deportar inmediatamente a las personas que sean detenidas en la frontera sur en sus intentos por ingresar al país violando las leyes de inmigración”, enfatiza Trump en el documento.

Entre los planes del presidente, a los agentes federales encargados de vigilar la frontera con México se les proporcionaría equipo y tecnología para contar con bases de datos y Sistemas de Posicionamiento Global para realizar con la mayor celeridad el proceso de deportación de los indocumentados.

Respecto de los gastos adicionales solicitados para el año fiscal en curso, 11 millones de dólares se destinarían para la integración de los nuevos sistemas de procesamientos de datos.

Al CBP le asignaría 286 millones de dólares para cubrir los gastos de sus operaciones, de los cuales 95 millones serían para el costo del incremento de operaciones fronterizas; 65 millones para el reclutamiento y capacitación de 5 mil agentes en la Patrulla Fronteriza; 18 millones para el manejo de operaciones, supervisión y respaldo a la construcción del muro; 43 millones para situaciones especiales, y 64 millones de dólares para la adquisición de “otras tecnologías” necesarias.

El desglose del presupuesto que Trump quiere para la iniciar la construcción del muro en el año fiscal 2017 incluye 999 millones de dólares para la plantación, diseño y edificación de la primera infraestructura en la frontera con México, otros 179 millones de dólares para la apertura de caminos, puertas y otra infraestructura táctica para el muro, y 200 millones de dólares para el desplazo de tecnología para la seguridad fronteriza.

Los mil 200 millones de dólares para la deportación de indocumentados en este año fiscal, Trump los divide en mil 150 millones para la ubicación, detención y deportaciones, 76 millones para el reclutamiento y adiestramiento de los 10 mil nuevos agentes para ICE, 5 millones para las investigaciones y actividades de inteligencia, y otros 5 millones para la expansión de programas de seguridad fronteriza.

La primera reacción en el Congreso federal estadunidense por parte de los legisladores demócratas fue de un rechazo total al presupuesto solicitado.

Comentarios