Caída en consumo de cocaína en EU debilita a cárteles mexicanos: ONU

Coca. Bajo consumo. Foto: Rodolfo Valtierra
Coca. Bajo consumo.
Foto: Rodolfo Valtierra

MÉXICO, D.F. (apro).- Debido a que el consumo de cocaína en Estados Unidos ha tenido una caída drástica en los últimos años, los cárteles de la droga en México están cada vez más débiles, afirmó en un informe Thomas Pietschmann, experto de la oficina de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (ONUDD).

Según el experto de la ONU, parte de la violencia que se vive en el país se debe a que los cárteles de la droga son más débiles que hace unos años porque la cantidad de cocaína que entra a Estados Unidos desde 2006 se ha reducido 68% desde ese año.

La disminución en el consumo de cocaína, según el informe de la ONU, se debe a que en Estados Unidos se incrementó el de drogas sintéticas.

El experto explicó que al contraerse el mercado de la cocaína se incrementa la violencia por la disputa, “con mayor ferocidad”, de un mercado más pequeño entre el mismo número de narcotraficantes que operaban hace unos años.

En el marco de la presentación del Informe Mundial sobre Drogas, Pietschman indicó que al mismo tiempo que se ha reducido el consumo de cocaína en Estados Unidos, también se ha contraído la producción en Colombia, de tal forma que los cárteles mexicanos se han quedado sin menos materia prima para traficar.

“Menos cocaína entra a México y menos cocaína sale para Estados Unidos. La pelea es por esos mercados que se encogen, lo que crea una situación de mucha violencia”, subrayó el experto.

Desde ese punto de vista, Pietschman consideró que la violencia en México, producto del tráfico de droga, debería empezar a disminuir en los próximos años, aunque no se animó a decir cuántos.

“Es muy difícil indicar si el máximo de la violencia ya se alcanzó en México, pero nuestra esperanza es que eventualmente cambiará la situación. La gran pregunta es cuándo. Tomó algunos años en Colombia; y México ya ha empezado a dar ese combate desde hace algún tiempo”, apuntó.

De acuerdo con el informe de la ONUDD México ha aumentado “de manera significativa” el cultivo de la amapola para producir opio, con lo que se ha convertido en el tercer productor de este enervante a escala mundial después de Afganistán y Myanmar.

También ha crecido la manufactura de metanfetaminas, señala el estudio, pues mientras en 2008 se reportaron 21 laboratorios para la producción de esa sustancia, en 2009 la cifra se incrementó a 191.

En cuanto a la venta de mariguana, Pietschman negó que la mayoría de los ingresos de los cárteles provengan de ésta, por lo que, en el caso de que se despenalizara el consumo de esta droga en California, afectaría apenas el 4% de los ingresos de los narcotraficantes.

Al respecto, Yury Fedotov, director de la UNODD, dijo en una conferencia de prensa que la despenalización de las drogas no constituye una solución para contrarrestar la violencia provocada por el tráfico de enervantes, ni siquiera en el caso de la mariguana.

“Si legalizamos las drogas, tendríamos que legalizar la corrupción, el tráfico humano, el lavado de dinero y muchas otras actividades. No es una manera adecuada de lidiar con la situación que, reconozco, no es fácil”, dijo.

Comentar este artículo