La Laguna: la PF limpia el camino para “El Chapo”

El saldo de un enfrentamiento en Durango. Foto: Joaquín Campos
El saldo de un enfrentamiento en Durango.
Foto: Joaquín Campos

Uno de los efectos de la “limpia de la plaza” que realizan las fuerzas federales en la zona lagunera de Durango y Coahuila es la desarticulación de una organización delictiva local (el Cártel del Poniente o Los Dannys). Pero la zona, que comprende Gómez Palacio y Lerdo, en Durango, y compromete a Torreón, en Coahuila, estaba en disputa. Así que los ganones con la caída de Los Dannys fueron, sobre todo, Los Cabrera, la célula del Cártel de Sinaloa que al parecer ahora domina “pacíficamente”.

Con la detención de Daniel García Ávila, El Danny, líder del autodenominado Cártel del Poniente, las fuerzas federales lograron en sólo seis meses desarticular en 70% esa organización que dominaba Gómez Palacio, Lerdo y Torreón, municipios que comprenden la Comarca Lagunera de Durango y Coahuila. No obstante, ahora favorecen a Los Cabrera, célula perteneciente al Cártel de Sinaloa, para que se consoliden en la plaza.

Desde enero pasado, la policía estatal y efectivos federales han detenido también a Juan Antonio García, hermano de El Danny que se encargaba de las operaciones financieras; a Gabriel Zúñiga Ovalle, jefe de sus halcones, y a su hermano Jacobo, jefe de sicarios y de los distribuidores de droga, así como al pistolero y escolta José Salvador Morales Cuevas. Además cayeron otros 45 operadores de la estructura del cártel y 300 narcomenudistas.

En ausencia de García Ávila, quedó como jefe del grupo Arturo Bardales Díaz, El Alfa, con su hermano Arturo Bardales El Junior como lugarteniente y Juan Bananas como jefe de sicarios.

Un diagnóstico elaborado por coordinadores del Operativo Laguna Segura (OLS), proporcionado a Proceso por un mando militar que pidió omitir su nombre y emitido el 27 de enero pasado, establecía que hasta esa fecha el cártel del Chapo Guzmán estaba formando un cinturón de seguridad alrededor de Gómez Palacio y Lerdo para evitar que la gente de El Danny se expandiera al resto de Durango, dominado por Los Cabrera.

 

Este es un adelanto del número 1915 de la revista Proceso, ya en circulación.

Comentar este artículo