Productor del debate contrató a Julia Orayen; “no fue premeditado”, dice

Julia Orayen, edecán del debate de nuevo en Playboy. Foto: IFE
Julia Orayen, edecán del debate de nuevo en Playboy.
Foto: IFE

MÉXICO, D.F. (apro).- El productor del debate presidencial, Jesús Tapia, admitió su responsabilidad en el caso de Julia Orayan, quien apareció con un vestido entallado y un pronunciado escolte al iniciar el debate.

En una entrevista radiofónica, rechazó que se tratara de una estrategia para desviar la atención de las propuestas que presentarían los candidatos: “Para nada fue premeditado; es increíble que esto haya dado al traste con las propuestas y las ideas de lo que fue el debate de los señores candidatos.”

Explicó que la contratación de Orayen, quien además fue la portada de la revista Playboy en una edición del 2008, se tomó de acuerdo con la estatura de los contendientes.

“Se hizo una convocatoria a varias agencias de modelos y decidimos escoger a esta chica Julia Orayen porque medía 1.65; nosotros teníamos a edecanes que medían, la mayoría, entre 1.74 y 1.80; y dada la estatura de los candidatos decidimos traer a esta persona, vimos una presencia agradable, joven, fresca y decidimos hacerlo así”, explicó.

Explicó que después de ensayar durante siete horas el sábado, se le ordenó que llevara tres vestidos blancos, entre ellos, uno largo. “Desgraciadamente, por la locura que fue esto, porque yo estaba en la unidad móvil abajo viendo todos los preparativos y checando todo lo de los satélites, no la supervisamos y asumo la responsabilidad de lo que pasó.”

Comentar este artículo