Manual del gobernador de Puebla: En caso de huracán, viaje a Estados Unidos

Rafael Moreno Valle, gobernador de Puebla. Foto: Eduardo Miranda
Rafael Moreno Valle, gobernador de Puebla.
Foto: Eduardo Miranda

En sólo tres días, el gobernador Rafael Moreno Valle evidenció qué entiende por política: el día del Grito gastó una fortuna en la contratación de decenas de personajes de la farándula y, tres días después –durante lo peor del embate de Ingrid y Manuel–, consideró que era buena idea irse de gira a Estados Unidos para impartir la conferencia “Una mirada al interior de Puebla”. Pero no les avisó a sus gobernados, no ha transparentado los gastos y hasta ahora no ha atendido las llamadas desesperadas de auxilio…

PUEBLA, Pue. (Proceso).- El miércoles 18 de septiembre, mientras miles de familias de las sierras norte y nororiental de esta entidad sufrían a raíz de los huracanes Ingrid y Manuel, el gobernador Rafael Moreno Valle emprendía una gira de cuatro días por Nueva York, Pensilvania y Nueva Jersey.

En plena contingencia meteorológica, el mandatario se dio el gusto de regresar a su alma mater, el Lycoming College de Pensilvania, para dictar la conferencia “Una mirada al interior de Puebla”. Además, se entrevistó con el presidente de esa casa de estudios, Kent Trachte; con Sandra Fuentes-Berain, cónsul de México en Nueva York, y con el alcalde de Passaic, Alex Blanco.

El viernes 20 –cuando el gobierno federal emitió la declaratoria de desastre natural en 31 municipios de Puebla: 19 de la zona norte y 12 de la nororiental– entregó diplomas a poblanos radicados en Estados Unidos que tomaron cursos de inglés e informática. También inauguró una exposición de artesanías en la Casa Puebla de Nueva Jersey.

Ese mismo día, el presidente Enrique Peña Nieto anunció que cancelaba su viaje a la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York para visitar las zonas devastadas por las lluvias.

En su cuenta de Twitter, Moreno Valle aseguró que desde la Unión Americana estaba al tanto de la situación en su entidad: “El gobierno del estado de Puebla mantiene el monitoreo permanente de todas las regiones, debido a que las lluvias continúan”.

Los pobladores de comunidades como Cuaxicala y El Tepetate clamaban por ayuda, ya que habían quedado incomunicados por deslaves y derrumbes. Se reportaba la muerte de cinco personas y el desbordamiento del río Tlapaneco, pero Moreno Valle estaba entusiasmado porque la empresa Fitch Ratings le había entregado, personalmente y en Nueva York, la calificación crediticia “AA” a su administración.

“Esta calificación que entrega Fitch Ratings avala el eficiente manejo de las finanzas públicas del gobierno del estado de Puebla”, presumió en las redes sociales.

De hecho, la mayor parte de la información sobre su viaje la divulgó el propio mandatario a través de su cuenta de Twitter. Sin embargo, previo a su partida no hubo información oficial. De su ausencia en esos días críticos primero dio cuenta el portal de noticias Central.

“La Dirección de Comunicación Social mantiene en reserva la escapada de Moreno Valle de Puebla”, publicó el portal el jueves 19.

A su regreso a Puebla el sábado 21, su primera actividad fue asistir a la reunión plenaria de legisladores electos del partido Movimiento Ciudadano.

“Fue muy corto (el viaje), pero para mí fue emotivo regresar a mi alma mater en donde estudié la carrera de Economía y Ciencias Políticas en Pensilvania”, justificó el gobernador, que llegó al poder gracias­ a una coalición PAN-PRD-Convergencia-Panal.

 

La otra lluvia

 

Dos días antes de salir a Estados Unidos, el mandatario se había declarado complacido con las fiestas patrias “históricas e inolvidables” en su entidad.

La lluvia, previa a los huracanes, había sido de personajes del espectáculo: El gobierno de Puebla contrató 60 que se ofrecieron de manera gratuita en nueve escenarios de la capital, el 14 y 15 de septiembre.

Ahí estuvieron los cantantes Pepe Aguilar, Emmanuel, Mijares, Aleks Syntek, Susana Harp, Pandora, Carlos Cuevas, Aranza, Ana Cirré, Óscar Chávez, Natalia Lafourcade, Fey, Los Hermanos Castro, los exTimbiriche, Sasha, Erick y Benny, los grupos Kinky, Liquit, Panda, Sonex, División Minúscula, la Sonora Dinamita y la Orquesta Guayacán, además del Ballet de Amalia Hernández con la Orquesta Sinfónica del Estado.

Uno de los escenarios seleccionados para esas presentaciones fue la polémica rueda de observación llamada “La Estrella de Puebla”, que costó 200 millones de pesos. Fue adquirida en Alemania y se gastaron otros 200 millones en instalarla y acondicionar sus alrededores.

Hasta el momento, el gobierno y el ayuntamiento poblanos no han revelado la cantidad de recursos que se erogaron en el festejo patrio, pero se estima que fueron más de los 12 millones de pesos los que se gastaron el año pasado, cuando se contrató a Paulina Rubio, Pablo Montero y Fernando de la Mora, entre otros.

Para María Luisa Albores, coordinadora estatal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Moreno Valle establece sus prioridades al gastar en espectáculos, obras de relumbrón y en “embellecer” a Puebla. Esto, dice, ya se ha vuelto característico en su gobierno.

“Moreno Valle no ve ni escucha otra cosa que se salga de su escenario de relumbrón o que no aparezca en los medios”, asegura. “Para él, el campo, la región rural, el sector productivo no existe; no le interesamos. Es un gobierno de escaparate que sólo está interesado en su proyecto a futuro, pero no en la problemática real­ de Puebla”.

Aún ahora, cuando en la zona nororiental de Puebla –que agrupa a 28 municipios, como Cuetzalan, Zacapoaxtla y Tlatlauquitepec– continúan las lluvias y los caminos siguen siendo inseguros, el gobierno estatal se mantiene ausente, denuncia.

Añade que el agro poblano se encuentra en riesgo, especialmente la producción de café y pimienta, y explica que la situación se agrava porque el gobierno de Moreno Valle no ha mostrado interés en esos sectores.

El activista y promotor cultural Osvaldo Cortés advierte que en los municipios de la Sierra Norte de Puebla aún se vive una situación de contingencia, pese a lo cual no se ven brigadas de protección civil o de salud.

Menciona el caso de la comunidad de Cuaxicala, en el municipio de Huauchinango, que desde el 14 de septiembre se encuentra semiincomunicada por el derrumbe del cerro Yelotépetl y la ruptura de dos ductos de Pemex que pasan por pleno centro de la localidad.

Aunque las autoridades de Pemex y de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) minimizan los efectos de ese derrame, los pobladores han tenido que desalojar a niños, cargándolos en sus espaldas, y caminar más de media hora para que reciban atención médica por presentar síntomas de intoxicación.

Cortés señala que, según los propios habitantes de Cuaxicala, la única ayuda que les ha llegado son 135 despensas. El pueblo tiene mil 500 habitantes.

El 15 de septiembre, en El Tepetate (Xicotepec) se vino abajo un puente que apenas tenía tres días de inaugurado. Desde entonces, la única forma de comunicación con la que cuentan los habitantes es una vieja lancha en la que apenas caben cuatro personas. Aunque los reportes sobre las afectaciones han sido escasos, Protección Civil Estatal asegura que al menos 4 mil familias resultaron afectadas por los fenómenos meteorológicos.

El activista indica que otra situación crítica es la de las presas de Nueva Necaxa, Mazatepec y Tenango: están a su máxima capacidad.

Paralelamente se ha reportado que una parte de la población de Huitzilan de Serdán fue afectada por el deslave de un cerro, mientras que la comunidad La Máquina, del municipio Francisco Z. Mena, quedó inundada, lo que afectó a sus 2 mil habitantes.

Rafael Ramírez, enlace de los alcaldes electos del Partido del Trabajo en Puebla, señala que el lunes 23 de septiembre sostuvo una reunión con el secretario general de Gobierno, Luis Maldonado Venegas. La queja recurrente fue que, ante la falta de apoyo gubernamental, las personas afectadas están recurriendo a los partidos de oposición, así como a activistas, para recibir auxilio.

“Por un lado, los actuales alcaldes ya están por irse en febrero y, por otro, el gobierno de Moreno Valle, que gasta mucho dinero en otras cosas en medio de la situación que estamos viviendo, a lo único que se está limitando es a los recursos que aplicará el Fonden (Fondo de Desastres Naturales) en los municipios declarados zona de desastre”, apunta.

Dice que hay derrumbes que ocurrieron desde hace días y que hasta ahora se mantienen así porque ninguna autoridad ha intervenido. Además, advierte que el gobierno de Puebla no ha emitido un reporte puntual de las afectaciones por los huracanes. “Mi apreciación es que se está ocultando información”, sostiene.

Afirma que la Cámara de Diputados pidió a su partido hacer una evaluación de los municipios afectados y, en un recorrido, pudieron detectar muchos daños que no están siendo atendidos, sobre todo en caminos y carreteras.

“El gobierno debería mostrar mayor sensibilidad a la situación que estamos viviendo, enviar a los funcionarios a que hagan recorridos por el Estado para que vean la realidad que están viviendo las familias poblanas, en una zona en donde ya de por sí se vive con muchas carencias”, pide el petista.

Comentar este artículo