Se declara inocente presunto asesino de Acosta Chaparro

La escena del asesinato del general Mario Arturo Acosta Chaparro en la colonia Anáhuac. Foto: Miguel Dimayuga
La escena del asesinato del general Mario Arturo Acosta Chaparro en la colonia Anáhuac.
Foto: Miguel Dimayuga

MÉXICO, D.F. (apro).- Jonathan Javier Arechega Zarazúa negó hoy su participación en el crimen del general en retiro, Mario Arturo Acosta Chaparro.

Así lo informó hoy el titular de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), Jesús Rodríguez Almeida, al término del Tercer Encuentro Nacional de Servicios Médicos Forenses, a donde acudió como invitado.

Según el funcionario capitalino, Arechega Zarazúa negó en su declaración ministerial cualquier participación en el ataque registrado contra el mando militar el pasado 20 de abril en el perímetro de la delegación Hidalgo.

Arechega Zarazúa, El Yoni o El Chango, de 22 años, fue detenido por las autoridades capitalinas el pasado lunes 4 y trasladado al Centro de Arraigos de la PGJDF, donde permanecerá 30 días hasta que las indagatorias determinen si realmente tuvo algo que ver con el crimen del general Acosta Chaparro.

El procurador capitalino comentó que la dependencia a su cargo continuará revisando las imágenes de las cámaras de vigilancia para tratar de identificar claramente al sospechoso.

El pasado 20 de abril, el general retirado, quien en 2002 fue sentenciado por presuntos nexos con el cártel de Juárez y posteriormente liberado, murió tras ser acribillado en la colonia Anáhuac de esta ciudad.

Personaje vinculado a la “guerra sucia” de los años setenta y ochenta, Acosta Chaparro fue baleado luego de que descendió del vehículo en el que se transportaba, una camioneta Explorer color azul marino, placas 275 UBK de la Ciudad de México.

De acuerdo con testigos, el general acudió a recoger un vehículo Mercedes Benz a un taller mecánico ubicado en el número 194 de la calle Lago Trasimeno, casi equina con Lago Como, en la colonia Anáhuac.

Dos años antes, el 18 de mayo de 2010, Acosta Chaparro fue víctima de un atentado en la colonia Roma de esta ciudad. En ese momento se presumió que al resistirse a un asalto, el general en retiro fue herido.

Coincidentemente, ese ataque ocurrió en momentos en que el general investigaba el secuestro del panista Diego Fernández de Cevallos.

Comentar este artículo