Delitos de alto impacto se disparan en un año en NL: secuestro 100% y homicidios 31%

MONTERREY, NL (apro).- Los delitos de alto impacto se incrementaron considerablemente en Nuevo León en los últimos meses, con un alza de hasta 100% en secuestros y 31% en homicidios dolosos, informó hoy el Observatorio Ciudadano de la entidad (OCNL), integrado por organismos privados.

En la presentación número 50 del análisis trimestral que hacen Caintra, Canaco, Coparmex y Consejo Cívico del estado, de cifras oficiales aportadas por la Procuraduría de la entidad, en la gestión del gobernador Jaime Rodríguez Calderón, se observa una escalada en hechos delictivos que inciden en la percepción ciudadana de inseguridad, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (Ensu) del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (Inegi).

El estudio arroja que entre los periodos de enero-junio del 2016 y 2017 hubo un aumento de 100% en secuestros al pasar de 10 a 20 casos registrados. Los municipios de Cadereyta, Apodaca y Santiago, periféricos de la zona metropolitana, son los que concentran mayormente esta eventualidad.

Los asesinatos aumentaron en 31% entre el primero y segundo trimestre del 2016 y 2017 al pasar de 151 a 198. A escala municipal, en ese lapso, Cadereyta tuvo un alza de 250% –de seis a 21 casos– y San Pedro 200% (de dos a seis). A escala nacional, en este rubro, Nuevo León pasó del lugar 21 al 17.

En otro delito, la entidad ocupa el segundo sitio en extorsiones con una tasa de 3.95 denuncias por cada 100 mil habitantes, con un incremento de 27.2% en denuncias en el lapso entre enero y junio del 2016 y el mismo en el 2017.

Las quejas por abuso de autoridad se triplicaron alarmantemente en el primer semestre del 2017, con 357% al alza del primer semestre del año anterior al de este, al pasar de 226 denuncias a mil 33.

A escala municipal, este delito se disparó en Monterrey con un 507%. Su policía municipal es la dependencia que más quejas acumula por esta ilegalidad, de acuerdo con el estudio del OCNL.

Los feminicidios crean preocupación en el Observatorio, pues desde que fue lanzada la Alerta por Violencia de Género (AVG) en Nuevo León, en noviembre del 2016, el delito va al alza. De acuerdo con información de Arthemisas por la Equidad y Alternativas Pacíficas, asociaciones civiles que llevan conteos de los casos, en el 2017 han perecido 43 mujeres por factores que deberían entrar en la categoría.

Sin embargo, para la Procuraduría en la entidad en el primer semestre del año hubo sólo nueve casos, lo que representa un incremento sustancial en relación con el mismo periodo del año pasado, en el que hubo reporte de dos.

Necesaria, policía con visión a largo plazo

La violencia familiar reporta un aumento de 24.7% entre el primero y segundo trimestres del 2017, al pasar de tres mil 896 a cuatro mil 860. La violación también va al alza, al subir los casos en 19.5% (de 149 a 178) en el mismo lapso.

En contraste, los delitos patrimoniales registraron decrementos. El robo con violencia disminuyó en 31.5% en el semestre de enero-junio de este año en comparación con el año pasado. El mismo delito, pero en casa-habitación también bajó: en el mismo periodo un 10.1%, mientras que en los negocios también hubo una disminución de 12.2%. El robo a persona cayó un 32.5%, y de vehículo un 5.8%.

Los representantes de los organismos que elaboraron el estudio consideraron preocupante la falta de estrategias definidas para contener el alza de los delitos de alto impacto, como son los homicidios dolosos, secuestro y extorsión, pues en el gobierno de El Bronco, las autoridades no han regresado la tendencia a la baja o a mantenerla estable.

De igual manera, han resultado fallidas las medidas tomadas para prevenir la violencia contra las mujeres. Como buena noticia, las disposiciones para frenar delitos patrimoniales han comenzado a rendir frutos, por lo que pidieron a las autoridades mantener su interrelación para extender sus estrategias exitosas por los municipios metropolitanos.

El análisis concluye: “Una condición sine qua non para lograr que los buenos resultados sean perennes, es la de construir cuerpos policiales con una visión de largo plazo. Esto conlleva contratar más elementos, capacitarlos adecuadamente y continuamente, y proveer de los incentivos y controles necesarios para garantizar una baja rotación dentro de estos elementos”.

Para ello, señaló el Observatorio, es necesario que se refuerce la cultura de la legalidad y se respete el estado de derecho entre integrantes de las corporaciones policiales, pues la ciudadanía no participará en estos esfuerzos si se mantienen en ascenso las denuncias por abuso de autoridad.

Comentarios