UN BANQUERO: ALFREDO DEL MAZO, HIJO, GOBERNARA AL ESTADO DE MEXICO

UN BANQUERO: ALFREDO DEL MAZO, HIJO, GOBERNARA AL ESTADO DE MEXICO
Elías Chávez
Próceres y patriarcas se congregan en Atlacomulco para apadrinar a un candidato a gobernador: Alfredo del Mazo González, acusado de “júnior” y de “arribista” de la política
Acompañado —tutelado— por Gustavo Baz y Salvador Sánchez Colín —exgobernadores ambos—, Del Mazo llega a la plaza principal y es ungido, bajo la sombra protectora de don Isidro Fabela, “candidato de los campesinos”
Estatua generosa, la de Isidro Fabela proyecta su sombra en el estrado pletórico de políticos identificados como miembros del llamado “Grupo Atlacomulco” Grupo unificador de subgrupos que, ahora, aceptan a Del Mazo como futuro gobernador del estado de México
“Firme el paso con Del Mazo”, dice la propaganda electoral, luego de los titubeos y pugnas internas que en el PRI hubo previas al “destape” Pero Del Mazo, hijo de otro exgobernador de igual nombre, niega ser un “júnior” y un “arribista” de la política
Y aunque reconoce ser “muy amigo del presidente López Portillo, también afirma que su postulación sirvió para “armonizar y conciliar a los diferentes sectores y corrientes de la entidad”
Entrevistado por Proceso antes de la asamblea del sector campesino —miércoles 11—, Del Mazo asegura tener “experiencia y habilidad política”, además de que mantiene “una relación cordial con todos los grupos políticos que han actuado y están actuando en el estado de México”
—¿Entonces, por qué lo impugnaban y decían que usted carece de militancia partidaria?
—Todo mundo —contesta— tiene derecho a expresar sus opiniones Resulta lógico que cada quien, en un momento determinado, exalte sus propias características En mi caso particular, soy miembro del PRI desde 1962 En cuanto a militancia, participé con el licenciado Rodolfo Echeverría Ruiz en las juventudes priístas También he colaborador con el IEPES y participé en la campaña del licenciado López Portillo Respecto a experiencia política, he tenido la que da el servicio público a nivel nacional Por ejemplo, fui coordinador de la Comisión de Crédito a los estados y municipios, en la Secretaría de Hacienda Me tocaba, precisamente, conciliar los intereses de la Federación con los diferentes tesoreros de los estados Y cuando el señor Presidente me encargó la dirección del Banco Obrero, una de mis labores era la de armonizar los programas e intereses de las diferentes centrales obreras, así como coordinar los programas gubernamentales, de carácter financiero, con las organizaciones de trabajadores Y considero que todo eso requiere experiencia y habilidad política
—¿Y en el estado de México?
—Sucedió que el estado de México es una entidad muy importante, con muchos políticos muy calificados, todos con méritos y cualidades para aspirar a la gubernatura Obviamente, eso hizo que el proceso de selección fuera más amplio, más discutido Por eso hubo mucha polémica Inclusive hubo 36 precandidatos
—¿En qué media influyó, para que usted obtuviera la candidatura, el hecho de ser hijo de un exgobernador, Alfredo del Mazo, que consolidó al “Grupo Atlacomulco”?
—Mire usted: como en todas partes, existen simpatías hacia diferentes personas y existen vínculos de diversa naturaleza El llamado “Grupo Atlacomulco” representa el inicio de una gestión, por parte de don Isidro Fabela, que siendo destacado jurista y destacado revolucionario, inició la pacificación del estado de México, donde en ese entonces había mucha violencia Posteriormente correspondió a mi padre, como sucesor de don Isidro Fabela en el gobierno, consolidar la paz y las bases para el desarrollo industrial que hoy es tan importante en la entidad Y coincidió que ambos eran de Atlacomulco y por esa circunstancia se habla de ese grupo Ciertamente, Atlacomulco ha sido tradicionalmente una población muy inquieta y muy participativa en política En cuanto a los grupos políticos, como tales, yo creo que cada gobernador que ha habido en el estado de México, en los últimos cuarenta o cincuenta años, ha ejercido el poder en el momento que le ha tocado gobernar Es claro que por eso se intenta establecer diferentes vinculaciones Por lo que a mi toca, mantengo una relación cordial con todos los grupos políticos que han actuado y están actuando dentro del estado
—¿Es cierto que usted es amigo de López Portillo?
—Soy amigo de López Portillo Muy amigo de López Portillo Soy servidor del señor Presidente y me distingue su amistad Me honra su amistad y su confianza, si señor
—¿Y qué opina usted de la “carrera de partido” de la que había el líder del PRI, Gustavo Carvajal?
—Creo que es muy atinada, porque de hecho se busca que todos los que somos conocidos servidores públicos, no solamente cumplamos la función administrativa que tengamos asignada, sino que, además, de manera permanente, ayudemos al partido en su tarea de fortalecer la participación política de todos los que en él militamos
—¿Cómo pudo usted convertirse en servidor público, después de ser director de bancos particulares que no se distinguen por su actitud de servicio público?
—Sí —dice sonriente—, yo llegué a ser uno de los directores del Banco Comercial Mexicano, y llegué a ser director general del Banco Minero y Mercantil a una edad muy temprana, a los 25 o 26 años Sin embargo, mi vocación de servicio público me hizo dejar esa posición, no porque fuera mala, sino porque yo sentía que mi deseo personal era de servidor público Dejé la dirección porque me invitaron a participar en el servicio público e ingresé como vicepresidente de la Comisión Nacional Bancaria y de Seguros Pero yo, desde antes, participaba en el partido y tenía acción dentro del partido, desde las acciones juveniles hasta las acciones maduras dentro del sector popular (CNOP), donde he venido militando y participando en diferentes seminarios y actos No soy rico ni gente de dinero, pero tomé mi decisión desde entonces: yo, dije, quiero entrar a hacer talacha en el servicio público y servir a mi país Esa es mi vocación
—Dado que muchos políticos importantes son originarios del estado de México ¿es verdad que su candidatura implica una toma de posición con miras a la sucesión presidencial?
—Mi candidatura puede despertar esos comentarios e interpretaciones porque a estas alturas todo mundo quiere leer, en cualquier designación, signos políticos, como quisieron ver en el Reunión de la República, que si uno hablaba u otro no hablaba era porque se le estaba encauzando en ese sentido Es muy lógico y natural que ahorita todo quiera prestarse a interpretaciones Pero no: siento que el partido actuó con una gran apertura para detectar lo que era más adecuado Y los sectores del partido pensaron que mi candidatura era la más adecuada para armonizar y conciliar los diferentes sectores y corrientes de la entidad Yo entiendo así mi postulación
—¿Usted no condena el futurismo?
—Gustavo Carvajal, presidente de nuestro partido, auspicia, en diferentes foros, que se expresen puntos de vista respecto a todos los posibles aspirantes a la Presidencia de la República Yo creo que es sano y adecuado que se manifiesten opiniones y se abra la discusión Y creo que esa es, precisamente, la auscultación que se va haciendo respecto a lo que la opinión pública piensa de cada uno de los aspirantes

Comentarios

Load More