Labor periodística, línea de investigación en caso de reportero arrollado por funcionario

LEÓN, Gto. (apro).- La Procuraduría Estatal de Derechos Humanos (PEDH) sí considera el contexto del trabajo periodístico como una línea de investigación en el caso de atropellamiento del reportero Gilberto Navarro por un funcionario del gobierno municipal de la capital el pasado 7 de marzo, informó el subprocurador del organismo, Víctor Aguirre.

La PEDH recibió un pronunciamiento de más de 70 periodistas y activistas del estado para que el expediente de queja iniciado a raíz de la agresión al reportero del diario AM represente una investigación desde los más altos estándares, sin pasar por alto el contexto previo a lo ocurrido.

Unos días atrás, Jorge Alejandro Rodríguez Rocha, ahora exfuncionario de Desarrollo Económico municipal, protagonizó un percance vial en el que discutió e insultó a otro conductor y a unas mujeres que presenciaron lo sucedido.

Esto fue consignado en una nota periodística firmada por Gilberto Navarro en el periódico AM Exprés.

“La agresión contra nuestro compañero Gilberto Navarro se asocia a su trabajo profesional, y además de constituir un delito, debe ser considerado un ataque a la libertad de expresión, dado que fue consecuencia de su cobertura periodística. Además, consideramos que el derecho a la integridad física y el derecho a la vida fueron seriamente comprometidos con estos hechos”, expusieron en la carta periodistas, activistas y organizaciones de derechos humanos.

Ese mismo texto también fue entregado al Congreso del estado. “Esperamos que la Procuraduría General de Justicia del Estado documente las lesiones (expediente 23764/2017) y considere que la agresión tuvo como intención limitar la libertad de expresión, por lo que se considera necesario utilizar los protocolos necesarios en el caso”, dijeron en el texto.

Crece 23% número de agresiones

De acuerdo con los casos documentados con el apoyo del académico de la Universidad Iberoamericana “Raymundo Sandoval Bautista”, en el estado no han cesado las agresiones contra periodistas y medios. De hecho, agregaron, se registró una decena en 2015 y la misma cantidad en 2016; aunque el número de reporteros, fotógrafos o camarógrafos agredidos creció 23% entre un año y otro.

Entre los responsables de dichas agresiones figuran presidentes o funcionarios municipales, dirigentes o militantes de partidos políticos; además de que también han ocurrido ataques cibernéticos, particularmente a portales digitales del estado.

En respuesta, el subprocurador de Derechos Humanos, Víctor Aguirre, aseguró que el contexto del ejercicio periodístico sí está considerado en la investigación que realiza el organismo. “Se están reuniendo todos los elementos para tomar ya una determinación”, aseguró.

Aguirre comentó que un paquete de expedientes por agresiones a periodistas que está pendiente de ser resuelto –algunos casos desde hace varios meses– “en próximas fechas están varios por salir, el cúmulo de trabajo es alto pero estamos tratando de que exista una respuesta, y se dio instrucciones al secretario general para que revise el cumplimiento de las recomendaciones que ya se respondieron”.

Comentarios