Decreto del Archipiélago de Revillagigedo a parque nacional “para asegurar su conservación”: Peña

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El presidente Enrique Peña Nieto firmó el decreto para convertir al Archipiélago de Revillagigedo en Parque Nacional, lo que marca un momento histórico en la preservación de las áreas naturales y mares, y la contribución de México para dejar un mejor mundo a las futuras generaciones.

También subrayó que esta zona, conformada por las islas Socorro, Clarión, San Benedicto y Roca Partida, está marcada con una enorme belleza natural y es un privilegio que sea parte del territorio nacional.

En las islas que conforman el archipiélago y su zona marítima, habita una enorme variedad de especies, muchas de ellas endémicas, y constituye un patrimonio biológico excepcional e insustituible, subrayó Peña en el acto realizado en el salón Adolfo López Mateos de la residencia oficial de Los Pinos.

Luego enfatizó que, para asegurar su conservación, tomó la decisión de convertir al archipiélago en un parque nacional, que será el más grande de América del Norte, dotándolo de la mayor protección posible.

“El decreto que suscribo da cumplimiento al compromiso de México de asegurar la conservación de este archipiélago excepcional; esto permitirá la conservación de cientos de especies marinas, muchas de ellas en riesgo”, aseveró, de acuerdo con Notimex.

Asimismo, destacó que contribuirá a mantener la conectividad de los ecosistemas del Pacífico, incluyendo otras áreas protegidas de un extenso corredor marino, como el del atolón de Clipperton a las islas Galápagos y a la isla de Coco en Costa Rica.

El Parque Nacional Archipiélago de Revillagigedo comprende en su zona núcleo 14.8 millones de hectáreas, lo que equivale a la superficie total del estado de Coahuila, siete veces el territorio del Estado de México y 100 veces el territorio de la Ciudad de México.

A partir de la entrada en vigor de este decreto, quedará prohibida en esta zona toda actividad pesquera, la extracción de cualquier recurso natural y la construcción de infraestructura hotelera.

Acompañado por los secretarios de Medio Ambiente, Rafael Pacchiano, y de Marina, Vidal Francisco Soberón, además de la bióloga marina y experta oceanógrafa, Sylvia Alice Earl, el mandatario recalcó que, a diferencia de lo que ha ocurrido en el pasado, este Parque Nacional nace con equipo, instalaciones y personal, lo que asegura su conservación real y auténtica.

Con ese propósito, la Marina Armada de México en colaboración con la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales realizará acciones de vigilancia, equipamiento y capacitación, que incluirá un monitoreo remoto en tiempo real, educación ambiental dirigida a los pescadores y sanciones a los infractores.

Estas acciones, resaltó, contribuirán a incrementar el número de especies y ayudarán a la depuración de bancos marinos que se han disminuido por el impacto ambiental y la actividad humana.

Igual sostuvo que el establecimiento del parque nacional no disminuirá significativamente el área potencial de pesca para la flota atunera mexicana, sino por el contrario, contribuirá a incrementar la disponibilidad de peces en el exterior del área natural protegida a mediano y largo plazos.

No obstante, el jefe del Ejecutivo federal dejó en claro: “habremos de proteger el patrimonio natural de México, y la pesca que no es sostenible, no puede ser admisible”.

Además, subrayó que la protección del medio ambiente es un valor de la sociedad mexicana y una prioridad para su gobierno, por lo cual, durante esta administración se han decretado seis áreas naturales protegidas y cinco zonas de salvaguarda, que equivalen a más de 65 millones de hectáreas, casi el triple del territorio que estaba protegido al inicio de este gobierno.

Con ello, México ha alcanzado un total de 182 áreas naturales protegidas que, sumadas, cubren alrededor de 91 millones de hectáreas, casi 70 millones en zonas marinas y 21 millones en zonas terrestres.

Con estas acciones, “desde 2016 nos unimos al grupo de países que han cumplido con el componente marino de la meta de Aichi, que establece el compromiso de proteger 10% de la superficie marina, el cual ya hemos más que duplicado al alcanzar casi 23%”, afirmó.

Peña Nieto subrayó que corresponde a nuestra generación realizar una nueva hazaña, que consiste en cuidar y conservar el medio ambiente, “por eso hoy es un día histórico para la protección del patrimonio natural de México. México reafirma su compromiso con los esfuerzos globales para conservar el medio ambiente en beneficio de todas las personas y de todas las naciones”.

Comentarios