“Yo acuso” de Azul Almazán

La clavadista Azul Almazán se queja Se dice víctima de: Terrorismo psicológico, discriminación, amenazas, abuso de poder, torturas mentales, insultos Todo eso le produjo: estrés, colitis nerviosa, alteraciones en su ciclo menstrual y endurecimiento de sus sentimientos
De eso trata de recuperarse en Houston, Texas
La mexicana de 19 años, quien representó a México en los Juegos Olímpicos de Sidney 2000 en las pruebas de clavados sincronizados y trampolín de tres y 10 metros individual, dice que la gota que derramó el vaso fue una declaración que hizo el entrenador del equipo nacional, Jorge Rueda, quien la llamó irresponsable por no haberse presentado a entrenar durante ocho meses
Azul, seleccionada nacional desde el 8 de mayo de 1995, rompe el silencio y acusa a su exentrenador Francisco Rueda, hermano de Jorge, de haberla convertido en un títere, en una persona vacía y de intentar destrozarle la vida

Desde su dormitorio en la Universidad de Houston, donde estudia Comunicación Gráfica y forma parte del equipo de clavados, Almazán López asegura que está tratando de olvidar el infierno que vivió, debido a su afán por llegar a unos Juegos Olímpicos
“Hago estas denuncias porque quiero evitar que se sigan dando abusos en ese círculo tan hermético y cerrado que es el equipo de clavados No creo que se tenga que pagar un precio tan alto como el que yo pagué por ir a Sidney”
Cuenta que Paco Rueda tenía su mente dominada Que había días en que su entrenador la hacía sentir muy bien y otros en que con sus palabras la deshacía: la llamaba gorda, lesbiana —porque usaba el cabello muy corto y nunca la veía con hombres—, le pedía que se alejara de sus padres, la criticaba porque no actuaba como sus otros compañeros
“Yo confiaba ciegamente en él Hizo que confiara en él porque gracias a su ayuda mejoré mucho en los clavados Lo admiraba Pero me volví retraída, odiosa, acomplejada Estaba frustrada”
Todas las inconformidades de Azul Almazán están resumidas en una carta de seis hojas que entregó a la ahora desaparecida Comisión Reorganizadora de la Federación Mexicana de Natación Se queja de que nadie le ha hecho caso De que la complicidad que existe entre los propios clavadistas, los entrenadores y los dirigentes de la federación, ocultan “la verdad de los clavados”
A Francisco Rueda no le importa lo que Azul diga de él: “Yo no la he dejado de querer La aprecio, Pero eso sí, nunca la volvería a entrenar ni a ella ni a Cristina Millán Esas dos niñas son igual de raras Son inadaptadas Nadie las quiere Tienen problemas con todos”
Cristina Millán, quien ahora trabaja como comentarista de clavados y nado sincronizado para Televisión Azteca, formó parte del equipo de primera fuerza de clavados Hace unos meses, durante una junta de la Comisión Reorganizadora, en la que se encontraban el presidente del Comité Olímpico Mexicano, Felipe Muñoz, Millán denunció que fue víctima de acoso sexual por parte de Francisco Rueda, quien integró el equipo mexicano que concursó en los Juegos Olímpicos de Montreal 76
A Millán —según su versión—, Francisco Rueda se le insinuó muchas veces Le pedía que se fuera con él, que nadie se iba a dar cuenta Le propuso que fuera su amante, pero le dejó bien claro que antes que ella estarían su esposa, Jessica Ayala, exalumna de Paco, y sus hijos
Cuando Cristina le dijo que no quería nada con él, Paco le contestó: “Perfecto Haber cómo le haces para ir a Juegos Olímpicos”
Rueda responde: “Creo que Cristina estaba enamorada de mí, y como no le hice caso me acusa de eso A Azul lo que le pasa es que me tiene rencor porque sintió que la relegué, después de que durante mucho tiempo fue mi única clavadista, cuando llegó Laura Sánchez”
Las describe como niñas solitarias y aisladas que siempre quisieron ser diferentes al resto de sus compañeros: “Se sentían especiales Eso se los enseñaron sus padres y yo creo que está mal”
Azul cuenta que a pesar de los desprecios de sus compañeros, quienes la califican de “fresa”, de “creerse mucho”, nunca se metió con nadie Pero tampoco estaba dispuesta a soportar abusos
“Paco me pidió que no participara en el selectivo de tres metros para que Laura Sánchez pudiera ir a Juegos Olímpicos Como no acepté me amenazó Me dijo que en el selectivo los jueces estarían de acuerdo para calificarme mal Cruzó apuestas en mi contra Me tiré bien los clavados y califiqué Desde entonces me quedé sin entrenador”
Explica que siempre fue despreciada porque representaba a la Alberca Olímpica y que Rueda le exigía que se cambiara al Seguro Social Como no aceptó le dijo que entonces le tendría que pagar 5 mil pesos al mes La sacó del Centro Deportivo Olímpico Mexicano
Ivar Sisniega, expresidente de la Comisión Nacional del Deporte, recuerda que tuvo que pedirle a Rueda que no presionara a la atleta con la exigencia de cambiarse de club
El Instituto del Deporte del Distrito Federal envió al Comité Olímpico Mexicano el pago correspondiente para que Azul pudiera seguir entrenando ahí Aunque sin entrenador
Acciones legales
Vicky López de Almazán, mamá de Azul, revela que próximamente presentará una denuncia penal contra Francisco Rueda, por todo el daño que le causó a su hija: “Mi familia no va a dejar que esto pase inadvertido Paco lastimó a Azul La cambió La ofendió Intentó sobornarla al pedirle que desistiera de competir en trampolín de tres metros en Sidney para que Laura Sánchez pudiera ir Como mi hija nunca accedió a todas sus exigencias le hizo la vida imposible”
A Rueda no le preocupa De hecho, insiste en que está esperando la demanda para poder defenderse por que hasta ahora lo único que existen son habladas “y a esas no les hago caso”
Para Jorge Rueda, entrenador desde hace 37 años, es absurdo prestar atención a “las acusaciones y mentiras que hacen una niña enferma y manipulada por sus enfermizos padres que siempre están sobre de ella, y a otra lorenza”, señala refiriéndose a Azul y Cristina, respectivamente
Insiste en que metería las manos al fuego por su hermano y, al igual que Paco, que se siga el caso con base en la ley y si se comprueba que se castigue a quien sea culpable
El teniente coronel Alonso Pérez, quien estuvo al frente de la Comisión Reorganizadora de la Federación Mexicana de Natación (FMN), y quien recibió la carta con las acusaciones de Azul, dice que turnó al nuevo presidente de la federación, Javier Careaga, toda la documentación del caso para que le de seguimiento Explica cómo se tiene que desahogar:
“Tiene que haber un careo entre Azul y Paco En Asamblea General de la Federación se tiene que resolver Es algo complicado porque son dimes y diretes Esto es algo que sucede muy a menudo Se da por el trato que existe cuando hay hombres y mujeres”
No entiende por qué Azul no denunció en el Ministerio Público al entrenador cuando le hacía todo lo que escribió en la carta “Los papás sabían y no hicieron nada Es hasta meses después cuando nos lo dicen A mí me parece muy extraño que hayan dejado pasar tanto tiempo”
Dijo además que al día siguiente de que Azul le entregó la carta, unos 40 padres de familia, acompañados por Cristina Fink, psicóloga del equipo de clavados, se presentaron con cartas para manifestarle su apoyo a Rueda “Todos dicen que es excelente persona Lo que veo es que Paco tiene testigos de que no es como Azul lo describe Azul no tiene testigos que la apoyen”
A pesar de sus marcadas diferencias en el terreno de los clavados, los hermanos Rueda coinciden en algo: Azul es manipulada por la exentrenadora del equipo de clavados de la Alberca Olímpica, Norma Baraldi, “quien lo que quiere es quitarnos el puesto de entrenadores y ponerse ella Por eso todo lo quieren destruir” Dicen que en México no hay buenos entrenadores de clavados y que ellos sí han dado resultados “Si alguien no está de acuerdo con nuestro trabajo que nos digan y nos vamos Pero no sabemos a quién van a traer”
Norma Baraldi niega que tenga intenciones de llegar a la selección nacional y que por ello haya manipulado a Azul Almazán: “Azul reaccionó sola ante las ofensas de las que fue objeto No he manipulado a nadie Me da mucha lástima que Paco y Jorge Rueda opinen así de quienes fueron sus alumnas Cristina y Azul son comprometidas con sus entrenamientos Nunca fueron indisciplinadas No se adaptaron a ciertas conductas de sus compañeros con las que no estaban de acuerdo”
La sentencia
Azul está sentenciada por el entrenador nacional: “Tiene el camino cerrado conmigo Jamás podrá entrenar con mi equipo si no pide una disculpa Aunque me la impongan Todo lo que ha dicho son difamaciones Con mis 37 años como entrenador garantizo a todos los papás de los muchachos que están en clavados que sus hijos están bien Que no hay ni ha habido abusos”
Jorge Rueda estalla y voltea los papeles Acusa a Azul de haberse tirado mal en la prueba de sincronizados en plataforma de 10 metros para afectar a María José Alcalá: “Decidí quitar a Jashia Luna y poner a Azul porque vi en los entrenamientos que ella tenía más capacidad para ayudar a conseguir una medalla Lo que hizo en la prueba todavía no me lo explico Lo único que puedo pensar es que lo hizo mal con dolo para que María no ganara Quedaron en octavo lugar en Sidney, cuando estaban preparadas para medalla Fue culpa de esa niña”
Azul lo desmiente: “Un mes antes de Sidney, Jashia ya no se quiso tirar de 10 metros y me pusieron a mí, no por darme la oportunidad, sino para que María compitiera Ella se quería retirar con una medalla No me dejaron entrenar para mis pruebas individuales de tres y 10 metros Todo el tiempo se lo dediqué a sincronizados”
Asegura que fue ignorada durante los entrenamientos Que nadie la veía tirarse los clavados Ni Paco ni Jorge le hicieron caso
Pero Paco dice otra cosa: “Ella no se definía con quien quería entrenar Yo le decía una cosa y no me obedecía por hacerle caso a Jorge Como no me pelaba la dejé que hiciera lo que quisiera”
Francisco Rueda acostumbraba darles masajes a sus alumnas Lo hacía con el traje de baño hasta la cintura “Decía que sus masajes eran los mejores Yo nunca dejé que me tocara”, narra Azul Rueda: “Les daba masajes porque acababan todas adoloridas Eran con el traje bajado porque el aceite revienta la licra Ahora, aunque estén todos jodidos, a nadie le doy masaje Así me evito problemas gratis”
Cuando se pregunta a los entrenadores nacionales cómo es el ambiente entre los clavadistas seleccionados, ambos utilizan los calificativos de “cordial”, “respetuoso”, “padre”, “normal”
Paco va más allá y reconoce que las mujeres son muy envidiosas: “Eso ha sido siempre Entre las mujeres hay envidias porque quieren ser las únicas Cuando llegan las nuevas hay problemas Son envidias naturales Eso le pasó a Azul con Laura”
Jorge Carreón, exclavadista y entrenador del Centro de Actividades Acuáticas de Alto Nivel, opina diferente Asegura que es un degenere el equipo de clavados Que Francisco Rueda “quiere con todas” y a la que le dice que no la tacha de enferma o lesbiana: “No sé por qué nadie hace nada Están esperando a que violen a alguien para que tomen cartas en el asunto Paco tiene varios antecedentes de acoso sexual Los casos de Karla Calderón, Nancy Peláez, Cristina Millán, Yolanda Hernández, por decirte algunos A mí una vez me dijo que quería todo con Cristina Nancy salió huyendo del CDOM
“Lo peor es que los papás lo consienten porque saben que no hay de otra Si alguien quiere hacerla en los clavados tiene que entrenar con los Rueda Hay muchos inconformes, pero se aguantan No hay de otra”
Carreón ofrece otro ejemplo: “En una gira a Rusia me tocó compartir la habitación con Paco Metió a una rusa y tuvo relaciones sexuales con ella Yo estaba en la cama de al lado y ni por eso se detuvo Este hombre no tiene moral Está enfermo”
Jorge Mondragón, quien integró los equipos de clavados en los Juegos Olímpicos de 1980, 84, 88 y 92, califica al ambiente que se vive dentro del equipo nacional como “muy sucio” Dice que entre clavadistas y entrenadores las relaciones sentimentales van mucho más allá de las que tradicionalmente se ven entre alumnos y profesores en un nivel de alto rendimiento
Sobre Paco Rueda se pueden contar muchas historias, según Mondragón Recuerda ésta: “Al Abierto de Texas fueron los alumnos de Paco en una camioneta Jugaron cartas apostando prendas Todos terminaron sin ropa Después del juego, Paco tuvo relaciones sexuales ahí mismo, delante de todos, con una de sus alumnas, que en aquel entonces tenía 15 años Cuando el papa de la niña se enteró buscó a Paco Le reclamó Pero eso no fue todo Se enteró después que el entrenador había hecho lo mismo con su otra hija de 14 años Lo quiso matar”
Azul Almazán dice que respeta a sus compañeros por que al igual que ella “aguantan vara Ese es el secreto para llegar al equipo de clavados que comandan los hermanos Rueda”
La vicepresidenta de clavados de la FMN, María José Alcalá, señala que nunca recibió la carta de Azul Almazán y que lo poco que sabe del caso “es de oídas” Sin embargo, aclara que la clavadista no ha dejado de ser preseleccionada y que si se gana un lugar en la selección no tendrá ningún impedimento para formar parte del equipo nacional
En cuanto a las acusaciones contra Francisco Rueda, dice que si Almazán López presenta pruebas y se comprueba que todo es cierto, los responsables serán sancionados:
“Se necesita comprobar que lo que Azul dice es cierto Que venga y presente testigos Mi responsabilidad es no permitir abusos ni malos tratos, tanto físicos como mentales Si se comprueba se castigará a los culpables Pero si por el contrario Azul miente, también habrá sanciones”
Aclaró que Azul no tiene por qué sentirse relegada o no querida por la FMN, donde cuenta con todo el apoyo para que pueda seguir compitiendo por México

Comentarios