Proceso

AMLO fija tres años para revertir la violencia en el país

López Obrador de gira por el sureste mexicano. Foto: Twitter @lopezobrador_

IZAMAL, Yuc. (apro).- Andrés Manuel López Obrador, precandidato a la Presidencia de la República por la coalición “Juntos haremos historia”, se comprometió hoy aquí a erradicar la violencia en el país en tres años.

Al reanudar hoy su gira proselitista por Yucatán, donde en julio próximo habrá comicios concurrentes para renovar la gubernatura, el Congreso local y los 106 ayuntamientos, López Obrador anunció que este jueves 4 presentará su propuesta en materia de seguridad; a quien sería su secretario de Seguridad, y a quienes integrarían el Consejo de Seguridad.

Y prometió “conseguir la paz y terminar con la guerra” cambiando la estrategia en materia de seguridad.

También sostuvo que, en caso de ganar los comicios, “a la mitad de sexenio del nuevo gobierno democrático ya no habrá guerra y se tendrá una situación distinta en México, porque se reducirán los índices delictivos”.

Luego expuso que se reducirá la delincuencia en el país a partir de un crecimiento económico, el cual se base en la generación de empleo y la aplicación de programas de desarrollo social.

Cuestionado por reporteros sobre la carta que Javier Sicilia publicó criticando su propuesta de otorgar amnistía a capos para terminar con la violencia, el también dirigente de Morena respondió que el poeta tiene todo el derecho a expresarse.

Y ofreció: “Yo nunca voy a cometer una injusticia, yo tengo principios e ideales; no voy a afectar a nadie, nunca le hecho daño a nadie, voy a gobernar para el pueblo”.

Por otra parte, lamentó que en materia económica la estimación es que en 2018 no habrá crecimiento y aumentará la inflación por los aumentos a los precios de los combustibles, “entonces no será un buen año en lo económico, pero ya falta muy poco para que cambien las cosas del país”.

Igual sostuvo que su gobierno respetará la Constitución y las leyes, por lo que llamó a los sectores a no temer al cambio.

Asimismo, llamó a la ciudadanía a apoyar la cuarta transformación política del país en aras de la justicia social.

En ese sentido, recordó que la primera fue la Independencia, la segunda la Reforma y la tercera la Revolución de 1910.

López Obrador destacó que 2018 será crucial para la vida democrática del país, y los mexicanos tendrán la oportunidad de elegir entre “seguir con los mismos u optar por un cambio con justicia social para la mayoría”.

“La cuarta transformación de México está en marcha y 2018 será crucial para hacer un cambio verdadero, que deje a un lado el sistema caduco y corrupto”, recalcó.

Enseguida aseguró que, a diferencia de las tres transformaciones anteriores, la que ahora propone Morena es pacífica y se podrá concretar con el voto de todos.

E insistió en la revocación de las reformas estructurales impuestas por el gobierno de Enrique Peña Nieto, porque “todo aquello que perjudique al pueblo de México se revisará y se cancelará, “ya que vamos a gobernar para el pueblo”.

“Vamos a cuidar el ambiente en la Península de Yucatán, preservar los valores, impulsar el turismo y por eso no se puede concesionar el mar del Caribe. Tiene que impulsarse la actividad turística de Yucatán, que es una de las regiones más bellas del mundo, no son sólo para las actuales generaciones, sino es de la humanidad. No se destruirá el territorio”, afirmó.

Más tarde visitó Motul, donde recordó a Felipe Carrillo Puerto, de quien hoy se conmemora un aniversario más de su asesinato; sobre el prócer yucateco, el político tabasqueño comentó que fue un liberal que trabajó a favor del pueblo, de los campesinos y ayudó al movimiento zapatista.

López Obrador añadió que Felipe Carrillo en su estado hizo historia, siempre estuvo del lado del pueblo hasta que lo asesinaron en 1924 y es indispensable de recordarlo.

“Queremos regresar a la democracia, que se respete la voluntad de los ciudadanos, que se acabe con la corrupción”, dijo.