Queda en manos del Legislativo poner fin al arbitrario uso de la publicidad oficial

El miércoles 15, el ministro Arturo Saldívar emitió un fallo histórico al amparar a la organización Artículo 19 en contra de la omisión del Congreso para normar la compra de espacios publicitarios por parte de los gobiernos en los medios de información. Ahora, el Poder Legislativo está emplazado a elaborar una ley que regule la publicidad oficial antes de que finalice el segundo periodo ordinario de la LXIII Legislatura. Los debates se anticipan polémicos, toda vez que hay más de una veintena de iniciativas sobre el tema.

CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).- Sentenciada ya por la Suprema Corte como un mecanismo de censura indirecta, la publicidad oficial en México –que durante décadas ha sido manejada al antojo de los gobernantes– deberá ser regulada a más tardar en abril próximo por el Congreso, donde ya hay iniciativas de distintos partidos.

Lo que resulte tendrá que ser aplicado por el gobierno de quien gane la Presidencia el 1 de julio de 2018, a menos que los legisladores desacaten la sentencia del máximo tribunal, que los obliga a reglamentar el artículo 134 de la Constitución respecto a la publicidad de los tres poderes (Ejecutivo, Legislativo y Judicial), los órganos autónomos y los gobiernos federal, estatal y municipal.

Las propuestas que se han presentado tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado van desde poner un límite al gasto en anuncios oficiales y crear una oficina encargada de toda la publicidad de cada gobierno, hasta poner un tope máximo en un solo medio y dejar la fiscalización en la Auditoría Superior de la Federación (ASF) y en un Consejo Ciudadano, como parte del Sistema Nacional Anticorrupción.

En lo que todas las propuestas coinciden es en la creación de un Padrón Nacional de Medios como vía de acceso a la publicidad oficial. Hasta ahora ninguno de los partidos se ha referido a la necesidad de que se transparente la propiedad accionaria de los medios.

Aún no se sabe cuál será la cámara de origen de la ley reglamentaria, pero es en San Lázaro donde hay más iniciativas patrocinadas principalmente por la izquierda, aunque en el Senado hay una propuesta conjunta del PAN y el PRD.

Las más elaboradas son las de la Cámara de Diputados y están en manos de las comisiones unidas de Gobernación, Transparencia y Anticorrupción, con opinión incluso de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública.

Desde 2002, después de la caída del régimen autoritario del PRI, se han presentado en San Lázaro 20 iniciativas para regular la publicidad oficial. Entre ellas hay algunas de diputados priistas cuando eran oposición en el gobierno de Vicente Fox. Pero todas han quedado en buenos propósitos, sin importar el incumplimiento de los tiempos fijados por los propios legisladores.

Fragmento del reportaje especial publicado en Proceso 2142, ya en circulación

Comentarios