Heberto Castillo, presente en el Palacio de Minería Blanca Soria

Heberto Castillo, presente en el Palacio de Minería Blanca Soria
El pensamiento de Heberto Castillo sobre temas como el petróleo, Chiapas y el PRD, quedó plasmado en una colección de tres libros, que coeditada por la Fundación Heberto Castillo Martínez, AC, y Ediciones Proceso, fue presentada el jueves 18 en la excapilla del Palacio de Minería, en el marco de la XX Feria Internacional del Libro
Durante la presentación, encabezada por María Teresa Juárez viuda de Castillo, Enrique Semo, Ramón Sosamontes, Froylán M López Narváez y Rafael Rodríguez Castañeda, coordinador editorial de la obra, se destacó la vigencia de la lucha y los preceptos que durante toda su vida defendió Heberto Castillo, en lo que doña Tere calificó como “el triángulo pasional de Heberto”
Heberto y el petróleo, Heberto y Chiapas y Heberto y el PRD, es una obra de especial relevancia en estas fechas en las que, dijo, “Heberto está presente porque: primero, estamos a unos días de la realización de una consulta nacional sobre derechos indígenas; segundo, por la compulsión privatizadora del régimen, que ha provocado, por una parte, el riesgo inminente de perder lo poco que nos queda ya de soberanía y por otra la resistencia de todos los mexicanos patriotas y, en tercer lugar, porque el Partido de la Revolución Democrática acaba de renovar su dirigencia nacional”
El historiador Enrique Semo dijo que la familia de Heberto Castillo “supo sobrevivir a las enormes pruebas que le imponía ser de la oposición aislados de todos los favores, de todas las prerrogativas que da el Estado cuando no se aceptan condiciones”
Agregó que la figura de Heberto “puede no ser cómoda en cada momento, pero es una figura cuyo pensamiento debe ser constantemente consultado por aquellos que quieran plantear una opción de izquierda para México”
El perredista Ramón Sosamontes comentó que con la edición de los libros se le da nuevamente la palabra a Heberto, “no como una mera evocación, sino para volver a verlo combatir, al lado de todos nosotros, con sus denuncias indignadas, sus reclamos, sus ideas y propuestas”
Señaló que la lucha por los energéticos y la soberanía nacional hoy sigue vigente
Froylán M López Narváez, coordinador general de análisis de Proceso, comentó que Heberto Castillo se sentiría orgulloso al advertir el numeroso público que asistió a la presentación, pero “quizá nos hubiera dicho: ‘ya párenle’, porque tenía los arrestos y la inteligencia, la humildad, para no siempre creerse las cosas Una marca fundamental de la personalidad de Heberto se tipifica por su condición de universitario; era un científico que no tenía pensado convertirse en político Pero, en fin, hizo política, se metió en esas cosas espeluznantes de la organización de partidos, se movió para evitar las disputas atroces de rompimientos que son crónicas e inevitables en los partidos Heberto fue en ese sentido un partidario más que un político Si Heberto viviese de la otra manera, es decir que estuviese aquí con nosotros, ya me imagino las iras que tendría al ver los espantosos, injustos, indignos incluso —es mi opinión personal— hechos que acabamos de ver en el PRD Es verdaderamente ingrato, triste, desolador”
Al término de la presentación, el senador panista Luis H Alvarez, en entrevista, destacó la “actualidad de los puntos de vista del ingeniero Castillo Fue un hombre visionario que tenía la capacidad de subir a las alturas y desde ahí ampliar su horizonte”
Compañero de Heberto Castillo en la Comisión de Concordia y Pacificación (Cocopa), el legislador panista señaló que en el trabajo por pacificar Chiapas con Heberto “fueron muchas más las coincidencias que encontramos que los puntos de vista sobre los cuales llegamos a diferir, pero siempre fue muy cercana, muy estrecha, muy cordial, diría yo, la relación”
La vida y obra de Heberto Castillo, dijo, se pueden calificar en una sola palabra: “Congruencia”
Otro de los asistentes fue precisamente el coordinador para el diálogo en Chiapas, Emilio Rabasa, quien reconoció en Heberto Castillo “una figura preponderante en el proceso de pacificación Yo creo que definitivamente de no haber sido por Heberto Castillo, su agudeza política y su enorme sensibilidad social, el proceso se hubiese complicado mucho más
“Su inteligencia política, su valor, su determinación permitieron que en los momentos de gran tensión en Chiapas él pudiera crear espacios de diálogo, de negociación, de distensión, gracias a lo cual se pudo llegar eventualmente a los Acuerdos de San Andrés”

Comentar este artículo