Aprovechó ‘El Z-40’ enfermedad terminal de ‘El Lazca’ para controlar a Los Zetas: Stratfor

Miguel Ángel Treviño, alias “El Z-40”. Foto: Especial
Miguel Ángel Treviño, alias “El Z-40”.
Foto: Especial

MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- De acuerdo con la consultora estadunidense Stratfor, que cita fuentes anónimas, Heriberto Lazcano Lazcano, El Lazca, estaba enfermo desde hace tiempo y transfirió el liderazgo de Los Zetas a Miguel Ángel Treviño, El Z-40, de una manera ordenada hace varios meses.

En un informe que la agencia divulga este miércoles en su página web, explica que la sucesión en esa organización delictiva se debió a “problemas de salud” que aquejaban al hoy abatido capo.

Stratfor recuerda que en los últimos meses Lazcano y Treviño se disputaban el control de Los Zetas.

La consultora asegura que Lazcano sufría una enfermedad terminal y redujo al máximo su liderazgo al frente de Los Zetas, lo que permitió a Treviño ponerse al frente.

“Por ello las últimas amenazas y ataques de otros cárteles se han centrado en Treviño”, dice Stratfor.

El informe destaca que “la violencia en la región del Golfo de México no demuestra una transferencia de liderazgo”.

Y agrega:

“Creemos que la muerte de Lazcano no tendrá un gran impacto en el tráfico de drogas para Los Zetas u otras organizaciones criminales, a menos que las autoridades capturen a Treviño”.

Ayer Los Caballeros Templarios colocaron mantas en distintos puntos de los estados de Guerrero y Guanajuato, donde llaman a los mexicanos a unirse para eliminar a El Z-40.

“Treviño ha demostrado su capacidad para negociar entre ellos, responder a los ataques de otros cárteles y soportar la presión de los militares mexicanos”, afirma Stratfor.

El Z-40 siempre fue la sombra de Lazcano, de hecho siempre se mantuvo al frente de las operaciones en estados peligrosos como Tamaulipas, añade la agencia en su informe.

Sin embargo, Treviño podría enfrentar conflictos internos en el futuro, lo que podría provocar escisiones al interior de Los Zetas y al mismo tiempo mayor violencia en las zonas donde operan.

Tras una década al mando de Los Zetas, Lazcano conservó un grado favorable de control, además de que poseía amplia información sobre Treviño y sus actividades. Esto hacía de Lazcano un activo valioso para cualquiera de los rivales de Treviño dentro y fuera de Los Zetas.

El informe califica a Treviño como un hombre tan competente como su predecesor.

Comentar este artículo