“El Yugo Zeta” en Coahuila: control de penales, secuestros, matanzas, quema de cuerpos…

“Ecos de Mirabal”, de periodista chihuahuense, gana premio de la OEA por prevenir violencia contra mujeres

CHIHUAHUA, Chih. (apro).- El programa “Ecos de Mirabal”, de la periodista chihuahuense Dora Villalobos Mendoza, recibió el Premio Las Tic para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres 2017, promovido por la Organización de Estados Americanos (OEA) a través de la Comisión Interamericana de Comunicaciones (Citel).

El organismo internacional reconoce las tres mejores iniciativas, proyectos, programas o ejemplos de políticas públicas que involucren el uso de las tecnologías de la información y comunicación (Tic), que destaquen por su aplicación en América Latina, para prevenir y erradicar la violencia contra las mujeres.

Villalobos Mendoza participó en la convocatoria de la OEA a nivel Latinoamérica, en la que participaron 45 proyectos y los tres ganadores de este año son uno de Brasil, uno de Colombia y uno periodístico en México: el programa Ecos de Mirabal.

“Para las mujeres que luchan en contra de la violencia de género, este premio tiene mucho significado. Significa que van por buen camino y eso las motiva a redoblar esfuerzos”, comentó la periodista, quien además es integrante del Movimiento de Mujeres y del Observatorio por la Participación Política de las Mujeres, a través de su programa.

En entrevista con Apro, la periodista dijo que a las agrupaciones de mujeres les congratula que el periodismo derechohumanista que hace “Ecos de Mirabal” sea reconocido.

Por ese motivo y porque Dora Villalobos cumple este año tres décadas en el ejercicio periodístico, el mes pasado las organizaciones derecho-humanistas le ofrecieron un homenaje para celebrar su apoyo y cobertura, no sólo a favor de las mujeres, sino de los pueblos indígenas, los campesinos, la diversidad sexual, las familias que sufren la desaparición de una hija, un padre o un esposo; las personas con discapacidad y de otros grupos vulnerables que difícilmente encuentran espacios para expresar sus demandas.

“Celebraron este reconocimiento con la esperanza de que contagie. Es necesario que haya más medios de comunicación con visión derecho-humanista, particularmente con visión de género”, conminó Villalobos Mendoza.

“Las mujeres que luchan para erradicar la violencia de género están convencidas de que van por el camino correcto. No ven otra manera de caminar a una sociedad justa e igualitaria, donde hombres y mujeres convivan en paz y en armonía”, dijo la periodista, quien considera este premio el más importante de su trayectoria profesional.

“Ecos de Mirabal” nació en marzo de 2008 con el objetivo de hacer periodismo feminista. Hace nueve años, Dora Villalobos optó por hacer periodismo independiente. La chihuahuense eligió un nombre emblemático para que no hubiera duda del tipo de periodismo que quiere hacer.

A través de su programa busca honrar a las hermanas Patria, Minerva y María Teresa Mirabal, conocidas como “Las Mariposas”, asesinadas el 25 de noviembre de 1960 por su activismo contra la dictadura que mantenía Rafael Trujillo en la República Dominicana.

“La muerte de las hermanas Mirabal se convirtió en emblema de lucha para el movimiento feminista internacional, dando como resultado que la Organización de Naciones Unidas designara el 25 de noviembre como Día internacional para eliminar la violencia contra las mujeres”, recordó.

Violencia de género, desde hace 20 años

Dora Villalobos refirió que el tema de la violencia de género ha cobrado fuerza en Chihuahua desde hace dos décadas, con el criminal fenómeno conocido internacionalmente como las llamadas “Muertas de Juárez”.

Hace más de 20 años, la organización Casa Amiga sistematizó y denunció varios asesinatos de mujeres en aquella ciudad fronteriza, hechos que fueron conocidos en todo el mundo.

“A partir de ese descubrimiento, identificado ahora como feminicidio, florecieron las organizaciones de la sociedad civil en Chihuahua que atienden a víctimas de violencia de género, promueven leyes, exigen políticas públicas, investigan y analizan el problema”, explicó.

La periodista ha acompañado esa lucha de las organizaciones desde aquel tiempo. Posteriormente, se integró el Movimiento de Mujeres de Chihuahua, del que forma parte. Ella participa con su trabajo que ha hecho en medios de comunicación como El Heraldo y El Diario de Chihuahua, donde ejerció durante más 20 años.

Hace dos décadas decidió acompañar la lucha desde su propio medio, de manera independiente. Así nació “Ecos de Mirabal”. El programa ha sido transmitido en televisión por cable, radio y por internet.

A esa lucha se unió también el Instituto Chihuahuense de las Mujeres del gobierno estatal, con la atención a víctimas de violencia y promoción de políticas públicas en favor de las mujeres.

Dora Villalobos explica que, sin duda, la atención a la violencia es una de las prioridades del Movimiento de Mujeres, del Instituto y de “Ecos de Mirabal”.

Pero la lucha va más allá: buscan mejorar las condiciones en el terreno público y privado para que haya una verdadera igualdad entre hombres y mujeres.

“Esta alianza no ha sido al azar, ni improvisada. Al contrario, ha sido estratégica. No hay mejor fórmula para lograr resultados que aquella que incluye a la sociedad civil, instituciones públicas y medios de comunicación”.

Y detalló que el reto es enorme, pero cada vez se allana más el camino. “Ecos de Mirabal” inició cuando muy poca gente hablaba de género, feminicidio, violencia, feminismo, equidad e igualdad. Más allá de las organizaciones de mujeres, eran temas que no importaban mucho a los gobiernos, a los medios de comunicación, a la política ni a la sociedad, agregó.

“La claudicación nunca fue una opción. Al contrario, la persistencia ha rendido frutos: Hay leyes, centros de justicia, fiscalía especializada, paridad electoral. Ahora hasta gabinete paritario hay”, detalló y explicó la estrategia que como movimiento han tenido, junto con otras organizaciones no gubernamentales, al coordinarse con instancias de gobierno.

Rezago, pendiente

Reconoció que aún hay rezago en el tema de género y explicó la dinámica de varias organizaciones civiles que le han apostado al gobierno de Javier Corral. Algunas de ellas forman parte de la Alianza Ciudadana que impulsó la candidatura del panista y ahora apoya su gobierno.

“Hay personas que piensan que el Movimiento de Mujeres está paralizado desde que Javier Corral Jurado llegó al gobierno de Chihuahua. Completamente falso”, dijo.

Continuó: “Algunas integrantes del Movimiento que participan en la Alianza Ciudadana por Chihuahua están trabajando en gobierno. De ser activistas, pasaron a ser funcionarias gubernamentales. Pero no están paralizadas. Están actuando más que nunca. Menos en las calles y más al interior de gobierno. La alianza sigue. La estrategia es más efectiva que nunca”.

Villalobos Mendoza aclaró que las mismas organizaciones saben que esa es la mejor coyuntura para avanzar, pero también, que no pueden bajar la guardia. “Están redoblando esfuerzos”, aseguró.

Aparte, a la lucha contra las violencias hacia las mujeres en la entidad, recientemente se unió el Observatorio para la Participación Política de las Mujeres. El organismo está conformado “por mujeres diversas y comprometidas, dispuestas a denunciar, a exigir, a negociar, a proponer y a conseguir resultados en beneficio de las mujeres”.

El programa “Ecos de Mirabal” ha sido y seguirá siendo parte de esa estrategia que busca allanar el camino de muchas mujeres que todavía son discriminadas y violentadas en su hogar, el trabajo, la escuela y la calle, anunció la comunicadora.

“El reto es aprovechar la coyuntura favorable. Ahora el género se convirtió en tema obligado para los gobiernos, las universidades, los partidos políticos, las empresas, los sindicatos. Los medios de comunicación no pueden permanecer ajenos. Tienen la gran oportunidad de incidir para transitar más rápido de un sistema machista, patriarcal, a un sistema igualitario, que permita a hombres y mujeres convivir en paz y armonía”, concluyó.

 

Comentarios