Corea del Norte advierte que acelerará programas militares prohibidos

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En respuesta a las “maléficas” sanciones impuestas por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, Corea del Norte prometió acelerar sus programas militares prohibidos.

“La adopción de otra ‘resolución sobre sanciones’ ilegal y maléfica, impulsada por Estados Unidos, permite a la RPDC (República Popular Democrática de Corea) comprobar que el camino que ha elegido adoptar es absolutamente correcto”, indicó el ministerio norcoreano de Relaciones Exteriores en un comunicado que publicó la agencia oficial KCNA.

Añadió: “La RPDC redoblará sus esfuerzos para aumentar su fuerza con el fin de proteger la soberanía del país y su derecho a la existencia”.
El pasado lunes 11, el Consejo de Seguridad aprobó por unanimidad la octava serie de sanciones para presionar a Corea del Norte a que renuncie a sus programas balístico y militar prohibidos.

El texto prevé un embargo sobre las exportaciones de gas hacia esa nación asiática, una limitación de las exportaciones de petróleo y de productos refinados, y la prohibición de las exportaciones norcoreanas de textil.

Hace poco más de un mes, el Consejo de Seguridad había aprobado sanciones para privar al régimen norcoreano de un tercio de sus ingresos, es decir, mil millones de dólares anuales.

El ministerio norcoreano de Relaciones Exteriores consideró que la resolución “es una provocación odiosa que busca privar a Corea del Norte de sus derechos legítimos a la autodefensa y asfixiar su Estado y a su población mediante un bloqueo económico total”.

Washington y sus aliados esperan que el endurecimiento de las sanciones obligará al régimen de Kim Jong-Un a regresar a la mesa de negociaciones, pero algunos expertos expresaron su escepticismo en cuanto al alcance del texto, y subrayaron que las sanciones anteriores no habían impedido que los programas nuclear y balístico progresaran de manera espectacular.

La administración estadunidense quería imponer a Corea del Norte un embargo total sobre sus importaciones de petróleo y congelar los bienes de su dirigente, aunque tuvo que acordar medidas menos duras para lograr el acuerdo de China y Rusia en el Consejo de Seguridad.

La nueva resolución prevé limitar las entregas de petróleo a Corea del Norte a su nivel de los 12 últimos meses. El texto prohíbe, además, la concesión de nuevos permisos de trabajo a los cerca de 93 mil norcoreanos que trabajan en el extranjero y constituyen una importante fuente de ingresos para el régimen.

(Con información de Agence France-Presse – AFP)

Comentarios