Método de construcción prohibido, provocó derrumbe en cerca de 30 edificios en la CDMX: Ingenieros de Stanford

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Cerca de las dos terceras partes de los 44 edificios de la Ciudad de México que se derrumbaron durante el terremoto del pasado 19 de septiembre fueron construidos con el método de “losas planas”, el cual está prohibido en partes de Estados Unidos, Chile y Nueva Zelanda, reveló un estudio de ingenieros de la Universidad de Stanford que obtuvo la agencia Associated Press (AP).

Con este método, los pisos están sostenidos por simples columnas de concreto, las cuales pueden romperse “fácilmente” durante un terremoto, como ocurrió en el Colegio Rébsamen o los edificios construidos por la empresa Canada Building Group durante el de magnitud 7.1 que sacudió la zona centro del país el mes pasado.

El reportaje recordó que, después del terremoto del 1985, un comité de ingenieros y funcionarios emitió recomendaciones para reforzar las reglas de construcción antisísmicas de la ciudad, pero algunos de sus integrantes se opusieron a la prohibición de las “losas planas”.

Se permitió a los constructores emplear ese método, siempre y cuando el edificio fuese diseñado para resistir a los terremotos. “En la práctica, ello quiere decir que ingenieros privados –no expertos gubernamentales—verifican la seguridad estructural de los proyectos, e incluso funcionarios de la ciudad dicen que el proceso está vulnerable ante la corrupción”, recalcó AP.

La agencia señaló que “ahora que los expertos se apresuran para endurecer los estándares para rehabilitar centenares de edificios dañados, se enfrentan con la realidad de que la corrupción permitió que centenares de estructuras fueran construidas al margen de las reglas, sobre los suelos blandos del antiguo lecho del lago de la Ciudad de México”.

Enrique Miranda, un ingeniero de la universidad de Stanford entrevistado por AP, sostuvo que “la decisión correcta, después del terremoto de 1985, hubiera sido prohibir completamente este tipo de construcciones. Vidas hubieran sido salvadas”.

Comentarios