“La noche de Rembrandt” de Jazzamoart

MÉXICO D.F., 10 de febrero (apro).La galería Oscar Roman, ubicada en esta ciudad, inauguró este miércoles la muestra titulada La noche de Rembrandt, del pintor mexicano, nacido en 1951, Jazzamoart (de las palabras jazz, amor, arte).

         Con más de 40 variaciones sobre el tema, el artista guanajuatense explora de manera plástica el trabajo del gran pintor holandés, nacido en el siglo XVII.

Retomando personajes  y atmósferas, Jazzamoart penetra en el inmenso universo plástico de Rembrandt para, desde ahí, recrearlo.

El pasado latente se traslada de manera diferente a un trabajo contemporáneo, cargado de historia y secretos ocultos. Guarda no sólo el misterio del acto creativo, sino que invita a la inagotable fuente de experiencias estéticas de las obras del gran maestro que han logrado perdurar de manera vital y valiosa hasta nuestros días.

 La propuesta casi central de esta exposición se centra en el cuadro  emblemático de La Ronda de noche (1642, óleo sobre tela), que es considerada como una de las obras maestras del artista, y que como dato interesante  lleva este título por una equivocada interpretación, debido a que, en esa época el cuadro estaba deteriorado, y oscurecido por la oxidación del barniz y la suciedad acumulada… Después de su restauración en 1947, se descubrió que la acción no se realizaba de noche sino de día, en un portalón en penumbra al que llega un potente rayo de luz que ilumina intensamente a los personajes.

La  posibilidad de recrear, de conocer en el mismo acto creativo que algún otro pintor experimentó, se viene realizando en la pintura desde hace ya muchos años, y permite sin duda lograr enriquecer el lenguaje, la contemplación y la certeza que a través de la experiencia plástica subraya la  actualización del lenguaje pictórico, como género capaz de comunicar experiencias humanas, históricas, psicológicas y espirituales.

El escritor Vicente Leñero ha escrito un texto con motivo de esta exposición,  resaltando  lo siguiente:

“La versión implacable de nuestro artista mexicano hace de esos cuadros pequeños y obsesivos –galería de rostros terroríficos y algunas escenas rembrandtescas– el marco de una propuesta central: la de recrear en variantes inagotables la célebre Ronda… que el neerlandés le arrancó de tajo a la realidad. En azules y ocres y negros y amarillos dominantes se plantea frente a nuestro azoro el propósito artístico. Ahí siguen estando los vagabundos, los ensombrerados, el guardia, las mujeres: gente sorprendida abarrotando cada cuadro con el impulso de repetir y repetir el trance para recomponer su esencia coreográfica, para introducir, mañoso –fiel a su porfía jazzística–, un instrumento musical en posesión de éste o de aquél actor de la famosa escena resumida, aquí con un brutal expresionismo no exento de ironía ni de sarcasmo.”

Jazzamoart es un pintor representante de la generación de los 50 de la pintura mexicana; cuenta en su haber con múltiples exposiciones y  decenas de reconocimientos nacionales e internacionales. También ha incursionado en la escenografía, la ilustración y toca la batería.

Miembro del Sistema Nacional de Creadores de Conaculta de 1993 al 2000.

La galería Oscar Román se encuentra ubicada en Julio Verne no. 4, col. Polanco de la Ciudad de México.

Comentarios