Cae en Tijuana “El Chapito”, operador de los Arellano Félix

TIJUANA, B.C. (apro).- La policía detuvo este viernes en la zona oriente de esta ciudad a Octavio Leal Hernández, El Chapito, considerado como el principal responsable del trasiego de drogas de la organización de los Arellano Félix en la región noroeste del país.

De acuerdo con fuentes de distintas corporaciones, la captura de El Chapito, representa un duro golpe al crimen organizado de los Arellano, debido a que formaba parte de una de las células más importantes de Fernando Sánchez Arellano, El Ingeniero.

De 34 años, El Ingeniero o El Alineador, se inició en el cártel de Tijuana desde 2002. Hoy, su poder se extiende a 10 estados; incluso tiene un corrido que lo define como habilidoso y matón.

La Procuraduría General de la República (PGR) ofrece 30 millones de pesos a quien aporte datos para su detención.

Líder de la nueva generación de una de las organizaciones más poderosas del continente, El Ingeniero viaja con frecuencia a Monterrey y Guadalajara, aunque también se le ha visto en las ciudades californianas de Los Ángeles, Beverly Hills y Poway. Hasta ahora nadie lo ha molestado, pues de acuerdo con especialistas de la región la policía de Baja California le brinda protección a él y a los sicarios que lo rodean.

Luis Fernando estuvo a punto de ser detenido el 26 de octubre de 2008, cuando fue capturado su tío Eduardo Arellano Félix, El Doctor. Ese día, ambos se encontraban en uno de los múltiples refugios de la organización en esta ciudad, acompañados de dos hombres fornidos y una menor.

Junto con El Chapito, la policía detuvo a dos sujetos más, cuyos nombres no fueron dados a conocer. Los tres traían consigo dos armas de fuego y 80 kilos de mariguana.

A El Chapito se le atribuyen varios delitos, entre ellos los secuestros de familiares de Ismael El Mayo Zambada en el aeropuerto de esta ciudad y de la hermana de Raydel López Udiarte, El Muletas, así como un homicidio registrado en 2006.

Comentar este artículo