Cruzada contra el hambre, sin carácter asistencialista: Peña Nieto

Peña Nieto durante la presentación de la Cruzada Nacional contra el Hambre. Foto: Presidencia
Peña Nieto durante la presentación de la Cruzada Nacional contra el Hambre.
Foto: Presidencia

LAS MARGARITAS, Chis. (apro).- El presidente Enrique Peña Nieto presentó hoy en Chiapas la Cruzada Nacional contra el Hambre por medio de la cual, aseguró, se atenderá a 7.4 millones de mexicanos de 400 municipios que viven en condiciones de pobreza extrema y carencia alimentaría.

En este municipio enclavado en la zona de influencia del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), Peña Nieto explicó que esta cruzada movilizará a todo el aparato gubernamental en sus tres niveles de gobierno a través de 70 programas sociales focalizados.

Tras firmar el Decreto para la creación del Sistema Nacional contra el Hambre (Sinhambre) y Consejo Nacional contra el Hambre, Enrique Peña Nieto habló ante unas 10 mil personas, la mayoría de ellas de diversas etnias de la entidad colocadas bajo una inmensa carpa blanca.

Ante el gabinete legal y ampliado y los gobernadores del país, Peña Nieto dijo que la Cruzada Nacional contra el Hambre será una campaña centrada en los 400 municipios donde coexisten 7.4 millones de personas en extrema pobreza y marginación.

Dijo que eligió Chiapas porque es acá donde viven tres de cada cuatro personas en pobreza y una de cada tres en pobreza extrema. Calculó que un millón 400 mil chiapanecos viven con carencia alimentaria.

Peña Nieto mencionó que en pleno siglo XXI millones de mexicanos siguen padeciendo hambre y que para ellos va enfocada la Cruzada, la cual, aclaró, no será por ningún caso una medida asistencialista.

La Cruzada tendrá una orientación focalizada a los 400 municipios y habrá corresponsabilidad entre todos los tres niveles de gobierno, así como de las dependencias del gobierno federal. Será una estrategia social, dijo, para fortalecer las capacidades productivas y que involucra la movilización comunitaria de todos para abatir el hambre.

Se prevé la creación de bancos de alimentos, un fondo de trabajo solidario y se requerirá la consulta a especialistas e investigadores sobre la materia.

La cruzada será verificable, abundó, para poder conocer su avance y resultados.

En su oportunidad, la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, responsable de la Cruzada Nacional, destacó la realización del evento en este lugar simbólico de Chiapas, en territorio tojolabal.

Dijo que el programa está basado en los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) y que para abatir el hambre se pondrá énfasis en el aumento de la capacidad de producción y la reducción de las pérdidas de cosechas.

“Se van a medir los resultados; si no, es pura demagogia”, aclaró la experredista.

Manuel Velasco, gobernador de Chiapas, dijo que esta entidad tiene cinco de los 10 municipios del país que registran los índices más altos de marginación, y más del 50% de la población del estado viven en localidades menores de 2 mil 500 habitantes.

Agregó que también la dispersión poblacional es un problema estructural que dificulta atender las necesidades básicas en las comunidades más vulnerables.

“Por eso nuestro mayor reto es combatir la pobreza extrema y con ello erradicar el hambre, tenemos la gran oportunidad de corregir los desequilibrios regionales que históricamente han existido”, mencionó.

También habló César Duarte, gobernador de Chihuahua, en nombre de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago).

Señaló que en su estado se encuentra el segundo municipio más pobre del país: Batopilas, en la sierra Tarahumara.

Hace un mes, en este mismo municipio, unos seis mil indígenas tomaron esta plaza para dar a conocer el resurgimiento del EZLN. Al igual en otras cabeceras municipales como Ocosingo, San Cristóbal, Palenque y Altamirano.

Son las mismas plazas que tomaron el 1 de enero de 1994 al levantarse en armas. Fue acá en Las Margaritas donde el EZLN perdió a uno de sus mandos ladinos más importantes aquel 1 de enero: el subcomandante Pedro, a quien pertenecieron la gorra y el paliacate raído que nunca se quita el subcomandante Marcos.

Comentar este artículo