Bajan utilidades de Televisa y América Móvil

Las instalaciones de Televisa Chapultepec. Foto: Alejandro Saldívar
Las instalaciones de Televisa Chapultepec.
Foto: Alejandro Saldívar

MÉXICO, D.F. (apro).- En el marco de la reforma constitucional en materia de telecomunicaciones y de radiodifusión, aprobada recientemente por el Congreso de la Unión, los dos grandes rivales y agentes dominantes en ambos mercados, América Móvil y Televisa, reportaron en sus informes trimestrales a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) la disminución de sus utilidades netas, y pronosticaron que la reforma en cuestión presentará “retos y oportunidades”.

Grupo Televisa reportó que su utilidad neta disminuyó 35.9 millones de dólares entre el primer trimestre de 2012 y el de este año, al bajar de 161 millones de dólares a 126 millones de dólares al cierre del tercer mes de 2013.

De acuerdo con la empresa, esta disminución es resultado de los aumentos en depreciación y amortización, así como el incremento de los gastos financieros. El periodo coincide con las inversiones que ha realizado la compañía de Emilio Azcárraga Jean en Grupo Iusacell, de su socio Ricardo Salinas Pliego, concesionario de TV Azteca.

Sus ventas netas se incrementaron 2.4% respecto del mismo periodo de 2012. Hasta el cierre del primer trimestre de este año ascendieron a mil 279 millones de dólares.

En su comunicado, Grupo Televisa afirmó que el verdadero impacto de la reforma constitucional será más completo “una vez que entre en vigor y se conozca la legislación que la estará implementando”.

“En tanto –agrega Televisa–, seguirá invirtiendo en producir el mejor contenido del mercado, tal como lo ha hecho por más de 60 años, y seguirá buscando oportunidades para consolidar la industria de cable y telecomunicaciones en México”.

Televisa no menciona cuál será el impacto de la prohibición de la venta de publicidad presentada como información noticiosa o entrevistas, establecida en la reforma del artículo 6 constitucional, y tampoco sobre el posible impacto de la creación de dos cadenas de televisión abierta digital en un periodo de seis meses.

América Móvil, en “desventaja”

En su reporte anual ante la Comisión de Valores de Estados Unidos (SEC) y la BMV, América Móvil –el grupo que controla las dos principales firmas de Carlos Slim en telefonía (Telcel y Telmex)–, advirtió que estará en desventaja frente a otros competidores, como Telefónica, porque estas compañías podrán dar hasta cuádruple play (audio, video, internet y telefonía móvil y fija), mientras que Telmex sólo puede dar doble play (telefonía e internet).

América Móvil afirmó que sus competidores podrán dar subsidios más altos a equipos celulares, ofrecer más comisiones a distribuidores, proporcionar tiempo aire o acceso a internet de forma gratuita, o servicios a menor costo a través de paquetes de servicio de doble, triple o cuádruple play.

Para la compañía más grande del Grupo Carso, su capacidad de competir en las nuevas circunstancias derivadas de la reforma constitucional “dependerá de nuestra cobertura terrestre, la calidad de la red y servicios, tarifas y calidad de servicios”.

Una de las consecuencias de la reforma, apuntó, es que “la regulación de las tarifas aplicables a los servicios suministrados por los operadores podría tener un efecto adverso significativo en la compañía al reducir los márgenes de utilidad”.

A pesar de estas previsiones, América Móvil seguirá invirtiendo. En días recientes confirmó que adquirió por mil 668 millones de pesos (150 millones de dólares) la Unidad de Medios de CIE, con lo que se convertirá en un competidor de Grupo Televisa en el mercado publicitario.

Sus principales pérdidas, de acuerdo a su propio reporte bursátil, ocurrieron en Europa ante la crisis económica del viejo continente. Sus inversiones en la telefónica holandesa KPN disminuyeron su valor de 55 mil millones de pesos a 22 mil 600 millones de pesos, mientras que en Telekom Austria sus inversiones bajaron de 16 mil 800 millones a 10 mil 400 millones de pesos.

El pasado 29 de abril, el magnate Carlos Slim negó que sus compañías Telmex y Telcel (con un control de 80 y 70% del mercado de telefonía fija y móvil, respectivamente) constituyan monopolios porque en ese mercado, dijo, hay “mucha competencia” y “competir nos hace mejores”.

Al participar en la Conferencia Global de Líderes, entrevistado por Larry King, Slim sintetizó así su posición:
“No hay monopolio en las telecomunicaciones. Tenemos mucha competencia. La competencia te hace mejor. Estamos en 18 países actualmente y tenemos competencia en cada uno de esos países”.

Comentar este artículo