Todo apunta a que Aseguradora Hidalgo pasará a manos del capital extranjero

México, D F (apro)- Fallida su venta hace dos años, el gobierno federal privatizará Aseguradora Hidalgo mediante un proceso que, iniciado desde mayo pasado, arroja más dudas que verdades

Pero no sólo eso, y lejos de darle “valor agregado” para hacerla más atractiva, el propio gobierno federal ha dispuesto en el último año de cerca de 11 mil millones de pesos de sus reservas y toma de utilidades, para financiarse, lo que ha provocado que la calificación de la empresa esté en proceso de revisión a la baja

Con cuatro postores a la vista –BBVA-Bancomer, Seguros Génesis, Grupo Financiero Inbursa, Grupo Nacional Provincial y New York Life–, existen evidencias, además, de que el gobierno federal buscará que Aseguradora Hidalgo (AHISA) quede en manos de empresas extranjeras, con el objetivo de imprimirle competitividad al sector asegurador mexicano

El ánimo privatizador del gobierno de Vicente Fox se pondrá a prueba nuevamente con la venta de la Aseguradora Hidalgo –refugio de políticos en desuso–, luego de la magra licitación de Bancrecer y la fallida desincorporación de Cintra

En los primeros cinco meses de este año la compañía registró una utilidad neta de 537 millones de pesos, 220 millones más en comparación con la ganancia observada en el mismo periodo del año anterior, a pesar de la desaceleración económica

Al cierre del año pasado, la utilidad neta de la aseguradora del gobierno federal, que concentra 51 por ciento del mercado de los seguros de vida en México, registró la cifra histórica de 9571 millones de pesos, lo que confirmó que es la única empresa gubernamental capaz de mantenerse operando con números negros y sin subsidios

El gobierno federal –titular de 7475 por ciento de las acciones, el resto son propiedad de Petróleos Mexicanos– emprendió una serie de medidas que han depreciado los activos de AHISA, cuyo valor se calcula en alrededor de mil 200 millones de dólares, pero se estima que su venta estaría muy por debajo de ese precio

Ello, a pesar de ser líder en el mercado de seguros de vida con primas directas por 3 mil 714 millones de pesos, reservas técnicas por 11 mil 200 millones y 79 millones de clientes, entre los que se incluyen los casi 3 millones de burócratas federales, que la ubica por encima de las firmas privadas GNP, ING Comercial América y New York Life, propietaria de Seguros Monterrey

De acuerdo al “Estado Financiero Concentrado” de la paraestatal constituida en 1931 bajo el nombre de La Mutualista Compañía Nacional de Seguros sobre la Vida, Sociedad Cooperativa Limitada, en 1994 sus utilidades se ubicaron en 111 millones de pesos, pero siete años después alcanzaron los 298 millones El año pasado las ganancias se ubicaron en 957 millones

Tan sólo el grupo Savia, presidido por Alfonso Romo, vendió en julio pasado a la holandesa ING Insurance 87 por ciento de las acciones de Comercial América, en casi dos mil millones de dólares

Según documentos obtenidos por Apro, presentados al Consejo de Administración de la paraestatal en agosto y septiembre, AHISA podría explotar aún más la tendencia “positiva” del mercado asegurador, pero también tiene un soporte oficial claro: entre sus clientes se encuentran servidores públicos pensionados y jubilados de gobiernos municipales, estatales y federal

Ante la anunciada venta, transnacionales del ramo se aprestan a intervenir en la venta de seguros a la burocracia El 16 de octubre, el presidente mundial del Grupo Zurich, Rolf Hüppi, adelantó que no entrarán a la compra de AHISA, pero sí abrirán una estrategia para intervenir en ese sector del mercado asegurador

De hecho, la transnacional tiene contratos con trabajadores de Puebla, Jalisco y la ciudad de Laredo y, una vez que la paraestatal sea privatizada, esperan que no haya un tipo de monopolio de los seguros a la burocracia

Sin embargo, al interior del propio Consejo de Administración de AHISA han surgido diferencias por el apurado proceso de privatización en manos del subsecretario de Hacienda y Crédito Público, Agustín Carstens Cartens, quien desde mayo advirtió que la paraestatal sería privatizada antes de que culminara este año

Joel Ayala, líder nacional de los burócratas, dijo a integrantes del Consejo de Administración que se podrían esperar “mejores tiempos” para la privatización, con el fin de evitar que la empresa sea malbaratada

Lo que prácticamente es un hecho es que AHISA pasará a manos de capital extranjero

La extranjerización

Jaime Carreño, especialista en el sector asegurador de Standard & Poor´s, explica que a las empresas mexicanas les gustaría competir por Aseguradora Hidalgo Sin embargo, y debido a su participación de mercado en seguros de vida, que sobrepasa 50 por ciento, la Comisión Federal de Competencia los vetaría y quedarían fuera del proceso

El analista señala que las aseguradoras extranjeras, principalmente estadunidenses y europeas, verán con buenos ojos participar en el proceso de licitación anunciado

“Además de ser una empresa triple A, las compañías extranjeras deben buscar diversificar sus inversiones, ya que sus mercados son maduros y sus crecimientos futuros son marginales En los mercados desarrollados el sector asegurador participa con 8 por ciento del PIB y en México apenas tiene 15 por ciento de la economía, por lo que el crecimiento de este rubro será mayor”, agregó

Por su parte, la calificadora Putnam Lovell, destaca a New York Life como uno de los postores más fuertes Indica que la aseguradora expande sus negocios hacia economías emergentes como la mexicana, y prueba de ello es que adquirió recientemente Seguradora America Do Sul, compañía brasileña de seguros

Urgida venta

El 22 de octubre, la SCHP publicó en el Diario Oficial de la Federación la convocatoria para adquirir la totalidad de los títulos representativos del capital social de AHISA De acuerdo con la invitación de venta, a la empresa compradora se le endosarán las pólizas que AHISA mantiene con el gobierno federal hasta el 31 de diciembre de 2004

La convocatoria establece: “Es importante destacar que las utilidades derivadas de las pólizas colectivas constituyen una pequeña parte de las utilidades totales de la compañía, ya que dichas utilidades se derivan en su mayor parte de la suscripción de pólizas individuales por las que AHISA compite de forma abierta con el resto del sector asegurador”

Sin embargo, los documentos de la paraestatal obtenidos por Apro, advierten que el soporte de la aseguradora son precisamente las pólizas colectivas, esto es, los seguros contratados por la burocracia

Al primer trimestre de este año, AHISA obtuvo 17 millones de pesos por seguros colectivos y de grupo, los cuales en diciembre de 2000 representaban un total de 77 millones de personas con pólizas, y para marzo de 2001 la cifra ascendió a 79 millones

Mientras en seguros individuales AHISA llegó a ocupar el primer lugar de venta el año pasado, al concentrar 24 por ciento del mercado con ventas por 665 millones de pesos, para el 2001 descendió a la segunda posición a nivel nacional en ese rubro, por la feroz competencia de empresas transnacionales

La venta se ejecutará pese a la experiencia sucedida en 1999, cuando la SCHP anunció la venta de 49 por ciento de las acciones de AHISA, con el fin de que el gobierno federal y Pemex continuaran teniendo la mayoría del capital social de la empresa, conformado por dos mil acciones con valor nominal de 250 mil pesos, lo que representa 500 millones de pesos

El 24 de agosto, el Consejo de Administración de la paraestatal avaló junto con las comisiones intersecretariales de Gasto, Financiamiento y Desincorporación el proceso de venta, pero el 26 de marzo de 2000, la CFC desechó la parcial desincorporación, sin descartar que en el futuro pudiera enajenarse el ciento por ciento de las acciones

Hambriento de recursos frescos, trabada la posibilidad de privatizar la explotación de petróleo y energía eléctrica, en mayo el gobierno federal anunció la venta de AHISA Desde entonces han surgido, por un lado, descalificaciones hacia la paraestatal para depreciar su costo y, por el otro, la defensa de directivos de la aseguradora, quienes advierten que la privatización no necesariamente implica malbaratar un bien público

Así, por ejemplo, el 3 de octubre Standar & Poor’s (S&P) advirtió que el gobierno federal había retirado recursos de la paraestatal, la cual sufría de disminución de capacidad para generar ingresos y un pobre desempeño en líneas de negocios, por lo que la calificación de AHISA, o sea el precio, podría verse reducido

En un comunicado, S&P indicó que el capital ajustado de la empresa descendió en 64 por ciento, debido a que en los últimos 18 meses el gobierno, como accionista mayoritario, “retiró importantes recursos” de la paraestatal

Un día antes, el Consejo de Administración determinó aplicar un dividendo de los ejercicios anuales anteriores por 2 mil 669 millones de pesos, lo que implicó una reducción de 44 por ciento del capital-base de la empresa

“El monto de recursos que el gobierno federal ha retirado de la aseguradora es significativo, por lo tanto Standar & Poor’s evaluará los planes de corto plazo de la compañía y su impacto en el nuevo perfil de financiero”, apuntó la calificadora internacional

En ese sentido, precisó que a AHISA tiene una calificación, en su escala Caval, de “mxAAA”, que es la máxima calificación para el mercado mexicano Sin embargo, Jaime Carreño, analista de la calificadora, informó que se puso en revisión especial negativa a la empresa, debido al retiro de utilidades que ha llevado a cabo el gobierno federal en el último año

“La revisión significa que en un plazo de 90 días podríamos confirmar la calificación o bajarla a “mxAA+”, comentó en entrevista

El especialista dijo que esperarán a que el gobierno dé a conocer los planes que tiene en el corto plazo, y ver la capacidad de generar ingresos e incursión en otras líneas de seguros que tiene la compañía

“No es que la empresa deje de cumplir sus obligaciones; si modificamos nuestra calificación, podría pasar de excelente a muy buena”, por lo que bajaría un nivel en la escala

El ánimo privatizador a favor de capital extranjero del gobierno de Vicente Fox se retrata en el comunicado de prensa emitido por la SCHP el 22 de octubre, con respecto de la emisión de convocatoria para la venta de AHISA:

“De esta manera (con la convocatoria), el gobierno federal reitera su firme compromiso de participar activamente en el proceso de reforma estructural de la economía mexicana La venta de AHISA permitirá al sector público liberar recursos que podrán ser orientados a sectores prioritarios, como la educación, la salud y la inversión en infraestructura Adicionalmente, fomentará la competitividad del sector asegurador en nuestro país, contribuyendo así a su crecimiento, tal como lo establece el Plan Nacional de Desarrollo 2001-2006” 27/11/01

Comentarios