Ordena Bush dar licencia a camioneros mexicanos para ingreso a EU

Washington – En cumplimiento parcial con los estatutos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) que Estados Unidos venía violando en el inciso de los transportes desde 1995, el presidente George W Bush ordenó “modificar la moratoria” a la entrega de licencias a los camiones de carga y de pasajeros de México para su eventual entrada a territorio estadunidense
Técnicamente, Bush le abrió la frontera a los camioneros mexicanos, pero en la práctica solamente ordenó una acción cosmética, porque la entrega de las licencias, a los camioneros que las pidan, queda sujeta al cumplimiento de un sin fin de condicionamientos que, además, ahora quedarán bajo la supervisión del nuevo Departamento de Seguridad Doméstica, cuyo objetivo es combatir al terrorismo
“Los motores de carga con domicilio en México operando en Estados Unidos estarán sujetos a las mismas leyes federales y estatales, regulaciones y procedimientos que se le aplican a los camiones en Estados Unidos Estas incluyen regulaciones de seguridad, como pruebas requeridas sobre pruebas de alcohol y drogas, requerimientos de seguro (del automotor, chofer, carga o
pasajeros), pago de impuestos y cuotas (de uso de carreteras); y otras leyes y regulaciones aplicables, incluyendo aquellas administradas por el Servicio de Aduanas, el Servicio de Inmigración y Naturalización, el Departamento del Trabajo y agencias federales y estatales de protección ambiental”, estableció Bush en el memorándum que envió al Departamento de Transporte para que fuera publicado en el Diario Oficial
“La moratoria era lo que siempre había impedido la entrada a los camiones mexicanos a Estados Unidos desde que fue instituida en 1982 por el expresidente Ronald Reagan; de entonces a la fecha se renovaba cada dos años Sin embargo, dentro de los estatus del TLCAN, los camiones de los tres países firmantes están obligados a cumplir con las medidas del marco regulatorio que tiene cada país en cuestión de seguridad, de impuestos, procesos fiscales, etcétera, pero esto es un avance y es lo que México peleaba desde hace 7 años, es lo que tenía que haber sucedido desde el 17 de diciembre de 1995”, dijo a Proceso Martín Rojas, director de operaciones transfronterizas de la American Trucking Association
De acuerdo con una fuente de la administración Bush que solicitó el anonimato, el mes pasado (octubre), por conocer de antemano la decisión que hizo pública este día la Casa Blanca -el Departamento de Transporte se les adelantó-, 75 compañías de transporte de carga de México sometieron los documentos para obtener las licencias
El gobierno de Vicente Fox había estado luchando para que Bush eliminara todos los condicionamientos o pruebas a las que están sometidas las empresas de transporte de carga y pasajeros de México, que son distintas a las que Estados Unidos le impone a las canadienses que circulan con mucha facilidad y toda libertad en todo el territorio de la Unión Americana
“Primero, a los motores de carga con domicilio en México que califiquen, se les permitirá obtener la autorización de operación para transportar pasajeros en servicios de autobuses transfronterizos Segundo, a los motores de carga con domicilio en México que califiquen se les dará permiso para operar servicios de carga transfronteriza Se mantendrá la moratoria en la entrega de estos certificados o permisos a los motores de carga con domicilio en México para la realización de servicios de camiones de carga o autobuses de pasajeros entre puntos en los Estados Unidos Estas modificaciones se harán efectivas en la fecha de este memorándum”, indicó Bush en el documento que envió a Norman Mineta, el secretario de Transporte estadunidense
Así, los camiones de carga y de pasajeros de México que cumplan con todos los requerimientos que les impuso la administración Bush podrán ahora sólo realizar servicios transfronterizos
Las licencias que solicitarán al Departamento de Transporte están todavía sujetas a la supervisión de los departamentos de Justicia, de Seguridad Doméstica “y otros departamentos, agencias y oficinas federales para ayudar a garantizar la seguridad de la frontera y prevenir amenazas potenciales a la seguridad nacional”, agregó el presidente de Estados Unidos
Bush pidió celeridad al cumplimiento de su mandato, en cumplimiento del acta 49 USC 13902 (c)(5)

Comentarios

Load More