Ahora aparecen grupos de autodefensa en Veracruz; el gobierno niega su existencia

La autodefensa ciudadana en Tlalixcoyan, Veracruz. Foto: Félix Márquez
La autodefensa ciudadana en Tlalixcoyan, Veracruz.
Foto: Félix Márquez

XALAPA, Ver. (apro).- Medios locales reportaron la aparición de grupos de autodefensa, también conocidas como policías comunitarias, en el municipio de Tlalixcoyan.

A pesar de los testimonios grabados y la difusión de imágenes de cómo operan en esa región, el gobierno estatal negó su existencia.

En rueda de prensa, el secretario de Gobierno, el expanista, Gerardo Buganza, descalificó los reportajes difundidos por los diarios digitales Plumas Libres, AVC, La Jornada Veracruz e Imagen, en los que dan cuenta de la existencia de policías comunitarios que, con palos, machetes y escopetas de cazador, realizan rondines nocturnos para resguardar la seguridad de los pobladores.

Aparte de la conferencia, el gobierno estatal difundió un comunicado en el que pone en boca de la Secretaría de Gobernación que “no existen grupos de autodefensa en Veracruz”.

Es más, dice que Buganza Salmerón se comunicó con el alcalde de Tlalixcoyan, quien niega que en su municipio existan grupos de esa naturaleza.

Tlalixcoyan se encuentra en la región del Sotavento, a 97 kilómetros del puerto de Veracruz. Es la misma zona en donde desaparecieron ocho policías municipales de Ursulo Galván hace dos meses, y donde también se han registrado levantones y amenazas de secuestros a empresarios y ciudadanos.

Un grupo de reporteros de diversos medios digitales viajó a ese lugar la madrugada del miércoles para entrevistarse con la “guardia civil”: hombres con el rostro cubierto con pasamontañas y/o paliacates, quienes empuñando rifles, tubos y machetes aseguran que “fastidiados de la inseguridad” optaron por armarse en el llamado predio El Inglés y así cuidarse entre los propios vecinos.

Los periodistas grabaron la entrevista y la subieron a las redes sociales. Uno de los entrevistados, dice:
“Nosotros tenemos que cuidarnos porque nos robaban lo poco que teníamos, incluso había días que dejaban sin luz el predio porque nos chingaban todos los cables. Ahora el pueblo cuida al pueblo”.

En el video se aprecia como la “guardia civil” explica no tener conocimiento en el manejo de armas, ni el más básico entrenamiento en defensa personal, sin embargo, aclaran que ante el embate de la delincuencia y la incapacidad de las autoridades, optaron por armarse.

“Por la seguridad de la familia estamos dispuestos a darlo todo”, explica otro de los integrantes de este comando civil, quien admite que apenas en octubre pasado decidieron organizarse.

Los habitantes de este predio acudían al Ministerio Público a denunciar el delito, sin embargo, los agentes ministeriales antes de tomarles declaración pedían una “cooperación de 200 pesos” para levantar la denuncia.

La “guardia civil” en Tlalixcoyan ha cobrado fuerza y aval de la sociedad sotaventina, luego de que el sábado 2 el comerciante Silverio Serrano, de 58 años, fuera asesinado de nueve balazos al oponer resistencia a un asalto.

En la conferencia, Buganza Salmerón expuso que si el ayuntamiento de Tlalixcoyan lo requiere, el estado se hará cargo de la seguridad, “así nos lo ha instruido el gobernador. La Secretaría de Seguridad Pública de inmediato movilizó a sus elementos para verificar la situación de la comunidad El Inglés; ahora, si los vecinos ven algo anormal, se comunican a la presidencia municipal, pues autoridad y pobladores están en coordinación”, presumió.

Buganza insistió en que es obligación del municipio vigilar a sus comunidades, sin embargo, refirió que si necesitaran apoyo, el gobierno estatal está en toda la disposición de asumir el manejo de la seguridad.

Sobre las versiones que han circulado de que en diversas comunidades habría grupos de autodefensa, dijo que “eso es totalmente falso”, ya que ninguna autoridad federal, estatal o municipal tiene algún reporte de que ciudadanos se hayan organizado de esa manera, atajó el funcionario.

Comentar este artículo