Atacan a familia hondureña en Chiapas; mueren el padre y su hijo de 10 años

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- Tres integrantes de una familia originaria de Honduras, entre ellos un niño de 10 años, fueron atacados a balazos durante una persecución en la autopista Ocozocoautla, Chiapas-Las Choapas, Veracruz, a la altura del municipio de Huimanguillo, Tabasco.

Con un impacto de arma de fuego en la cabeza, el pequeño Óscar Ramón Cardoza Sevilla fue trasladado de emergencia al Hospital Chiapas Nos Une “Dr. Jesús Gilberto Gómez Maza”, donde minutos más tarde falleció. Su padre, cuyo nombre no se dio a conocer, perdió la vida en el ataque, y hasta el momento se desconoce la situación clínica de la madre.

Los médicos reportaron que Óscar Ramón falleció por “traumatismo craneoencefálico por proyectil de arma de fuego/edema cerebral severo/choque neurogénico refractario”.

Rubén Figueroa, activista del Movimiento Migrante Mesoamericano (MMM), informó que personal de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) fue notificado de inmediato e intervino para determinar cómo ocurrieron los hechos.

Una primera versión refiere que el incidente se registró en el tramo federal de la autopista Ocozocoautla-Las Choapas, a la altura del municipio tabasqueño de Huimanguillo, y una segunda precisa que ocurrió a la altura del Villa Estación Chontalpa, municipio de Huimanguillo, cerca de la comunidad 5 de Mayo.

Según testigos, los migrantes viajaban en una camioneta de redilas y fueron perseguidos y baleados por un grupo armado que pretendía secuestrarlos. Sin embargo, Figueroa no descarta que elementos de la Policía Federal (PF) estén implicados en el incidente.

En ese sentido, pidió a los peritos de la CNDH que indaguen bien el calibre del arma de fuego que fue disparada contra la familia hondureña para determinar si se trata de armas reglamentarias que usa la PF.

El cónsul de Honduras en Villahermosa, Tabasco, Mario Casillas, se negó dar más detalles del caso, y dijo que será la embajada de su país la que emitirá la información oficial.

Un miembro del Grupo BETA de protección a migrantes confirmó el incidente y aseguró que uniformados estuvieron involucrados, sin embargo, evitó dar más detalles porque, alegó, no estuvo en el lugar de los hechos.

Hallan dos descuartizados en Palenque

En otro incidente violento, este lunes fueron hallados los cuerpos descuartizados de dos personas, también originarias de Honduras, identificadas como los hermanos Héctor “N” y Marlon “N”.

El hallazgo se registró en el tramo que comunica a la colonia Toniná y Azteca, en el municipio de Palenque, luego de una denuncia anónima al número de emergencias 911.

Al lugar acudieron los cuerpos policiacos para realizar el peritaje correspondiente, y posteriormente el agente del Ministerio Público ordenó el levantamiento de los cuerpos que se encontraban dentro de tres bolsas.

Fuentes no oficiales señalaron que las víctimas pudieron haber sido levantadas en las cercanías de las vías del ferrocarril, el sábado 11, en la colonia Pakal-Na.

Fue un “fin de semana negro” para los migrantes centroamericanos, porque otra mujer hondureña fue asesinada en Salina Cruz, Oaxaca, señaló Rubén Figueroa.

Se trata de Dinora “N”, de 30 años, acribillada a tiros en el estacionamiento del antro Canta Bar, ubicado a orillas de la carretera Transístmica, en la colonia 1 de mayo de Salinas Cruz, Oaxaca, precisó el activista, quien las 24 horas del día monitorea las agresiones contra los migrantes en esta región de la frontera sur del país.

Comentarios