Capturan a “El Licenciado”, presunto sucesor de El Chapo

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Procuraduría General de la República (PGR) dio a conocer la detención de Dámaso López Núñez, El Licenciado, uno de los líderes del Cártel de Sinaloa, quien planeaba aliarse con el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) para disputar el liderazgo de la organización a los hijos de Joaquín Guzmán Loera.

López Núñez cuenta con una orden de detención provisional con fines de extradición a Estados Unidos, expedida por el Juzgado Noveno de Distrito de Procesos Penales Federales en la Ciudad de México, por delitos contra la salud y lavado de dinero. El presunto narcotraficante es requerido por la justicia en el estado de Virginia de aquél país.

A través de labores de investigación, personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y de la PGR cumplimentó tres órdenes de cateo en distintos puntos de la Ciudad de México, lo que llevó al aseguramiento de Dámaso López, quien es considerado como uno de los principales operadores de trasiego, estupefacientes y generador de violencia en Sinaloa y el sur de la península de Baja California.

En conferencia de prensa, Omar Hamid García Harfuch, director de la Agencia de Investigación Criminal, indicó que la detención se efectuó en la colonia Nueva Anzures, la delegación Miguel Hidalgo.

En otra diligencia, efectuada en la colonia Tezozomoc de la demarcación Azcapotzalco, se detuvo a Víctor Giovany González Sepúlveda, quien formaba parte del círculo de confianza de Dámaso López Núñez, para quien trabajaba como operador logístico y financiero de la organización en la capital del país.

Era el encargado de rentar inmuebles para ser usados como resguardo de su jefe, además del pago a integrantes de la célula delictiva en esta ciudad.

Su detención disminuye la posibilidad de una alianza que pretendía realizar con el CJNG para disputar las plazas al cartel de Sinaloa.

Pieza clave

El Licenciado fue pieza clave en el escape del penal de Puente Grande, Jalisco, de Joaquín El Chapo Guzmán en enero de 2001. Fue jefe de Seguridad y subdirector de Vigilancia y Custodia del penal de Puente Grande y fue él quien ayudó a Guzmán Loera en su primera fuga de un penal de máxima seguridad.

Dámaso López fue jefe de la Policía Judicial de Sinaloa, agente del Ministerio Público y subdirector de Seguridad y Custodia del penal de máxima seguridad de Puente Grande, Jalisco, justo cuando Guzmán Loera estaba interno.

Con la confianza ganada por parte de Guzmán Loera, en 2001, El Licenciado se unió a la organización criminal y se convirtió en un hombre de confianza del capo.

Mientras Guzmán Loera estuvo libre, López Núñez fungía como su segundo al mando. Sin embargo, después de que fue reaprehendido, disputó el liderazgo de los hijos de Guzmán Loera, hoy preso en una cárcel de Nueva York, Estados Unidos.

El detenido es padre de Dámaso López Serrano, conocido como El Mini Lic quien, de acuerdo con fuentes de la PGR, inició liderando una red de jóvenes del Cártel del Pacífico, que se autodenominan Grupo Ántrax o Los Antrax.

La cita

En el texto, divulgado por diversos medios nacionales, Jesús Alfredo e Iván Archivaldo Guzmán afirman que el 4 de febrero, Dámaso López organizó una junta citando a Zambada y a la familia de Guzmán “por el tema de haber pruebas de que Dámaso López ordenó el secuestro de los hijos de El Chapo”.

Sin embargo, al llegar al lugar de la cita, los hijos del capo se percataron de que López no se encontraba, y a continuación “comienzan a disparar en contra de la escolta personal de la familia, quedando muertos al instante en el lugar”.

De acuerdo con la carta, al darse cuenta de que habían sido traicionados, Zambada y los hijos de Guzmán huyeron “encontrando por todo el camino gente armada a las órdenes de Dámaso” que intentaron nuevamente asesinarlos.

Finalmente, recorrieron varios kilómetros hasta llegar a un pueblo en el que fueron auxiliados “por gente del lugar ya que se encontraban heridos”. La carta no especifica si Zambada también resultó lesionado.

Comentarios