El Yunque reconoce públicamente su existencia y operación en varios países

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Yunque, la organización secreta de extrema derecha nacida hace 64 años en México, y que es semillero de militantes del Partido Acción Nacional (PAN) y del Partido Popular (PP) de España, por fin decidió reconocer públicamente su existencia y operación en varios países del mundo, con el aval de la Iglesia católica.

“El Yunque existe y está presente en varios países, pero su nombre es Organización del Bien Común. Originalmente, y por tradición entre sus miembros, se le denominaba sencillamente como La Organización”, explicó José de Jesús Castellanos López, vicerrector de la Universidad Vasco de Quiroga de Michoacán, en un escrito enviado a ACI Prensa, la agencia mundial que distribuye noticias de temática católica en cinco idiomas.

Castellanos López, identificado por ACI Prensa como “uno de los dirigentes de la Organización del Bien Común (OBC)” o El Yunque, fue vocero de la candidata del PAN a gobernadora del Estado de México, Josefina Vázquez Mota, cuando fungió como secretaria de Desarrollo Social en el sexenio de Vicente Fox. También fue representante del gobernador de Guanajuato Juan Manuel Oliva y antes se desempeñó como portavoz del cardenal Norberto Rivera Carrera.

En el escrito base de la nota difundida por ACI Prensa a las 14 horas de este miércoles 10, firmada por el reportero David Ramos, Castellanos López confirma lo escrito en “El Yunque, la ultraderecha en el poder” y “El Ejército de Dios”, libros autoría de este reportero publicados en 2003 y 2004 sobre el origen, estructura y objetivo ideológicos y políticos de la organización.

Este insólito reconocimiento de la existencia de El Yunque, negada reiteradamente por sus integrantes desde la aparición de estos libros, se produce después de que en España ha quedado al descubierto la organización, sus dirigentes y organismos, algunos de ellos vinculados al derechista PP.

En el descubrimiento de la presencia de esta organización ha sido clave la crítica a sus métodos y objetivos de obispos, sacerdotes y laicos, así como la aparición de “El Yunque en España”, libro de Santiago Mata.

Sin embargo, sin referirse a España ni a ningún país, Castellanos López niega que El Yunque sea una organización secreta y asegura que es avalada por cardenales y obispos católicos.

“La Organización del Bien Común no es, ni nunca ha sido, una asociación secreta. Ha sido presentada y es conocida por varios cardenales y obispos”, afirma. Y añade: “Lo que sí reconoce esta asociación es que tiene desde su fundación una norma de discreción, a la cual todos sus miembros se obligan libremente”.

En el escrito, Castellanos López expone las razones para defender la “discreción” de sus integrantes, entre ellas “la aspiración a que todos sus miembros vivan la virtud de la humildad, evitando la vanagloria, considerando que los resultados obtenidos no se darían sin la ayuda de Dios”, pero, además, “el bien y la seguridad de sus integrantes”.

Argumenta: “El respeto de la vida privada, de las trayectorias y responsabilidades de sus miembros, son razones que para ellos justifican la discreción. Esto también se aplica respecto a la estructura de la organización y sus miembros”.

En la nota de ACI Prensa no se hace referencia a ningún integrante de El Yunque de México o de otro país donde esta organización tiene presencia, que tampoco se precisa, pero identifica a Castellanos López como “presidente” del sitio web www.paraelbiencomun.com, que se presenta como “una red de pensadores, especialistas y políticos humanistas”.

Además de Castellanos López, forman parte de esa red personajes claramente identificados en los dos libros y en reportajes como miembros de El Yunque, como Fernando Rodríguez Doval, vocero del CEN del PAN que presiden Ricardo Anaya y Fernando Rivera Barroso, quien fue secretario de Educación de Guanajuato con Fox como gobernador, y asesor del exsecretario de Educación Pública, Reyes Tamez.

También forman parte de esta “red de pensadores” de El Yunque Guillermo Velasco Barrera, quien fue asesor de Marta Sahagún, esposa de Fox, e hijo de Guillermo Velasco Arzac, uno de los jerarcas de la organización y fundador de la agrupación política Coordinadora Ciudadana.

Precisamente el primer presidente de esta agrupación política, fundada por El Yunque, fue José Miguel Guevara, parte también de la “red de pensadores” que encabeza Castellanos López, que integran también el poblano José Antonio Quintana, otro de los jerarcas de la organización.

A esta “red” pertenecen, según la página de El Yunque, Roberto Funes Díaz y José Ortiz Montes, sacerdotes Cruzados de Cristo Rey, congregación católica que formó la organización. El segundo fue secretario del cardenal Norberto Rivera.

El escrito de López Castellanos hace referencia a los asesinatos de miembros de El Yunque, como los dos jóvenes “acribillados” en el Cerro del Cubilete, en Guanajuato, en 1975: César Fernando Calvillo y Juan Bosco Rosillo.

“Al dispararles, los homicidas increparon a los jóvenes, llamándolos ‘papólatras’, según relató un sobreviviente a la agresión”, recordó Castellanos López, quien es autor de un libro sobre ese episodio jamás esclarecido, pero que en el semanario Proceso se publicó que fueron asesinados por la banda ultraderechista Los Tecos de la Universidad Autónoma de Guadalajara, de acuerdo con testimonios de testigos.

También refiere el asesinato del fundador de El Yunque, Ramón Plata Moreno, la Nochebuena del 24 de diciembre de 1979, luego de sufrir un primer intento de asesinato el 19 de marzo de 1976, cuando recibió nueve disparos mientras guardaba su camioneta en la cochera de su casa y ninguna de las balas perforó órganos vitales.

En la Procuraduría General de la República (PGR) existen denuncias sobre esos hechos, sobre cuyas investigaciones Castellanos López no dice ni una palabra.

Acerca del autor

Reportero de Proceso desde 1994, Premio Nacional de Periodismo en periodismo de investigación y autor de tres libros.

Comentarios