Marta Lamas festeja 20 años de la revista Debate Feminista

MÉXICO, D F, 20 de octubre (apro)- La revista Debate Feminista, a pesar de haber expuesto a la luz, desde hace veinte años, la problemática de las mujeres, no ha conseguido ser el puente entre el trabajo académico y el político, ni alentado discusiones que conecten las acciones del movimiento y las reflexiones de la academia, reconoce su fundadora y directora, Marta Lamas
         En el veinte aniversario de Debate Feminista, su directora y fundadora, Marta Lamas, se siente satisfecha por los avances que la revista ha tenido a lo largo de dos décadas y lo que falta por hacer
         "Debate Feminista nace de la necesidad compartida entre varias feministas de disponer de un medio de reflexión y debate, un puente entre el trabajo académico y el político que contribuya a movilizar la investigación y la teoría feminista, dentro y fuera de las instituciones académicas, y ayude a superar la esterilidad de los estudios aislados de las instituciones académicas", explica la antropóloga
         Especialista en temas de equidad de género y derechos de las mujeres, Lamas asegura que Debate Feminista ha logrado algunos de sus objetivos, pero falta por hacer

"Indudablemente Debate Feminista es ya una referencia, lo comprobamos al tener que reimprimir ciertos números ya agotados por la demanda que han tenido Lo reconoció el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) cuando nos otorgó el premio a la mejor publicación cultural Y nos lo confirman nuestras suscripciones en Tokio, Helsinski, Viena, Florencia, Amsterdam, y de varias ciudades de España, Estados Unidos y América Latina
"Además, según el recuento que hace Google de entradas a nuestra página web, ofrece un indicador de nuestra globalización: ¡Tenemos entradas desde 47 países distintos!
"En fin, una y mil cuestiones que nos llenan de satisfacción, Pero más que regodearnos con ellas, debemos encarar todo lo que queda pendiente y las perspectivas a futuro Para empezar, no hemos conseguido ser ese puente entre el trabajo académico y el político No hemos alentado discusiones que conecten las acciones de movimiento y las reflexiones de la academia", indica
En entrevista, Lamas es autocrítica: "Lamentablemente ha habido poco debate en Debate Con excepción de una docena de mesas redondas, que se grabaron y transcribieron, aún no hemos logrado incorporar en nuestro espacio las preocupaciones que atraviesan las vidas de tantas personas que conforman el movimiento
"Paulatinamente, y casi sin darnos cuenta, nos hemos atenido al esquema de publicar ensayos que nos parecen oportunos o valiosos, pero que, con frecuencia, se inscriben en el ámbito estrictamente académico, lo que restringe la gama de nuestros lectores
"Carlos Monsiváis nos ha dicho que un logro de Debate Feminista ha sido el de formar autoras, personas que desean ser publicadas en este espacio Pero también nos ha enseñado que no hemos logrado formar lectores ¡Gulp!"
Sobre Debate feminista, el escritor Jean Franco afirmó en un ensayo titulado "Elogio a la diversidad", que "ha sido una revista que abraza la multitud de temas e interpretaciones: política, trabajo y tiempo, ciudadanía, poesía, geografía, arte ¿feminista?; vibradores, orgasmos, identidades, intimidad y servicio…"
Este martes, Debate Feminista y el Programa de Estudios de Género de la UNAM, reunieron en una mesa redonda a representantes de las revistas feministas en México: La Ventana, GénEros, LesVoz, Las Genaras y Cuadernos Feministas
"Al nombrar la revista Debate Feminista, Marta Lamas y el comité editorial prometían un foro abierto e interrogantes abiertas en plena conciencia de la diversidad e interpretaciones inherentes al lenguaje: la diversidad La revista nace en un momento en que los neoliberales predicaban el fin de la historia y el triunfo del capitalismo sin frenos", señaló Jean Franco en su texto
Sin embargo, puntualizó Franco, "Debate… nunca se olvida del debate que urge en México: Las fotografías de Acteal, el discurso de la comandante Esther, la reflexión sobre el asesinato de Digna Ochoa, el caso de Lydia Cacho, los ensayos sobre la maquila y los trabajos sobre las muertas de Juárez lo actualizan a la luz de la desigualdad existente en las sociedades neoliberales, donde la discriminación sigue explotando la vulnerabilidad de las mujeres y la masculinidad es afirmada por la violencia"
Hortensia Moreno, otra de las fundadoras de Debate Feminista, afirmó que la revista nace en "tiempos en que se había perdido un espacio para las mujeres: la revista La Doble Jornada, y Marta Lamas "estructuró una forma de trabajo en donde se deshacía de todos los prejuicios"
"En lugar de una dirección colectiva como –como la que ostentó fem  en sus inicios–, gobierno unipersonal; en lugar de pertenecer a una organización  –como en La Doble Jornada–, independencia total; sin seguir ningún esquema, se propuso establecer una revista donde se pudiera publicar todo lo que ella quisiera, sin importar si era demasiado denso, largo o complicado", concluyó

Comentarios