Piden detener ejecución de mexicano en Texas

El gobernador de Texas, Rick Perry. Foto: AP
El gobernador de Texas, Rick Perry.
Foto: AP

MÉXICO, D.F., (apro).- Los abogados de Humberto Leal García, sentenciado a la pena capital por violar y asesinar a una adolescente de 16 años en territorio estadunidense ern 1994, solicitaron al gobernador de Texas, el republicano Rick Perry, su intervención para suspender la ejecución del mexicano, programada para el próximo jueves 7.
De acuerdo con la defensa, el Consulado mexicano no fue notificado sobre la detención, lo que dañó el proceso legal en que Leal García fue declarado culpable, por lo que solicitaron a Perry una audiencia de clemencia ante la Junta de Indultos y Libertad Condicional del Estado de Texas.
Por separado, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) informó que el gobierno de México envió cartas de apoyo para pedir al gobernador texano la detención de la ejecución.
En un comunicado, la dependencia subrayó que la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), así como los gobiernos de Brasil, Honduras, El Salvador, Suiza, la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos y diversas organizaciones no gubernamentales enviaron misivas con la misma petición.
Y recordó la necesidad de que se dé cumplimiento a la Convención de Viena en el tema de la notificación consular.
Asimismo, destacó que en 2003 México presentó una demanda contra Estados Unidos por falta de notificación consular a sus nacionales detenidos, hecho que se conoció como el caso Avena.
Y añadió:
“El gobierno de México continuará realizando todas las gestiones a su alcance para que se dé cumplimiento a la sentencia del caso Avena en defensa del derecho a la notificación consular, herramienta esencial para la defensa de los derechos e intereses de los mexicanos en el exterior”, expuso la Cancillería.
La petición de la SRE se da cinco días después de que el propio gobierno de Estados Unidos solicitó a la Corte Suprema de ese país detener la ejecución del mexicano de 38 años de edad.
“Este caso implica intereses de política exterior de Estados Unidos del más alto orden”, escribió Donald Verrilli, máximo representante del gobierno estadunidense ante la Corte Suprema, en una carta dirigida al máximo tribunal.
“La inminente ejecución del condenado pondría a Estados Unidos en violación irreparable de su obligación frente al derecho internacional de revisión y reconsideración” de la condena, decía el texto, enviado el viernes 1.
Antes de que el gobierno estadunidense hiciera la solicitud, la titular del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, Navi Pillay, ya había solicitado al gobierno de Texas detener la ejecución del mexicano y que la conmutara por cadena perpetua.
El organismo de la ONU señaló que al igual que en el fallo de la Corte Internacional de Justicia, se detectaron “circunstancias particulares sobre las garantías del proceso, ya que el detenido no tuvo acceso a la asistencia consular”.

Comentar este artículo