Admite Pemex gravedad del derrame de crudo en Coatzacoalcos

* Anuncia el gobernador revisión a fondo de acciones de la paraestatal en la entidad
* El daño ambiental llegó hasta 110 kilómetros del lugar donde inició el siniestro
Jalapa, Ver , 23 de diciembre (apro)- La explosión de la estación de bombeo en Mazumiapan, municipio de Santiago Tuxtla –que dejó un saldo de cinco trabajadores heridos, uno de ellos de extrema gravedad–, provocó el derrame de un millón de litros de petróleo crudo, que se extendieron por las márgenes del río Coatzacoalcos, informó el director de Pemex-Refinación, Juan Bueno Torio
El siniestro fue provocado por una fuga de aceite que prendió fuego en la estación de bombeo, la cual prácticamente se consumió, originando con ello un paro en el sistema de ductos, la ruptura de un oleoducto en Nanchital y el derrame de alrededor de 5 mil barriles de petróleo crudo, esto es, a 110 kilómetros al lugar donde se registró el evento, explicó
Antes del incendio en la estación de bombeo de Mazumiapan, dijo en entrevista el funcionario, personal de Petróleos Mexicanos (Pemex) realizaba acciones de reparación, y a la hora de los ajustes se descontroló una fuga de aceite que prendió fuego y se extendió por todas las instalaciones, “prácticamente se consumió toda la estación”
De igual manera, agregó, “nosotros estábamos haciendo también trabajos de reparación y mantenimiento del ducto que cruza por abajo del río Coatzacoalcos, y ahí fue donde sucedió el derrame”
En este caso, admitió, Pemex-Refinación está considerando que se derramaron alrededor de 5 mil barriles en el lecho de ese afluente del sur de la entidad
Impacto en mar y playas
“Como el lecho del río Coatzacoalcos es muy grande, prácticamente ocupa toda la superficie y se ve mucho Desafortunadamente nos ganó la corriente y se nos ha ido algo de crudo hacia el mar, y está empezando a afectar algunas playas localizadas en las dos márgenes del río”, reconoció Bueno Torio
En relación con los trabajadores que resultaron lesionados, mencionó que Ignacio Orozco fue trasladado en helicóptero a la Ciudad de México para ser atendido en el hospital Picacho, “en virtud que tiene quemaduras en más de 50% de su cuerpo y está muy delicado”
En tanto, agregó, el día de mañana se procederá al traslado hacia el mismo nosocomio del trabajador Alfredo Fonseca Constantino, mientas que Ramón Galván y Rafael Valencia continúan siendo atendidos en el Hospital Regional de Pemex en Minatitlán
En este momento, informó que la planta de Mazumiapan está totalmente cerrada, “pues se perdió totalmente”, y por ello se están haciendo reparaciones del ducto que va desde Nuevo Teapa, en el sur de Veracruz, hasta Cadereyta, “el cual se prevé que esté funcionando a partir de mañana”
Un año de reparaciones
Ante esta situación, mencionó que disminuirá el flujo del producto, ya que el ducto dañado tiene una capacidad de 360 mil barriles diarios, “por lo que el flujo con el que vamos a operar será de 270 mil barriles diarios, precisamente evitando ya la estación de bombeo, cuya reparación nos va a llevar más de un año”
Bueno Torio aseguró desconocer el monto de los daños materiales, “porque se quemaron las turbo-bombas, son turbinas de 5 mil o 6 mil caballos cada una, hay siete, y luego toda la instalación eléctrica, de seguridad y el edificio, todo eso hay que volver a hacer, pero se van a evaluar los daños en los próximos días para identificar el tamaño de la pérdida”
Desde el miércoles por la mañana, detalló, personal de Pemex realiza intensos trabajos para recolectar el hidrocarburo que se derramó en la margen derecha del río Coatzacoalcos, tras la ruptura del oleoducto de 24 pulgadas que va de Nuevo Teapa a Poza Rica, Veracruz
Labores de limpieza
En estas acciones, refirió que trabajan 35 embarcaciones menores y aproximadamente mil trabajadores realizan las labores de limpieza, tanto en el cuerpo del agua como en la orilla del río, sin embargo, “la entrada del mal tiempo provocó que anoche parte del aceite llegará hasta el mar, pero se espera que el domingo las playas estén limpias de petróleo”
–Desde el punto de vista ambiental, ¿qué se va a hacer para resarcir el daño?
–Bueno, desde ayer al mediodía se empezó a trabajar en recolectar todo el crudo sobre el río Creemos que de aquí a mañana por la noche estará prácticamente recogido todo el hidrocarburo que se regó, incluido el que está empezando a impactar las playas de Coatzacoalcos
Población evacuada
Con el apoyo del gobierno del estado y de las autoridades municipales de Nanchital, refirió, desde el día de incidente se pudo mover a buena parte de la población que vive en la orilla del río, por el exceso de olor a hidrocarburos, y además para evitar que una estufa, un calentador o alguna cosa pudiera provocar una chispa que prendiera el crudo derramado”
En realidad, minimizó, “no hay daños en tierra, ni a viviendas ni a personas, el problema fundamental lo tenemos en el derramamiento al río donde se está conteniendo”
Se movieron alrededor de 300 familias a un albergue para que pasaran ahí la noche, y “hoy van a estar regresando a sus casas”
Por otra parte, en un comunicado de prensa, la paraestatal informó que durante la reunión del grupo coordinador de atención a la emergencia, que se realizó en el palacio municipal de Nanchital, funcionarios de Pemex reconocieron la colaboración de las personas que se trasladaron a los albergues, “ya que con esta medida contribuyeron a evitar el riesgo de un daño mayor”
Una vez concluidas las labores de limpieza, técnicos de Pemex se reunirán con las autoridades de la Comisión Nacional del Agua (CNA) y de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), a fin de evaluar el impacto ecológico
Por su lado, el gobernador Fidel Herrera Beltrán, al confirmar que la parte más grave está bajo control, mencionó que citó a las autoridades de Pemex el próximo 5 de enero, a fin de hacer una revisión completa del mapa de riesgos, de la red de ductos y la convivencia de población ante instalaciones de alto riesgo

Comentar este artículo