Irrumpe el Ejército en El Ocotito; detiene a dos guardias comunitarios

Militares en El Ocotito, Guerrero. Foto: Ezequiel Flores
Militares en El Ocotito, Guerrero.
Foto: Ezequiel Flores

EL OCOTITO, Gro. (proceso.com.mx).- Más de un centenar de elementos del Ejército irrumpieron en esta zona del municipio de Chilpancingo y detuvieron a dos guardias comunitarios de la Unión de Pueblos y Organizaciones del estado de Guerrero (UPOEG).

En respuesta, los pobladores que defienden al grupo de autodefensas, bloquearon entradas y salidas de El Ocotito y la carretera federal México-Acapulco a la altura del poblado de Mohoneras.

De manera paralela, el alcalde capitalino Mario Moreno Arcos, señalado por su nexos con la delincuencia, arribó a este poblado donde sostuvo una reunión con comisarios municipales y el dirigente de la UPOEG, Bruno Plácido Valerios.

Los representantes del pueblo de El Ocotito que decidieron enfrentar directamente a la delincuencia con el apoyo de los autodefensas de la UPOEG, demandaron la salida del Ejército y propusieron una reunión popular a la que asista el edil priista para que escuche de viva voz los testimonios de las víctimas de la delincuencia organizada y los reclamos sobre la indolencia gubernamental.

El convoy militar se encuentra apostado a 400 metros del grupo de manifestantes.

Comentar este artículo