El procurador Raúl Cervantes no respondió cuestionario sobre Pegasus, acusa diputado

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A diferencia de los titulares de otras instancias de seguridad, el procurador Raúl Cervantes Andrade dejó sin respuesta un cuestionario de 50 preguntas sobre el malware espía Pegasus, que le envió la Comisión Bicameral de Seguridad Nacional a finales de junio pasado.

El malware Pegasus, desarrollado por la empresa de origen israelí NSO Group, fue utilizado por el gobierno mexicano para tomar el control –o intentarlo– de los celulares de periodistas, activistas y políticos de manera ilegal.

Durante un evento con la prensa, el diputado panista Jorge Ramos Hernández, integrante de dicha comisión y presidente de la Comisión de Seguridad Pública de la Cámara de Diputados, informó que los titulares de la Secretaría de Gobernación (Segob), de la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) y del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) sí contestaron al cuestionario.

Cabe resaltar que la comisión no envió el cuestionario a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), a pesar de que la institución castrense adquirió y operó Pegasus.

El panista no abundó en las respuestas que aportaron los titulares de las instituciones mencionadas –alegó que se trata de información reservada–, pero insistió en que hasta la fecha “el único que no contestó fue la PGR”, pues “en junio (Cervantes) me dijo que me daría la información y la sigo esperando”.

El diputado se indignó de la opacidad de Cervantes, ya que la Comisión Bicameral de Seguridad Nacional fue creada, precisamente, para controlar y evaluar las políticas vinculadas con la seguridad nacional.

A raíz de una denuncia, interpuesta por víctimas del espionaje – el cual detonó un escándalo que las redes sociales bautizaron #GobiernoEspía–, la PGR abrió una investigación a finales de junio pasado, de la que no ha comunicado ningún avance.

Ramos deploró que “han avanzado más las investigaciones de la prensa que en la PGR”, lo cual es grave, pues aseveró que “todo apunta hacia la PGR” en el caso del uso ilegal de Pegasus contra la sociedad.

El 29 de octubre de 2014, durante el periodo de Jesús Murillo Karam al frente de la PGR, Tomás Zerón de Lucio –entonces titular de la Agencia de Investigación Criminal (AIC)– compró un paquete de 500 infecciones de Pegasus por 32 millones 16 mil dólares a una presunta subsidiaria de la empresa Balam Seguridad Privada.
En el tema del espionaje gubernamental “hay un encubrimiento real” desde la PGR, añadió Ramos.

El diputado subrayó que, con la transformación de la PGR en Fiscalía General de la República (FGR), el nuevo fiscal se convertirá en la “clave” del modelo de seguridad del país; por ello, reiteró el rechazo del PAN al polémico “pase automático”, con el que Cervantes –exabogado del PRI– se convertiría en titular de la FGR para los próximos 9 años.

Comentarios