Por causar daños a cinco personas, exigen suspender el programa “De la Vista Nace el Amor”

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A través de una demanda de amparo, la Fundación “No Más Negligencias Médicas” pidió que la Comisión Federal de Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), junto con las secretarías de Salud federal y de Quintana Roo, garanticen, vigilen y regulen la campaña “De la Vista Nace el Amor”, de la Fundación Cinépolis.

La demanda se presentó ante un Juzgado del Poder Judicial de esa entidad, luego de que un grupo de adultos mayores perdió la vista a consecuencia de una mala práctica médica de una clínica privada contratada por la cadena de salas cinematográficas.

Fernando Avilez Tostado, presidente nacional de la asociación civil “No Más Negligencias Médicas”, afirmó que con esa medida se busca –ante la omisión de las autoridades de salud, tanto locales como federales, así como de la propia Fundación Cinépolis– que se realice un control sanitario de la campaña publicitaria denominada “Del Amor Nace la Vista”, con el propósito de que las cirugías de cataratas se realicen en clínicas y hospitales que garanticen las condiciones técnicas, sanitarias, profesionales y de asepsia en favor de los pacientes.

“Ante la omisión de efectuar un control sanitario por medio de la revisión y verificación de la campaña publicitaria denominada ‘Del Amor Nace la Vista’, buscamos que el Poder Judicial de Quintana Roo suspenda este programa hasta que la Fundación Cinépolis, así como las autoridades de salud (federal y local) resarzan los daños y perjuicios ocasionados al menos a cinco adultos mayores –indígenas mayas– que perdieron la vista en uno de sus ojos (dos de ellos perdieron los globos oculares) a consecuencia de un contagio intrahospitalario presuntamente ocasionado por una mala asepsia en quirófanos”, aseguró en un comunicado.

Mencionó que de contar con la protección y respeto a los derechos a la salud y a la vida, este año se suspenderá la campaña publicitaria del programa, hasta garantizar la salud de aquellas personas que participaron o participarán en él.

De acuerdo con la página de la Fundación Cinépolis –patrocinador del programa–, se han realizado unas 30 mil operaciones a favor de personas en situación de vulnerabilidad que padecen ceguera por cataratas. No obstante, algunas de las personas afectadas denunciaron que fueron engañadas para someterse a dicha intervención quirúrgica.

Avilez Tostado aseguró que la Fundación Cinépolis anunció la campaña de su programa para este 2018 sin atender a las víctimas de estas malas prácticas médicas, “por ello buscamos que un juez lo suspenda hasta garantizar el pleno respeto de los derechos de las personas afectadas por el mismo y, paralelamente, se cuente con la garantía de supervisión, control y regulación del programa, así como de las clínicas donde se practican este tipo de cirugías”.

De igual manera, pidió al gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González; al titular de la Secretaría de Salud, José Narro Robles, y al presidente de la mesa directiva del Congreso del estado, Fernando Zelaya Espinoza, que acompañen a las víctimas y se evite que sufran perjuicio alguno en contra de su salud e incluso la vida.

Comentarios