Asociación de Enfermeras repudia persecución judicial contra trabajadores de salud en Chiapas

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- La Asociación Nacional de Enfermeras de México (ANEM) condenó hoy la represión y persecución judicial de la que están siendo víctimas trabajadores del sector salud en Chiapas por parte del gobierno estatal y la Fiscalía General del Estado (FGE).

En una misiva, la ANEM dio a conocer hoy que, del 7 al 9 de este mes, comparecerán ante la FGE la enfermera María de Jesús Espinosa de los Santos, así como el médico Víctor Hugo Zavaleta, además de Humberto Gutiérrez que, junto con Límbano Domínguez, se encuentra detenido en el penal de “El Amate”, acusados por el delito de motín.

La ANEM señaló que el verdadero motivo de este citatorio tiene que ver con la huelga de hambre que las enfermeras y otros trabajadores protagonizaron de abril a marzo de 2017, a las afueras del Hospital Regional de la Mujer “Doctor Rafael Pascacio Gamboa”, localizado en Tuxtla.

“Las razones que motivaron a nuestras hermanas enfermeras chiapanecas para realizar la huelga, se generan a partir del estado de carencia material para realizar sus actividades cotidianas de atención hacia sus pacientes”, recordó la ANEM.

Igual denunció que el gobierno de Manuel Velasco Coello, a través de su secretario de Salud, Francisco Ortega Ferrera, y el líder de la sección 50 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSS), José Luis Díaz Selvas, han retenido ilegalmente más de 800 millones de pesos pertenecientes a los trabajadores y sus familias.

Y que para ocultar este millonario desvío de dinero, “pero sobre todo para incumplir los acuerdos firmados con el movimiento que encabezan nuestras hermanas enfermeras, en el sentido de abastecer de medicamentos e insumos los hospitales de todas las regiones de Chiapas, el gobierno de la coalición PVEM-PRI intenta una maniobra represiva de fuerza”.

Por ello hicieron un llamado a todos los trabajadores del sector salud para evitar a toda costa la detención de María de Jesús “Chusita”, Víctor Hugo y Humberto, y exigieron la liberación inmediata de Límbano, y sobre todo exigir al gobierno estatal que frene “sus afanes represivos”.

“Hace 18 años en una fecha como hoy, 6 de febrero del 2000, pagamos con cárcel la defensa de la educación pública, peleando desde el Consejo General de Huelga de la UNAM junto a miles de estudiantes”, se refiere en la misiva.

“Ahora nos corresponde defender el sistema público de atención en salud, patrimonio del pueblo mexicano, peleando consecuentemente desde la Asamblea Nacional de Enfermeras y Enfermeros de México. Sin retroceder un solo paso, seguimos combatiendo al Estado mexicano”, agregó la organización.

 

Comentarios