Humilde niña genio de Tamaulipas es vista como la próxima Steve Jobs

La portada de la revista Wired.
La portada de la revista Wired.

MÉXICO, D.F. (proceso.com.mx).- Paloma Marlene Noyola Bueno, de 12 años, una humilde estudiante de Matamoros, Tamaulipas, podría ser la sucesora del cofundador de la empresa Apple, Steve Jobs.

Según la revista estadunidense Wired, especializada en tecnología y que la destaca en su portada más reciente con el titular “The Next Steve Jobs”, Paloma Marlene es una alumna con aptitudes y actitudes para sobresalir.

La estudiante egresada de la primaria José Urbina López, que colinda con una zona de basureros, logró el primer lugar nacional en matemáticas en la prueba Enlace.

Sin embargo, cuatro meses después de dicho examen le suspendieron los apoyos oficiales. Ella obtuvo 921 puntos en matemáticas y 800 en español.

Actualmente la niña genio cursa la secundaria y pese a su pobreza ha logrado desarrollar capacidades brillantes gracias a su maestro Sergio Juárez Correa, quien emplea técnicas de aprendizaje innovadoras, explica la publicación.

Su padre, un pepenador que murió hace algunos meses de cáncer de pulmón, gustaba de escuchar cada noche lo que aprendía la menor de sus ocho hijos.

Originarios del centro del país, los papás de Paloma emigraron a la frontera hace 25 años en busca de mejores oportunidades de vida, relata Wired.

La pareja se esforzó por sacar adelante a su familia en un municipio donde la inseguridad impera.

La niña afirmó que sabe quién es Steve Jobs, pues está leyendo su libro y asegura que se siente bien de que la comparen con él.

Su maestro Sergio Juárez buscó técnicas menos aburridas para motivar un mayor interés de sus alumnos en las matemáticas, hasta que encontró los métodos de un profesor de tecnología educativa de la Universidad de Newcastle en Inglaterra.

Tras aplicarlos, sus alumnos han obtenido logros impresionantes que han permitido incluso que Paloma esté en la mira de instituciones educativas con el fin de llevarla a estudiar a Estados Unidos.

La menor tiene además un récord de 10 de calificación a lo largo de su educación primaria.

Actualmente la madre de Paloma, María Guadalupe Martínez, enfrenta dificultades para mandarla a la escuela, que empeoraron cuando las autoridades educativas le suspendieron una beca de 500 pesos mensuales.

 

 

Comentar este artículo