“HURBANOISTORIAS”, UNICO CASET DE ROCKDRIGO

“HURBANOISTORIAS”, UNICO CASET DE ROCKDRIGO
Roberto Ponce
Hurbanoistorias: Caset de Rockdrigo González Corte Fonovideogramas Producción independiente
La mesa de una fonda, frente al museo del Chopo Rodrigo González come sentado una torta y bebe un refresco de manzana En el suelo está su guitarra Yamaha enfundada de negro y un maletín donde porta algunas copias de su caset Hurbanoistorias, que ha llevado ese sábado a vender al tianguis rockero del Chopo Es octubre de 1984 y nos hemos reunido para que hable acerca de las piezas de la única producción independiente que en vida comercializó “Rockdrigo”

RG— Saqué 850 casets Lo de la hache en el título era para darle otro sentido es un término mío, rupestre como la grabación Lo grabé en tres meses, en el estudio de Jorge Rossel de ocho canales Es una incursión independiente a la que le metí como 50 mil pesos Y es que en ocho años de componer no sé ni qué onda Hace seis años llegué aquí desde Tampico En la UAT nos corrieron por lo que hacíamos en una onda que se llamaba Siglo XXI Fue un gran éxito
—¿Eres el creador del huapango-rock como se dice?
RG— No, no soy su creador Ya Peace & Love habían sacado un rock jarocho, un son-rock Lo que pasa es que tuve un papá huapanguero y crecí en ese ambiente de improvisación de los guapangos
Si alguna vez has estado al revés/ sabrás bien a qué huelen tus pies/ Si al sacudirte cayó el almidón/ con que te pegaron y te hicieron campeón
—Hurbanoistorias comienza con El Campeón
RG— Es una crítica a la personalidad, al culto a la personalidad Es especialización de este sistema fabricar campeones de programa Es una crítica al ente cuadrado que pone en peligro, entre otras cosas, a la cultura
confundido por creencias de religiones y ciencias/ aturdido por el ruido en su interior/ bien perdido/ tan sólo un disco rayado a un volumen muy histérico/ sin saber para qué lado, como un perro
—Perro en el periférico
RG— Este es un rollo muy loco los chavos no la entienden Se trata de una confusión ideológica No sólo los panchitos no le agarran la onda; el mismo video de Paul Leduc no lo captó Todos estamos en un callejón sin salida, atrapados ideológicamente en el odio, en la confusión
me asomé a mis adentros, sólo vi viejos cuentos/ y una manera insólita de sobrevivir/ Miré a todos lados, dije: Dios, ¿qué ha pasado?/ Nada, muchacho, sólo que eres un asalariado
RG— El asalariado trata de las estrategias económicas con las que tenemos que defendernos y esto tiene que ver con mis experiencias personales La rola tiene mucho del comic: la risa como elemento catárquico, liberador, intenso Una ampliación de la canción La risa como forma de conocimiento también, algo así como aprender riendo para enfrentar a los clásicos ojetes, los líderes de un sistema de competencia
cuando tenga la suerte/ de encontrarme a la muerte/ yo le voy a ofrecer todo el tiempo vivido/ y este vaso henchido por un distante instante/ un instante de olvido/
RG— Distante instante es una rola suicida La introspección de un teporocho justificando su alcoholismo, pero consciente de su autodestrucción y deseoso de volver con la mujer que lo abandonó y a la que ama Es diferente a rolas como las de El ET, Metro Balderas y Yo no sé; más bonita, más elaborada poéticamente
Oh, yo no sé por qué no te alivianas/ de soltar la luz se me quitan las ganas/ si yo ya te dije que me iba a casar/ con sólo tantito nada va a pasar
—Oh, yo no sé, aquí cantas muy al estilo de Buddy Holly
RG— Oh, yo no sé creo que es muy freudiana Javier Batiz dijo que era un himno contra la represión sexual Esta también es de mis experiencias personales, todas las broncas para conquistar a la chava Creo que salió cuando estuve en la obra Banda con Mario del MCC, Juan Jacobo Hernández y Norma Barroso
no hay manera de regresar la cinta/ Tu amor fue como un rock vivo/ dos tres manchas de tinta/ un requinto de jazz fugaz e improvisado/ una imagen en el aire de un pintor apresurado
—El lado A termina con Rock en vivo
RG— Es una rola romántica Trata de un amor efímero, el amor que nunca regresa, como un palomazo de rock Esta es otro tipo de literatura más elaborada, no es coloquial Y esto es lo más difícil en el rock El rock depende a quién te dirijas y para los chavos que no tienen educación, Rock en vivo les cuesta trabajo Como la de No tengo tiempo
Rockdrigo no quiere beber cerveza ni fuma durante la conversación Come otra torta y dice que no hace poco ha regresado de las playas francesas donde escribió muchas canciones e hizo ejercicios físicos El II Festival Rupestre se realizaría un mes después en el Museo del Chopo y él abrió, alternando con Roberto González, tocando una hora y cuarto en una presentación memorable
ratas entre comerciantes/ sacándote la cartera/ arriba y abajo en el metro/ ratas por donde quiera
—Ratas es la que empieza el otro lado de Hurbanoistorias
RG— ¡Ah, esta es la que más me gusta! Esta es la de las ratas del DF, el sistema más López Portillo, Durazo, los empresarios es toda una caracterología Y es que este sistema no me gusta, es un sistema de gandallas explotadores, avaricial, cerrado Margina el arte y la vida Y a la canción hay que darle su dimensión humana, composiciones que representan la creatividad de la naturaleza Pero fíjate no estoy haciendo nada nuevo No es una moda, la crítica de Ratas es actual En una sociedad contradictoria, los hombres somos contradictorios y también nuestras obras Pero hay que ser más activos, porque este sistema nos reprime desde niños Ahora los chavitos sólo piden tener un poco de sueño de libertad fuera de la ciudad, amontonados en Chapultepec
mejor hago caso o le doy un balazo/ ¿no se ha dado cuenta que estoy muy alterado?/ Ya lo dijo Freud no me acuerdo en qué lado/ sólo la experiencia que ha experimentado
—Estación del Metro Balderas es una canción redonda por su discurso y música Completa bitleana
RG— Yo quería hacer una rola de un abandono amoroso Pensé en alguna estación del Metro que fuera de transborde, de conflictos, donde la gente se amontonará más y busqué la rima
—Alejandro Lora de El Tri hizo una versión que recuerda a Niel Young en Helpless
RG— una vez que alteramos al Alejandro le gustó mucho la pieza y me pidió que si podía cantarla Muchos chavos creen que es suya la rola Pero es muy distinta Le cambió todo Al final la chava se mete al talón Ahora cuando la toca ya la anuncia: “Esta es una rolita del maese Rodrigo” Y musicalmente Niel Young es uno de mis cantantes rupestres preferidos Por él uso la armónica más que por Bob Dylan La rola no tienen que ver con mi experiencia personal no existió ninguna chava que me abandonó en el Metro Balderas
¿qué harás con la violencia de tus tardes/ y las noches en tus calles/ y tus parques y edificios coloniales/ convertidos en veloces ejes viales?
—Sigue Vieja Ciudad de Hierro
RG— Es una rola bonita No es rock, sino una baladita No es coloquial Ahí está digamos que el cronista rocanrolero de la ciudad
tenía muchas canicas de muchos colores/ grandes, medianas, cayucos y balines/ también tenía agüitas y ojos de gato/ y una que otra de barro para no discriminar
—Canicas
RG— Tenía 15 años cuando la compuse Lo hice en serio, pero es una rola cómica Ahí hay una exageración ad absurdum: un hombre que tiene obsesión por las canicas Es tan goloso que se las come y se muere Así que es una rola contra la gula De plano es una pieza que no puedes evitar componer Muy de comic
no tengo tiempo de cambiar mi vida/ la máquina se ha vuelto una sombra borrosa/ y aunque soy la misma puerta que han negado tus ojos/ sé que tengo tiempo para atracar en un puerto de amor
—No tengo tiempo (de cambiar de vida)
RG— Trata de un cuate reflexionando acerca de que el sistema industrial de trabajo no deja desarrollarlo espiritualmente Y es que hasta el tiempo te lo programan, te dicen qué debes hacer durante los wikends, no buscarte a ti mismo, sino en qué gastar tu lana Esta rola es diferente a la de Yo no sé
no es el pájaro uyuyúi/ pero llegó del cielo/ Tampoco el gallito inglés/ pero causa más desvelo/ De cuello largo y cabezón/ pelón porque carece de pelo/ ¿sabes quién es?
—El ET
RG— Otra de mis rolas fálicas Un espejo de machismo, que a su vez representa lo que me refleja el mismo personal que me escucha Es la publicidad subliminal de los gringos, en su versión mexicana Ya ves que el pene se presta para el albur en la escatología mexicana Esta onda ya la están explotando grupos como Botellita
Cuando Rockdrigo sale de la fonda, declina el tianguis hacia las 3 de la tarde sin embargo, algunos chavos lo reconocen y llaman para que toque algunas piezas Tampoco acepta fumar o tomar y en cambio ofrece rolas como ET o El feo Ahí agota las caséts que lleva, a 500 pesos cada uno Nunca repitió la edición única de Hurbanoistorias También grabó ningún disco De las trescientas piezas que dijo componer, algunas quedaron en Radio Educación Dos tres más con Modesto López A José Xavier Navar le dio dos caséts con rolas y rollos Fausto Arrellín, guitarra y teclados en el grupo “Qual” que acompañó a Rockdrigo hasta su muerte, también tiene grabaciones y conoce otras por su amistad con él Chac, quien montaría un espectáculo y había trabajado anteriormente con Rockdrigo, tenía material grabado Todo esto deberá editarse y las ganancias de su difusión las merecerá la hija de Rockdrigo y su familia Descansará así en la paz el cantor rupestre

Comentarios