Procuraduría de Veracruz investiga a 10 de sus funcionarios por ligas con narco

(Archivo) El procurador general de Justicia, Felipe Amadeo Flores Espinoza; y el gobernador, Javier Duarte. Foto: Rubén Espinosa
(Archivo) El procurador general de Justicia, Felipe Amadeo Flores Espinoza; y el gobernador, Javier Duarte.
Foto: Rubén Espinosa

XALAPA, Ver. (apro).-El procurador general de Justicia del estado, Felipe Amadeo Flores Espinoza, admitió que se iniciaron alrededor de 10 “juicios administrativos” en contra de servidores públicos de esa dependencia, para investigar sus posibles lazos contra el crimen organizado, como lo publicó el semanario Proceso en su edición 1881, bajo el título “Córdoba, feudo Zeta”.

Flores Espinoza explicó que en esas averiguaciones y “juicios administrativos” estarían incluidos los subprocuradores Marco Antonio Lezama Moo y Jorge Yunis Manzanares, así como algunos agentes del Ministerio Público, aunque aclaró que todos ellos continúan desempeñando “normalmente” sus funciones dentro de la PGJE.

En entrevista, luego de comparecer ante el Congreso local la glosa del II Informe de Gobierno de Javier Duarte, el procurador señaló:

“Se están investigando a todos los que salieron ahí en la revista (sic). Son como 10, pero los subprocuradores siguen trabajando normalmente, todos los que salieron mencionados nosotros ya platicamos con ellos, les estamos haciendo una investigación para determinar si tienen alguna responsabilidad”.

En su comparecencia ante diputados locales, la cual duró poco más de 180 minutos, Flores Espinoza también fue cuestionado por los diputados locales Olga Lidia Robles Arévalo, del PRI y Juan Carlos Castro, del PAN sobre la publicación de Proceso en el caso de la penetración de la delincuencia organizada en Córdoba y el asesinato de la corresponsal de la revista en Veracruz, Regina Martínez.

El procurador argumentó que el expediente publicado en Proceso (1881) ocurrió hace mes y medio y fue a raíz de una investigación iniciada dentro del operativo Veracruz Seguro y que, por ende, el Ministerio Público federal y la Procuraduría General de la República atrajeron el caso, haciendo la detención y consignación de Cristopher Fuentes Letelier, El Chuletón; Gerardo Trejo Cruz, El Trejo e Ignacio Valdez Ramírez, El Chilango, quienes se identificaron como zetas.

En defensa de su personal, el funcionario dijo que ninguno de los subprocuradores de Justicia o agentes del Ministerio Público fueron consignados: “No están mencionados en la consignación (que hizo la PGR), pero tampoco fueron exonerados”.

Ya en comparecencia, Flores Espinoza se quejó de que  es “muy lamentable” que en ocasiones la prensa dé más valor a lo que “los delincuentes hablan y dicen” que a las autoridades, sin ningún fundamento y/o responsabilidad.

“Efectivamente los detuvieron y señalaron a mucha gente, el Ministerio Público federal hizo una averiguación y consignó a un juez y nunca señaló a los funcionarios de la PGJE, además que por oficio cualquier compañero que aparezca en un medio, sea chico, grande, nacional o internacional tenemos la obligación de hacer un juicio administrativo”, detalló.

‘Verdades jurídicas’

En su comparecencia ante el Congreso local –donde la mitad de los 15 diputados asistentes se salió con más de una hora de anticipación– el procurador no se apartó del guión establecido respecto a que los asesinatos de seis periodistas en Veracruz ocurridos este 2012 son resueltos con base en “verdades jurídicas”.

Insistió en que el homicidio de la corresponsal de Proceso, Regina Martínez, es un caso “resuelto” con la aprehensión de José Antonio Hernández El Silva, cuyo expediente seguirá abierto en tanto no se capture al otro presunto homicida, José Adrián Rodríguez Domínguez, El Jarocho.

“Muchas voces quieren que sea por otra línea, pero nosotros sólo podemos ir por lo que indica la averiguación previa. Acabamos de esclarecer (el asesinato de Regina), nosotros seguimos varias líneas de investigación hasta llegar a una línea final (sic), seguimos la línea de los amigos, la línea de los vecinos, la línea de todo lo que tuviera que ver a su alrededor y de todas éstas logramos identificar a dos personas, una está detenida y a disposición de un juez, fue una resolución en base a datos duros”.

Con el asesinato de los periodistas ocurridos el año anterior, Flores Espinoza se deslindó ante los diputados locales de que los asesinatos de Yolanda Ordaz, Miguel Ángel López Velasco y Misael López Solana (los tres de Notiver) ocurrieron cuando estaba el exprocurador Reynaldo Escobar Pérez, “en mi gestión sólo han sido seis casos de muerte de periodistas”, aseguró.

Agregó que las investigaciones sobre los cuatro periodistas muertos y desmembrados en el puerto de Veracruz arrojaron “que estaban en la delincuencia organizada”, al aludir a Ana Irasema Becerra Jiménez (El Dictamen), Guillermo Luna Varela (Veracruz News), Gabriel Huge Córdoba (exreportero de Notiver) y Esteban Rodríguez Rodríguez (diario AZ).

“Cada investigación la sustentamos en elementos de prueba. Lo que hemos salido a decir es lo que tenemos en las investigaciones. No tenemos otro interés más que decir la verdad jurídica. Las circunstancias de tiempo, forma y lugar nos llevaron a la conclusión que éstos estaban en la delincuencia organizada”.

Insistió que en el caso del asesinato del director del portal digital Reporteros policiacos y editor de la sección Testigo de Milenio, Víctor Manuel Báez Chino, se hizo una investigación exhaustiva que se envió a la PGR y que, posteriormente, dentro del operativo Veracruz Seguro, unos compañeros de Báez Chino reconocieron a los presuntos delincuentes muertos a quienes con anterioridad habían “levantado” al periodista xalapeño.

Sobre el incendio del periódico El Buen Tono, ocurrido hace un año en Córdoba, Amadeo Flores señaló que la investigación continúa abierta e incorporando más elementos de prueba.

Añadió que hasta el momento han declarado el alcalde de ese municipio, Francisco Portilla Bonilla, otros directores de medios, funcionarios y un exdirector de tránsito.

En una comparecencia a modo, con preguntas inducidas, sin ninguna contrarréplica de los legisladores, en donde llovieron las felicitaciones y el reconocimiento al “esfuerzo” por parte de los diputados del PRI, PAN, PRD y MC, el procurador de Justicia aprovechó el momento de cordialidad con el Poder Legislativo para solicitar mayor presupuesto para el 2013.

“Nos falta lana para muchas cosas en la Procuraduría. Es tradicionalmente conocido que es una de las dependencias a las que menos recursos se le dan y a la que más se les exige. Tenemos que tener gente mucho mejor preparada”.

Al destacar los logros de la PGJE, el funcionario comparó la recuperación de animales (abigeato) con el rescate de personas desaparecidas.

“En este año hemos recuperado en el sur a más de 200 animales, hemos hecho los operativos y en otros han aparecido sólo los animales, por manadas; es como los desaparecidos, tenemos infinidad de denuncias los fines de semana y luego resulta que aparecen solos en plazas públicas”.

Diez minutos después de concluir la comparecencia, la Dirección General de Comunicación Social del Gobierno de Veracruz envió a la prensa el boletín número 5107 con el título: “Trabajamos por una procuración de justicia honesta y eficaz: Flores Espinosa”.

Comentar este artículo